EL FUEGO ESTUVO ARDIENDO MÁS DE 15 HORAS

Un incendio en la fábrica de Jim Beam quema 9 millones de litros de whisky

En total habrían ardido unos 45.000 barriles llenos de bourbon cuyo precio, según el mercado, superaría los 120 millones de euros

Foto: Jin Beam es el mayor fabricante de bourbon del mundo (Reuters/Mohamed Azakir)
Jin Beam es el mayor fabricante de bourbon del mundo (Reuters/Mohamed Azakir)

Jim Beam es una de las marcas de bourbon más conocidas y el mayor fabricante de este tipo de whisky en todo el mundo. Su sede central se encuentra en el estado de Kentucky, en el medio este de Estados Unidos, y en una de sus fábricas, la de Versailles, un gran incendio ha calcinado 45.000 barriles llenos de su famoso brebaje.

El suceso tuvo lugar en la noche del martes al miércoles cuando, al parecer por culpa de un rayo, uno de los almacenes donde reposa el whisky comenzó a arder. El fuego se habría extendido rápidamente al almacén contiguo, calcinando todo lo que había en su interior. Pese a la rápida aparición de los bomberos, el incendio no pudo estabilizarse hasta más de 15 horas después de que comenzara.

La mejor noticia es que no ha habido daños personales. Según ha explicado la portavoz de la marca Emily York a la CNN, “damos gracias de que nadie resultara herido en este incidente, y estamos agradecidos a los valientes bomberos de múltiples jurisdicciones que lograron controlar el fuego y evitaron que se propagara".

Pérdidas millonarias

Los 45.000 barriles que han ardido contenían unos 200 litros de bourbon cada uno, es decir, nueve millones de litros en total. Como las botellas de Jim Beam son de 70 centilitros, podrían haberse llenado más de 12 millones de envases que, a un precio medio de unos 10 euros en las tiendas, arrojarían unas pérdidas de, aproximadamente, 120 millones de euros.

Pese al impacto económico, la marca asegura que los consumidores no deben preocuparse por una posible falta de suministro en las tiendas: "Dada la edad del whisky perdido, este incendio no afectará la disponibilidad de Jim Beam para los consumidores". Se trataba de un bourbon joven que aún necesitaba tiempo en los barriles antes de que pudiera ser embotellado.

Jim Beam contrató rápidamente los servicios de una empresa de limpieza para que contuviera el vertido de whisky y que no alcanzara el cercano río Kentucky. En 2018, otro incendio en el mismo estado de Kentucky provocó la quema de 18.000 barriles. Una parte de aquel bourbon sí llegó al río y provocó la muerte de más de mil peces.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios