Sentencia para un cazador furtivo de elefantes en Congo: 30 años de cárcel
  1. Mundo
RESPONSABLE DE LA MUERTE DE 500 ANIMALES

Sentencia para un cazador furtivo de elefantes en Congo: 30 años de cárcel

Hasta la fecha, la caza furtiva en el congo era únicamente penada con un máximo de cinco años en prisión

placeholder Foto: Este cazador furtivo puede ser el responsable de la muerte de 500 elefantes. Foto: EFE Claus Bech
Este cazador furtivo puede ser el responsable de la muerte de 500 elefantes. Foto: EFE Claus Bech

Mobanza Mobembo Gerard, apodado "el carnicero de Nouabale Ndoki", ha sido condenado a 30 años de prisión en la República del Congo por caza furtiva de elefantes, tráfico de marfil, intento de asesinato de un guarda forestal, posesión de armas militares y otros delitos.

Se trata de la condena más alta dictada contra un cazador furtivo en el país, cuando la sentencia más dura hasta la fecha había sido de cinco años en prisión, pues normalmente este tipo de casos suelen terminar en un tribunal civil.

Foto: Un trabajador de un establecimiento de artesanía muestra un colmillo de elefante, en Hong Kong, en octubre de 2015. (Reuters)

Gerard, de 35 años y originario de la República del Congo, podría ser responsable de la matanza de hasta 500 elefantes desde 2008 en las múltiples expediciones de caza furtiva que ha perpetrado en el país, según sostiene la ONG internacional Wildlife Conservation Society.

Una cacería humana

El proceso de detención de este cazador furtivo se inició en 2018 tras un tiroteo entre Gerard y sus hombres y los guardas forestales del Parque Nacional de Nouabalé-Ndoki, en la República del Congo, que es un refugio de elefantes y está protegido por la UNESCO.

En 1980, había más de un millón de elefantes en África; ahora, su población apenas alcanza los 300.000 ejemplares

En ese enfrentamiento, en el que varios guardas resultaron heridos, tres de los hombres de Gerard fueron capturados y ayudaron a las autoridades a conocer el paradero del cazador furtivo, que fue detenido en mayo de 2018.

Gerard, no obstante, logró escapar un mes después, justo antes de la celebración de su juicio, aunque volvió a ser detenido en julio del año pasado.

placeholder
NAR13. BANGKOK (TAILANDIA), 09 11 2017.- Miembros de la Policía revisan colmillos de elefante requisados en la Aduana de Bangkok (Tailandia) hoy, 9 de noviemrbe de 2017. Las autoridades confiscaron hace dos días un total de 116 kg de marfil, 43 colmillos de elefante africano, con un valor de más de 156 mil euros, en el aeropuerto internacional de Suvarnabhumi en un vuelo procedente del Congo. EFE Narong Sangnak

"La sentencia es la culminación de más de tres años de trabajo de la Unidad de Delitos contra la Vida Silvestre y el Departamento de Lucha contra la Caza Furtiva del Parque Nacional Nouabalé-Ndoki", ha declarado Wildlife Conservation Society a través de un comunicado citado por LAD Bible.

Mensaje a otros cazadores

Esta organización ha elogiado a la República del Congo por aplicar una pena tan dura y espera que esto envíe un mensaje disuasorio a otros cazadores furtivos que, hasta la fecha, podían enfrentarse a solo una pena máxima de cinco años de cárcel.

En 1980, había más de un millón de elefantes en África: ahora, su población apenas alcanza los 300.000 ejemplares. Además de por el marfil de sus colmillos, se les persigue cada vez más al entrar en contacto con poblaciones humanos en expansión.

Caza ONG Delincuencia Animales Maltrato animal
El redactor recomienda