Cambridge Analytica: claves del 'cierre' de la empresa que cambió la democracia moderna
  1. Mundo
BREXIT, TRUMP, LA OTAN Y LOS VÍNCULOS CON RUSIA

Cambridge Analytica: claves del 'cierre' de la empresa que cambió la democracia moderna

Cambridge Analytica lleva años influyendo en procesos electorales de todo el mundo. Aquí están las claves para entender la trastienda política de esta polémica compañía

Foto: Cambridge Analytica: claves del 'cierre' de la empresa que cambió la democracia moderna
Cambridge Analytica: claves del 'cierre' de la empresa que cambió la democracia moderna

Cambridge Analytica (CA) y su matriz, SCL Elections, echan 'el cierre'. La consultora británica saltó a la fama en marzo por el presunto uso indebido de datos de millones de usuarios de Facebook. Pero lleva años influyendo en procesos electorales de todo el mundo. Las elecciones de EEUU y el Brexit son tan sólo la punta del iceberg. La empresa denuncia ahora que el “asedio de la cobertura mediática” le ha dejado sin clientes. Pero las autoridades sospechan que es una maniobra para evitar la investigación y ya han puesto su atención en la reciente creación de otra empresa que, curiosamente, tiene los mismos directivos de la que ahora cierra sus puertas. ¿Están dispuestos algunos millonarios a renunciar a su influencia en las democracias modernas? Aquí están las claves para entender la trastienda política de esta polémica compañía.

¿Las democracias están manipuladas?

Los expertos aseguran que analizando todos los “Likes” que dejamos en redes sociales, determinados softwares pueden conocer a un individuo mejor que su propia pareja. Por lo que, de la misma manera que nos llega legalmente publicidad “personalizada”, nos pueden llegar mensajes o imágenes que determinen nuestro voto. Pero 'The Guardian' (rotativo que sacó a la luz el escándalo) denuncia que, en cualquier cita con las urnas, si el votante no sabe con claridad de donde viene cada información o si los mensajes están manipulados, no se puede hablar de democracia. Facebook era la mayor fuente de datos para CA. Aunque la consultora también compraba legalmente bases de datos de consumidores de todo tipo, desde suscripciones a revistas, hasta viajes en avión… El objetivo era capturar cada aspecto del entorno de cada votante. Mediante un complejo programa informático les hacían llegar luego mensajes “personalizados”. La táctica se utilizó en las elecciones de varios países del mundo. Estados Unidos o el referéndum del Brexit es tan sólo la punta del iceberg.

Foto: Antes de Trump, el Brexit: cómo Cambridge Analytica logró sacar a Reino Unido de la UE

Con el cierre, ¿se acaba la investigación?

Damian Collins, el presidente del Comité de Westminster que investiga la repercusión de noticias falsas en procesos electorales, ha dejado claro que la pesquisa continúa y que CA y SCL no podrán borrar sus datos. “Tenemos que asegurar que este no es un intento de salir corriendo y esconderse, que estas compañías no cierran para tratar de evitar que sean investigadas con rigor sobre alegaciones que se hacen contra ellas”, señala. Por su parte, la llamada Oficina de Información del Comisionado, organismo independiente que aporta la información de sus pesquisas al Parlamento británico, puntualiza que sus averiguaciones sobre SCL y CA “perseguirán a individuos y directores”.

¿Cierran realmente CA y SCL?

CA defiende su inocencia y asegura que sus actividades “no solo son legales, sino que son ampliamente aceptadas como un componente estándar de la publicidad online, tanto en la arena política como en la comercial”. La empresa asegura que “el asedio de la cobertura mediática ha alejado a todos los clientes y proveedores” por lo que “se ha determinado que ya no es viable continuar operando el negocio”. Sin embargo, llama poderosamente la atención que, en el registro británico, se haya dado de alta otra compañía llamada Emerdata que, entre otros, tiene en la directiva a Alexander Nix (el que fuera consejero delegado de CA y SCL) y las hijas de Robert Mercer, el millonario silencioso que está detrás de todo esto.

¿Quién es Robert Mercer?

Las apariciones públicas de Robert Mercer son casi inexistentes. Pero hace tiempo, este multimillonario americano comenzó a interesarse por los medios de comunicación. En 2007, invirtió 10 millones de dólares para la creación de 'Breitbart', un portal cuyo objetivo era convertirse en el “Huffington Post de la derecha”. Puso como director a su socio Steve Bannon, el mismo que acabó convirtiéndose en asesor de Trump y luego salió por la puerta de atrás de la Casa Blanca. En 2014, se abrió Breitbart London, desde donde se empezó a apoyar a Nigel Farage, por aquel entonces líder del UKIP, y, coincidencias de la vida, gran amigo de Mercer y Bannon.

Marine Le Pen y Steve Bannon durante una rueda de prensa en la convención anual del Frente nacional, en Lille. (Reuters)
Marine Le Pen y Steve Bannon durante una rueda de prensa en la convención anual del Frente nacional, en Lille. (Reuters)

Elecciones en Trinidad: así comienza todo

Tras unos exitosos inicios en publicidad, SCL acabó centrándose en proporcionar datos, análisis y estrategias a gobiernos y organizaciones militares de todo el mundo. Según su propia web, en los últimos 25 años, han trabajado en más de 60 países. En 2013, fue la primera vez que SCL llevó a cabo un proyecto en Trinidad utilizando este complejo sistema informático de recopilación de datos. Cuando Mercer descubre todo aquello, crea en 2013 CA, una especie de filial americana de SCL, para poder trabajar en la política de EEUU. Las dos compañías están completamente conectadas. Tienen el mismo consejero delegado: Alexander Nix.

