los lujos del jefe del cártel de sinaloa

Avanza el juicio del 'Chapo' Guzmán: así se convirtió en un millonario con su propio zoo

El jefe del cártel de Sinaloa es uno de los narcos más conocidos de los últimos tiempos, después de que se fugara de una prisión de máxima seguridad a través de un túnel

Foto: Viñeta con imágenes de los miembros del cártel dirigido por el Chapo Guzmán (Reuters)
Viñeta con imágenes de los miembros del cártel dirigido por el Chapo Guzmán (Reuters)

Hace casi un mes desde que arrancó el juicio contra Joaquín Guzmán Loera, más conocido como 'El Chapo' Guzmán, uno de los narcotraficantes más conocidos de los últimos tiempos. El que fuera el jefe del cártel de Sinaloa está siendo protagonista de uno de los juicios más mediáticos tras la detención que siguió a una de las fugas más sonadas de la historia: el 'narco' huyó de una cárcel de máxima seguridad por un túnel de 1,5 kilómetros de longitud desde las duchas de la prisión de Altiplano I, ubicada a unos 90 kilómetros de Ciudad de México. Y según avanza el procedimiento judicial, salen nuevas informaciones.

Entre las últimas se encuentra la manera con la que el jefe del cártel mexicano se convirtió en un millonario, historia que ha relatado uno de los testigos del Gobierno de Estados Unidos en pleno juicio. Miguel Ángel Martínez Martínez, alias 'El Gordo' o 'el Tololoche', era el 'gerente' de operaciones de tráfico del 'Chapo' y durante su declaración aseguró que había trabajado para este cártel —también conocido como del Pacífico— ejerciendo el papel de piloto entre los años 1986 y 1998, y que su trabajo era contactar con sus homólogos colombianos para el suministro de los estupefacientes. No obstante, en su segunda jornada de declaraciones ha explicado que el que había sido su jefe le regaló un Rólex con diamantes y que durante la década de los noventa su salario fue de un millón de dólares.

Dibujo de la artista Jane Rosenberg donde aparece el 'Chapo' Guzmán escuchando los testimonios durante la sesión del 26 de noviembre de su juicio. (EFE)
Dibujo de la artista Jane Rosenberg donde aparece el 'Chapo' Guzmán escuchando los testimonios durante la sesión del 26 de noviembre de su juicio. (EFE)

El piloto del 'Chapo' explicó que en solo un mes el jefe del cártel le ordenó comprar más de 50 vehículos para regalar a sus trabajadores, de marcas como Buick o Thunderbird, y que en los años noventa el negocio del narcotráfico estaba tan bien que el propio Guzmán se benefició del 'boom' de la cocaína, aprovechando para emplear parte del dinero para pagar sobornos y mantener su negocio. "Se agarró el 'boom' cocainero", explica 'El Gordo' en el juicio, según recogen los medios mexicanos. "En los noventa tenía cuatro jets, casas en todas las playas, tenía ranchos en todos los estados...", añadía Martínez Martínez. Pero la cosa seguía sumando: un yate llamado 'Chapito' atracado en la puerta de una mansión frente al mar en Acapulco, tratamientos de rejuvenecimiento en clínicas suizas... y hasta un zoológico privado con leones, tigres y panteras en uno de sus ranchos, en Gualadajara, que contaba además con piscina y cancha de tenis.

Sobornos, los inicios de la guerra...

El que fuera administrador de los negocios del 'Chapo' comenzó a trabajar para éste antes incluso de que el cártel de Sinaloa fuera el cártel de Sinaloa: por aquel entonces existía la Federación de Cárteles, dirigida por Juan Esparragoza, 'el Azul', a quien definió como "el jefe de todos". En una de sus anécdotas, contó que él y Guzmán Loera fueron a visitar al 'Azul' a prisión en 1987 en Ciudad de México para pedirle permiso para una revancha contra el cartel de Tijuana, de los hermanos Arellano Félix, porque habían matado a dos de sus amigos. 'El Gordo' explicó en el juicio que llegaron a la cárcel fuera de hora de visitas (sobre las 20:00) pero que los guardias les dieron permiso para entrar hasta donde se encontraba el propio Esparragoza.

"O va a llorar tu mamá o va a llorar la mamá de ellos": así justificaba la violencia el 'Chapo'

"Los guardias estaban pagados por el señor", aseguraba en el juicio, señalando que en esa reunión con 'el Azul' pudieron beber whisky, cerveza y coñac y comer codorniz y langosta, todo esto acompañado por droga. En este encuentro Esparragoza autorizó esta revancha contra el cártel de Tijuana, para la que Guzmán invirtió "muchísimo dinero" en comprar armas —rifles AK-47, AR-15, M-16, granadas, gases lacrimógenos...—, y que provocó que "a los poquitos días empezaran los muertos". Según Martíne Martínez, este fue el inicio de la debacle del cártel de Sinaloa, en una espiral de violencia que el 'Chapo' Guzmán justificaba con esta máxima: "O va a llorar tu mamá o va a llorar la mamá de ellos".

En medio de este procedimiento judicial, el Gobierno de Estados Unidos ha asegurado, además, que tiene pruebas que demuestran que Joaquín 'El Chapo' Guzmán y su esposa, Emma Coronel, se comunicaron por teléfono móvil durante el proceso, algo que supondría la infracción de las leyes que prohíben a los visitantes utilizar teléfono durante el juicio y comunicarse con los acusados, tal y como ha explicado CNN.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios