La Python Bowl arrasa en Florida: así es la competición de cazar serpientes birmanas
  1. Mundo
ESTE AÑO SE HAN CAPTURADO 80 EJEMPLARES

La Python Bowl arrasa en Florida: así es la competición de cazar serpientes birmanas

Durante diez días, los participantes se enfrentan al reto de cazar pitones birmanas, una especie invasora que puede alcanzar más de seis metros de longitud

Foto: Las pitones birmanas pueden llegar a medir más de seis metros y se han convertido en un problema medioambiental (EFE/MyFWC)
Las pitones birmanas pueden llegar a medir más de seis metros y se han convertido en un problema medioambiental (EFE/MyFWC)

Este domingo 2 de febrero se celebra en Estados Unidos la Super Bowl, el evento deportivo anual que paraliza el país y que, además, es el más visto del mundo con una audiencia estimada de más de mil millones de personas. Sin embargo, semanas antes de que esa gran cita deportiva se dispute en Miami, Florida ha sido el escenario de otro gran evento.

No es la Super Bowl, sino la Python Bowl, una competición en la que aficionados a las serpientes tratan de dar caza a ejemplares de pitón birmana, una especie invasora que se ha introducido desde hace años en Florida, amenazando la estabilidad del ecosistema. Y cada año, decenas de personas procedentes de todo el país acuden hasta este soleado estado del sur de Estados Unidos para aportar su granito de arena.

La Comisión de Conservación de la Pesca y Fauna Salvaje (FWC, por sus siglas en inglés), es la organizadora de esta competición que ofrece suculentos premios para los ganadores, es decir, para aquellas personas que consigan atrapar más ejemplares durante los diez días que dura la competición. En total, hay 15.000 dólares en premios en metálico, además de dos coches para los ganadores.

80 pitones capturadas

Tal y como recoge El Comercio, un veterano de guerra se llevó el premio a la serpiente más grande y más pesada: capturó un ejemplar de más de tres metros de longitud y 28 kilos de peso. Se llama Tom Rahill y ha fundado una ONG que ayuda a otros veteranos que sufren estrés postraumático a superar sus problemas con diversas actividades.

Rahill reconocía que uno de sus hobbies es la caza de serpientes, una afición que le cuesta mucho dinero a lo largo del año. Por eso, lo que ha ganado con el premio lo invertirá en comprar más material con el que seguir ‘trabajando’ en su tiempo libre. El premio al mayor número de capturas fue para Mike Kimmel, otro aficionado a las serpientes que fue capaz de cazar a ocho ejemplares de pitón birmana durante los diez días que duró el concurso.

Esta especie puede llegar a medir más de seis metros de longitud y es capaz de matar a los grandes cocodrilos que viven en la península de Florida, por lo que suponen una gran amenaza para el ecosistema. Llegaron a Estados Unidos a través de las tiendas de mascotas, pero la mayoría de los compradores decidieron desprenderse de ellas al ver el enorme tamaño que alcanzaban, liberándolas en la naturaleza y provocando, de paso, un grave problema para el medio ambiente. Por suerte, no atacan a las personas si no se ven amenazadas.

Vídeo Ecosistema Animales ONG Medio ambiente
El redactor recomienda