Chantaje a candidatos

Alexander Nix tuvo que dimitir como consejero delegado de Cambridge Analytica después de que Channel 4 sacara a luz una cámara oculta donde sugiere que pueden tender trampas a candidatos políticos para influir en procesos electorales. “Ofreceremos una enorme cantidad de dinero al candidato para financiar su campaña a cambio de tierras, por ejemplo. Lo tendremos todo grabado (…) le podemos mandar algunas chicas (…) Nosotros solamente ponemos la información en el torrente de Internet y vemos cómo va creciendo. Le damos un pequeño empujón de vez en cuando, como un mando a distancia. Tiene que ocurrir sin que nadie piense 'eso es propaganda' porque, en el momento en el que piensas 'eso es propaganda', la siguiente cuestión es '¿quién lo ha puesto ahí?'”. Nix asegura que sus palabras fueron sacadas de contexto.

¿Está CA detrás una victoria (ilegal) del Brexit?

El joven canadiense Christopher Wylie, que trabajó como responsable tecnológico de CA, se convierte en la fuente principal que destapa todo el escándalo. En marzo, comparece ante el comité de Westminster que investiga la repercusión de noticias falsas en procesos electorales. Asegura que Vote Leave, la campaña oficial que pedía el voto por el Brexit, mintió. No sólo utilizó métodos ilegales para poder superar el presupuesto asignado, sino que, además, contrató a la empresa canadiense responsable del software de CA y SCL que, previamente, había manipulado las elecciones de Nigeria de 2015 con vídeos “amenazantes” y “altamente violentos”. Asegura por tanto que el histórico referéndum de 2016 podría haber acabado con un resultado muy distinto si las campañas euroescépticas que trabajaron con CA no hubieran empleado técnicas fraudulentas.

Foto: La campaña que busca (y tiene posibilidades de) revertir el Brexit

¿Y las conexiones con Downing Street?

En diciembre de 2016, Boris Johnson (actual ministro de Exteriores) tuvo una reunión no declarada con Alexander Nix para tratar de obtener más información sobre el equipo de Trump. Nix también se reunió con el secretario de Estado, Sir Alan Duncan, y funcionarios del Foreign Office. Un portavoz de la Foreign Office confirma que estas reuniones no fueron registradas debido a un descuido que se “está ahora solucionando”. El portavoz oficial de Theresa May reconoce que los departamentos gubernamentales habían tenido tres contratos con SCL. 'The Times', sin embargo, ha vinculado a la compañía con funcionarios británicos en al menos ocho ocasiones. El Número 10 señala que Cambridge Analytica se había acercado al Partido Conservador con el anterior Ejecutivo para ofrecerse a trabajar con ellos, pero la oferta había sido rechazada.

¿Cuáles fueron actividades en Nigeria?

Para las últimas elecciones de Nigeria de 2015, SCL fue contratada por un nigeriano millonario cuya identidad no ha sido revelada, que apoyaba al candidato Goodluck Jonathan. La consultora empezó a generar material online con videos que mostraban imágenes muy violentas que simulaban el escenario que, supuestamente, los nigerianos iban a encontrarse si ganaba su rival político, del que también habían conseguido material comprometido hackeado, supuestamente, por una empresa israelí.

¿Hubo reuniones con los nacionalistas escoceses?

Durante su comparecencia en el comité de Westminster, Brittany Kaiser, que trabajó hasta el pasado mes de marzo durante cuatro años como directora de desarrollo de programas de CA, asegura que gente del SNP se reunió con la compañía. La persona que estuvo en estas reuniones fue Kirk Torrance, que estuvo al frente de la estrategia digital para los nacionalistas escoceses del SNP entre 2009 y 2011. Luego montó su propia consultoría, pero el SNP continuó contratándole como asesor externo y jugó un papel clave en las campañas electorales de 2015 y el referéndum del Brexit de 2016. La reunión tuvo lugar el 18 de febrero de 2016, pero él recalca que no se fiaba de CA y no se cerró ningún acuerdo.

Manifestantes contrarios a la independencia de Escocia durante una protesta en Glasgow, el 19 de septiembre de 2014 (Reuters).
Manifestantes contrarios a la independencia de Escocia durante una protesta en Glasgow, el 19 de septiembre de 2014 (Reuters).

¿Trabajó con la OTAN?

En 2015, SCL Group (que en la práctica es lo mismo que CA) recibió más de 500.000 libras por un curso de ocho semanas organizado por el centro de comunicaciones estratégicas de la OTAN, en Letonia. El curso es financiado por el Gobierno canadiense. Steve Tatham, experto en defensa de SCL Group, es el responsable de enseñar técnicas avanzadas para contrarrestar la propaganda de Rusia a 20 funcionarios del Reino Unido, Letonia, Lituania, Estonia, Polonia, Alemania, Canadá, los Países Bajos, Noruega y EE UU

¿Cuáles son los vínculos con Rusia?

CA mantuvo reuniones con Lukoil, la segunda petrolera de Rusia y estrechos vínculos con el Kremlin, para discutir el programa informático que se utilizó en la campaña de Ted Cruz y posteriormente en las elecciones presidenciales de EE. UU.

¿Cuáles eran sus planes para Australia?

CA se reunió en abril con diferentes representantes políticos australianos, algunos de ellos parte del Gobierno, porque su intención hasta esta semana era abrir en Australia una delegación.

Theresa May Gobierno de Donald Trump Polémica Democracia
El redactor recomienda