EL ESCOLLO DEL 'BACKSTOP' IRLANDÉS SIGUE AHÍ

May salva la moción, pero los 'tories' no están obligados a apoyar su acuerdo del Brexit

La primera ministra obtuvo 200 votos a favor y 117 en contra en una votación secreta a la que estaban llamados todos los diputados 'tories'. La 'premier' gana inmunidad durante 12 meses

Foto: La primera ministra británica, Theresa May, ofrece una declaración ante el número 10 de Downing Street. (EFE)
La primera ministra británica, Theresa May, ofrece una declaración ante el número 10 de Downing Street. (EFE)

La última baza de la 'premier' es la mejor muestra de su debilidad política. Antes de someterse a la moción de confianza convocada por el Partido Conservador, Theresa May prometió, en un discurso a puerta cerrada, que no se presentará a las próximas elecciones, previstas para 2022. Una estrategia para cerrar una tregua con los 'tories' rebeldes y continuar con la tortuosa negociación del Brexit.

La primera ministra obtuvo 200 votos a favor y 117 en contra en una votación secreta a la que estaban llamados todos los diputados conservadores. Con ello, la 'premier' gana inmunidad para los próximos 12 meses, según las reglas de la formación. Sin embargo, aunque haya ganado la moción, los 'tories' no tienen obligación de apoyar el acuerdo del Brexit pactado entre la 'premier' y los Veintisiete. El escollo del 'backstop' irlandés, origen de todos los males para la primera ministra, sigue ahí.

La guerra civil 'tory' a cuenta de Europa sigue sin resolverse. Y nadie en Londres cree que May pueda renegociar el acuerdo

La polémica salvaguarda diseñada para evitar una frontera física entre Irlanda e Irlanda del Norte ha generado un rechazo frontal entre los 'tories' más euroescépticos —para ellos, supone seguir atados a Bruselas porque prevé que el Reino Unido permanezca en la unión aduanera y que Belfast esté alineada con normas del mercado único hasta que establezcan una nueva relación comercial—.

La guerra civil 'tory' a cuenta de Europa, un conflicto que dura ya cuatro décadas, sigue sin resolverse. Nadie en Londres cree que May pueda renegociar el acuerdo —conseguir “garantías adicionales”, como prometió—, y los Veintisiete han dejado claro que el pacto no se modificará, aunque están dispuestos a ofrecer “clarificaciones”. “No hay espacio para renegociar. El acuerdo que pactamos el 25 de noviembre es el mejor y único posible”, dijo este martes el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

El temor en Bruselas —y en las embajadas en Londres— es que su esperanza de que Reino Unido presente por fin un interlocutor con autoridad política no va a materializarse. Los 'tories' que han intentado expulsar a May no tienen por qué apoyar un acuerdo que detestan y que, para ellos, impone al país un yugo durante un periodo indefinido. Todavía pueden evitar que la 'premier' logre una mayoría para que 'su' acuerdo sea aprobado en la Cámara de los Comunes.

Y cuando parecía imposible más caos...

Fue la propia May quien provocó la moción de confianza al aplazar la votación en Westminster del acuerdo de retirada pactado con la UE. Con ello, la 'premier' logró evitar una derrota segura, pero al núcleo duro de los 'brexiters' que buscaba su sustitución desde hacía tiempo se sumaron diputados conservadores europeístas, molestos con May porque consideran que retrasó 'sine die' la votación solo para salvar su puesto.

Tras el aplazamiento de dicha votación y la convocatoria de la moción de confianza, parecía imposible que el caos del Brexit fuese a más. Hasta que, este miércoles por la tarde, el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, señaló que los líderes de la Unión iniciarán los preparativos para un divorcio sin acuerdo en la cumbre de este jueves.

Tusk comienza su carta de invitación a los jefes de Estado y de Gobierno de la UE advirtiendo de que “el tiempo se agota”. También hace referencia a la "gravedad de la situación en el Reino Unido" y explica que los Veintisiete prevén escuchar el jueves la "evaluación" que hará May y después reunirse sin la 'premier' para adoptar las conclusiones oportunas. "Dado que el tiempo se está agotando, también discutiremos el estado de las preparaciones para un escenario de falta de acuerdo", señala el presidente del Consejo Europeo, quien este martes se reunió con May, inmersa en una gira de urgencia por capitales europeas para buscar apoyos con los que contrarrestar la rebelión 'tory'.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios