Horst Seehofer, el hombre que amenaza el Gobierno alemán
  1. Mundo
pide endurecer el control fronterizo

Horst Seehofer, el hombre que amenaza el Gobierno alemán

El ministro del Interior alemán amenaza con dejar su cargo si no alcanza un acuerdo con la canciller Angela Merkel para endurecer la política fronteriza

Foto: El ministro del Interior alemán, Horst Seehofer | EFE
El ministro del Interior alemán, Horst Seehofer | EFE

El destino del Gobierno de Angela Merkel podría resolverse en unas horas. La canciller alemana está reunida con el líder de la Unión Cristiano Social (CSU) y ministro del Interior alemán, Horst Seehofer, para intentar llegar a un acuerdo sobre inmigración tras las desaveniencias que ha provocado en el seno de la ejecutiva alemana el acuerdo migratorio al que llegó la Unión Europea la semana pasada y por el que los 28 se comprometieron a que los refugiados rescatados del mar serán realojados en centros controlados en toda Europa.

Además, durante la cumbre de Bruselas, Angela Merkel acordó con los gobiernos de España y de Grecia agilizar las devoluciones de solicitantes de asilo que hubiesen sido registrados en estos dos países y se aseguró el compromiso de otros 14 estados para acelerar las repatriaciones.

Seehofer, por su parte, sostiene que es necesario que Alemania reinstaure los controles fronterizos con la intención de rechazar directamente en las fronteras a aquellos solicitantes de asilo que hayan sido registrados en otro estado europeo. De hecho, el líder de CSU asegura que si Merkel no cede en su política de migración y se "compromete", no permanecerá en su cargo, algo que podría poner en peligro la continuidad de la canciller al frente del Gobierno.

"No dejaré que me destituya una canciller que es canciller solo gracias a mi", ha insistido Seehofer en declaraciones a Süddeutsche Zeitung, en alusión a que su partido tuvo en Baviera un resultado comparativamente mejor que el logrado en toda Alemania por la CDU de Angela Merkel. "Estoy en una situación difícil de imaginar", ha insitido el ministro del Interior, quien ha asegurado que la canciller quiere "librarse" de él.

No sería su primer abandono

Horst Seehofer cuenta con una larga trayectoria política. El conservador fue ministro presidente del estado federado de Baviera, el más grande de Alemania, durante casi diez años, desde 2008 hasta el pasado marzo, cuando se incorporó al Ejecutivo de Merkel, con quien ya había trabajado anteriormente como ministro federal de Alimentación, Agricultura y Protección del Consumidor entre 2005 y 2008, pero estos no fueron sus primeros pasos en el mundo de la política.

Seehofer es miembro del Bundestag alemán desde 1980 y desde 1992 hasta 1998 fue ministro federal de Salud para después convertirse en vicepresidente del grupo parlamentario CDU/CSU y su experto en política sanitaria, un cargo del que renunció en 2004, como podría pasar también en las próximas horas, por desaveniencias con el grupo de Angela Merkel.

Seehofer dejó la vicepresidencia parlamentaria por el desacuerdo que tenía con el resto de miembros del grupo respecto a las contribuciones de tarifa plana al seguro federal de salud tras lanzar duarnte varios días amenazas al respecto.

'Plan maestro' de inmigración

Horst Seehofer accedió a su cargo de ministro del Interior con la intención de elaborar un "plan maestro" de inmigración que agilizase la resolución de solicitudes de asilo y la consecuente expulsión de los peticionarios que resultasen rechazados. "La cifra de devoluciones debe aumentar notablemente. Tenemos que ser más firmes sobre todo en el caso de delincuentes y potenciales terroristas entre los solicitantes de asilo", sostenía Seehofer tras ser nombrado ministro en una entrevista recogida por la agencia EFE.

Además, el recién estrenado titular de Interior aseguraba que las fronteras alemanas "son actualmente necesarias y se mantendrán en el futuro próximo" para garantizar la seguridad de los ciudadanos de su país. "Sólo cuando las fronteras exteriores de la UE estén protegidas de forma eficaz podrán eliminarse los controles en nuestras fronteras", aseguraba.

Angela Merkel Grecia Refugiados Unión Europea
El redactor recomienda