La policía de Londres quiere acabar con los ladrones en moto provocando accidentes
  1. Mundo
EL MÉTODO SE LLAMA 'CONTACTO TÁCTICO'

La policía de Londres quiere acabar con los ladrones en moto provocando accidentes

Algunos oficiales admiten casos de conductores que han resultado heridos en los incidentes, pero aseguran que las cifras de este tipo de delincuencia se han reducido

placeholder Foto: Los agentes están provocando accidentes deliberadamente (Foto: Policía Metropolitana de Londres)
Los agentes están provocando accidentes deliberadamente (Foto: Policía Metropolitana de Londres)

“Los delincuentes que usen ciclomotores y motocicletas serán atacados ‘en cada oportunidad’ que tengamos, incluso cuando viajen peligrosamente, sin casco o disfrazados”. Lo ha dicho el director de la denominada ‘Operación Venecia’ y es la fórmula que la policía metropolitana de Londres ha encontrado para acabar con un tipo de delincuencia que en los últimos años había crecido exponencialmente en la capital británica.

Eso se traduce en que la policía lleva todo el año 2018 provocando accidentes contra los delincuentes que usan motos para cometer sus acciones criminales, ya sean de pequeña o gran cilindrada. Los agentes no se cortan en sus persecuciones y embisten a los ladrones por detrás o ante cualquier posibilidad que se les presenta, como se demuestra en el vídeo que la propia Sctoland Yard ha colgado en su cuenta de Twitter.

Algunos oficiales admiten que se han producido heridos entre los delincuentes en los accidentes, casos sueltos que han trasladado a la oficina que regula la actuación policial en la capital del Reino Unido. Sin embargo, las cifras no mienten: desde que han decidido seguir la línea dura, los agentes han conseguido reducir los actos violentos de las bandas que usan ciclomotores y motos en Londres.

La propia policía metropolitana ha encontrado un nombre para su nueva estrategia: se llama ‘contacto táctico’ y se usa en toda la ciudad. Aseguran que la llevan a cabo conductores experimentados denominados "Skorpion" y buscan terminar rápidamente las persecuciones antes de que tanto los delincuentes como los viandantes resulten heridos.

Las cifras avalan la operación

Hasta ahora la policía abandonaba las persecuciones en muchos casos porque los propios agentes temían ser procesados si provocaban un accidente. Sin embargo, con el ‘contacto táctico’, son los policías quienes golpean a los motoristas tirándolos al suelo, provocando que se salgan de la vía o, incluso, llevándoselos por delante y acabando con sus huesos encima del coche patrulla.

Hasta el momento, se han registrado 2.000 actuaciones en el marco de la Operación Venecia, gracias a los cuales se han practicado 736 arrestos. Las cifras demuestran que el número de delitos cometidos por delincuentes en ciclomotores se había multiplicado por 30 en los últimos cinco años en Londres y se conocían los casos de algunos motoristas que habían llegado a robar hasta 30 teléfonos en una hora.

Con esta nueva táctica, las cifras han descendido desde los 19.455 casos de 2017 a los 12.419 de 2018, lo que supone una reducción del 44%. Amanda Pearson, comandante de la policía metropolitana, lo resume en una sola frase: "La gente espera, con razón, que intervengamos para mantener Londres segura".

Delincuencia Accidentes Londres Reino Unido Vídeo Scotland Yard Twitter