Oleada de protestas y disturbios en Países Bajos contra el nuevo confinamiento
  1. Mundo
PROTESTAS EN Países Bajos

Oleada de protestas y disturbios en Países Bajos contra el nuevo confinamiento

Los policías tuvieron que usar cañones de agua, agentes montados a caballo y perros para disolver a la muchedumbre en Ámsterdam, que se manifestaba por el nuevo toque de queda

placeholder Foto: Un coche en llamas en Eindhoven, tras las protestas contra el confinamiento. (EFE)
Un coche en llamas en Eindhoven, tras las protestas contra el confinamiento. (EFE)

Bicicletas incendiadas, gases lacrimógenos y coches calcinados. Ese el parte inicial de los enfrentamientos entre los manifestantes contra el confinamiento y la policía neerlandesa este fin de semana, que se saldó con cientos de detenidos. Este domingo, cientos de personas se congregaron en varios puntos del país, en especial en Ámsterdam y Eindhoven, para protestar por las nuevas medidas del Gobierno para frenar la expansión del coronavirus.

Los policías tuvieron que usar cañones de agua, agentes montados a caballo y perros para disolver a la muchedumbre en Ámsterdam, que protestaba contra el primer toque de queda puesto en marcha en el país desde la II Guerra Mundial. Actualmente, Países Bajos continúa en una tendencia decreciente de casos de coronavirus, con 4.924 contagiados este domingo y con un total de 13,540 muertes.

Todo empezó el sábado, en vísperas de la primera noche en la que se aplicaban las medidas confinatorias más duras. En Urk, según explicaba la agencia EFE, las tensiones empezaron después de entrar en vigor el toque de queda, con una manifestación en la que participaron decenas de personas contra esta restricción, y que lanzaron fuegos artificiales y piedras a los agentes, destrozando varios coches de policía.

Los manifestantes condujeron cientos de vehículos tocando los cláxones y provocaron un incendio en uno de los puntos instalados por la junta sanitaria regional (GGD) para realizar las PCR de detección del covid-19 a los residentes del municipio.

"Me da vergüenza lo que está pasando"

"Está siendo una noche dramática. Me da vergüenza lo que está pasando. En este momento y como alcalde, junto con el jefe de policía y el fiscal, solo tengo una vía: la orden de situación de emergencia con el despliegue de la policía antidisturbios. Queremos la paz y la calma en Urk", subrayó esta madrugada el regidor, Cees van den Bos.

La declaración de una "situación de emergencia" ('noodbevel', en neerlandés) solo ocurre en casos de disturbios, desastres o accidentes importantes, y autoriza al alcalde a dar todas las órdenes que considere necesarias para mantener el orden público y limitar el peligro.

Este toque de queda es la primera restricción a la movilidad que impone el Ejecutivo de Rutte desde que empezara la pandemia en marzo del año pasado. Hasta ahora, todos los Gobiernos hablaban de un "confinamiento inteligente" que únicamente recomendaba la distancia social y el aislamiento en casa.

Coches Disturbios Coronavirus
El redactor recomienda