'Rastreadores de covid': Hacia la siguiente vacuna y más allá
  1. Mundo
noticias esperanzadoras

'Rastreadores de covid': Hacia la siguiente vacuna y más allá

Pablo Pombo se sumerge en la prensa internacional y selecciona los artículos imprescindibles para estar bien informado sobre la pandemia. Una 'newsletter' diaria solo para suscriptores

Foto: Imagen: Laura Martín.
Imagen: Laura Martín.

Occidente no ha llegado todavía al pico de la segunda ola. Queda un invierno duro por delante. Sin embargo, la publicación de los datos de la vacuna Pfizer y BioNTech parece adentrarnos en una fase distinta de la pandemia. Hay esperanza. Todavía desconocemos bastante sobre este avance, falta información. Pero nadie duda de que harán falta más vacunas para avanzar más deprisa contra la enfermedad. Algunas parecen cercanas, con la misma tecnología que la primera, y los mercados lo huelen. Es posible que la economía pueda recuperarse a mayor velocidad. Es seguro que lo hará de manera desigual. Estamos tan pendientes del futuro que desatendemos el presente: 411 fallecidos el martes. En España, estamos normalizando la muerte.

Hacia la siguiente vacuna

Calcula y subraya 'Süddeutsche Zeitung' que “en el mejor de los casos, el 5% de todos los europeos y estadounidenses será vacunado entre enero y febrero. No se puede depender de una sola vacuna”. ¿Cuál podrían ser la próxima? Tres niveles.

Primero. “Hay cinco candidatos —una vacuna rusa y cuatro chinas— con poca información verificable sobre su seguridad o eficacia. Es poco probable que estas vacunas se apliquen en Europa y Estados Unidos”.

Foto:

Segundo. La vacuna de AstraZeneca y Oxford venía siendo una de "las favoritas" entre las más avanzadas. “Es una vacuna basada en vectores (...) y se ha demostrado que, posiblemente, este tipo de vacunas podría tener mayores efectos secundarios. El desarrollo de AstraZeneca tuvo que parar durante un largo periodo por dos enfermedades graves y una muerte”. La vacuna de Johnson & Johnson y Novavax también está basada en vectores.

Tercero. La vacuna desarrollada por Moderna funciona bajo el mismo concepto que la elaborada por Pfizer y BioNTech, la tecnología mRNA. “Probablemente, solo sea cuestión de (poco) tiempo que ponga sus resultados a disposición del público y las autoridades”.

Apuestas por Moderna

Bloomberg ubica la vacuna del laboratorio Moderna en el ojo del huracán de los mercados. Volatilidad. Sus datos se esperan para este mes. “Los resultados de Pfizer y BioNTech del pasado lunes han supuesto una bendición y una pesadilla para Moderna. La primera vacuna ha fijado un listón alto para la competencia al mostrar un 90% de eficacia. Pero las similitudes entre ambas son un buen augurio para Moderna”.

Fachada de unas instalaciones de Moderna. (Reuters)
Fachada de unas instalaciones de Moderna. (Reuters)

Bajistas y alcistas. “Las acciones de este laboratorio podrían moverse hasta un 15% en cualquier dirección hasta finales de noviembre y hasta un 26% de cara a finales de 2020. Moderna ha subido un 280% en lo que va de año”.

Tecnología mRNA

Además de la anunciada vacuna de BioNTech y Pfizer y la de Moderna, ya destacada en los textos anteriores, hay otros dos laboratorios que están trabajando con la plataforma mRNA: CureVac en Alemania y el británico Imperial College London.

'Financial Times' nos cuentan que la investigación se aceleró enormemente con la llegada de la pandemia, después de haber surgido como terapia contra el cáncer y de haber sido aplicada en la lucha contra otros virus —gripe común, zika, VIH—. ¿Cómo funciona? “Inyectando instrucciones genéticas que emiten a las células la orden de producir proteínas virales que preparan al sistema inmunológico”.

Además de la de Pfizer y la de Moderna, hay otros dos proyectos que trabajan con mRNA: CureVac y el Imperial College London

La información contiene un gráfico que contrasta la efectividad de otras vacunas con la desarrollada por Pfizer y BioNTech: gripe común no llega al 50%, hepatitis B no llega al 70%, tuberculosis o fiebre tifoidea, en torno al 80%, papiloma humano, cerca del 85%. La anunciada esta semana contra el covid: 90%. Tan eficaz como la existente contra la polio. Aunque superada por algunas otras: hepatitis A, rubeola, difteria o rotavirus.

¿Precio? Por el momento, solo se sabe cuánto ha pagado el Gobierno norteamericano por sus 100 millones de dosis: 19,50 dólares por unidad.

Tres preguntas clave

'The Guardian', muy en su estilo, elabora una pieza con las preguntas clave sobre la nueva vacuna. Seleccionamos tres que no hemos tratado todavía.

Primera. “¿Previene la vacuna contra la transmisión? Todavía no está claro si la vacuna podría proteger contra la infección por coronavirus o si lo hace simplemente sobre el desarrollo de los síntomas una vez que se ha producido el contagio”.

Foto: Foto: Reuters.

Segunda. “¿Protege la vacuna a los niños y a los ancianos? Todavía no se han publicado los datos desglosados por edad”. Los niños menores de 12 años no han entrado en el experimento. “No sería sorprendente que las personas más mayores no respondiesen tan eficazmente a esta vacuna como los jóvenes, pero es algo que tenemos que comprobar con los números”.

Tercera. “¿Durante cuánto tiempo dura la protección? La tasa de efectividad del 90% se calculó siete días después de la segunda inyección. Es probable que los resultados cambien a medida que se empiecen a recopilar datos a largo plazo”.

Impacto económico

Primeras reflexiones. “La vacuna contra el covid-19 podría impulsar la economía mundial, aunque no al mismo tiempo. Aumentan las esperanzas de rápida recuperación, pero el invierno plantea desafíos”, recoge 'The Wall Street Journal'.

“Podrían pasar muchos meses hasta que se administre la vacuna a suficientes personas y se puedan aliviar las restricciones que se han vuelto a imponer en Occidente. Las empresas más directamente golpeadas por el virus, en particular las que requieren relación personal como la restauración, los hoteles o el entretenimiento, van a tener que soportar meses de escasa demanda (...) Los responsables estadounidenses y de la eurozona esperan que sus regiones recuperen el volumen anterior a la crisis del covid en 2022”.

Aunque hagan falta meses para que el efecto de la vacuna empiece a notarse, "podría haber algunos beneficios a corto plazo"

Aunque hagan falta meses para que el efecto de la vacuna comience a notarse, “podría haber algunos beneficios a corto plazo con el resurgimiento del optimismo”.

El economista jefe del Banco de Inglaterra considera que la aprobación de la vacuna puede suponer un 'game changer' porque supondría terminar con la dinámica de “confinamiento y desconfinamiento”.

Occidente no ha llegado todavía al pico de la segunda ola. Queda un invierno duro por delante. Sin embargo, la publicación de los datos de la vacuna Pfizer y BioNTech parece adentrarnos en una fase distinta de la pandemia. Hay esperanza. Todavía desconocemos bastante sobre este avance, falta información. Pero nadie duda de que harán falta más vacunas para avanzar más deprisa contra la enfermedad. Algunas parecen cercanas, con la misma tecnología que la primera, y los mercados lo huelen. Es posible que la economía pueda recuperarse a mayor velocidad. Es seguro que lo hará de manera desigual. Estamos tan pendientes del futuro que desatendemos el presente: 411 fallecidos el martes. En España, estamos normalizando la muerte.

Pandemia Vacuna
El redactor recomienda