SEGÚN ALERTA UN INFORME DE INTERPOL

Hasta 50 yihadistas de Daesh desembarcan en Italia para cometer atentados en Europa

Interpol cree que 50 miembros de Daesh, todos de nacionalidad tunecina, han entrado en Italia para intentar alcanzar otros países europeos. ISIS busca mantener la 'lucha' en el Viejo Continente

Foto: Agentes transportan el cadáver de un inmigrante en la playa de Siculiana, Sicilia. (Reuters)
Agentes transportan el cadáver de un inmigrante en la playa de Siculiana, Sicilia. (Reuters)

Interpol ha difundido una lista con 50 combatientes de Daesh que llegaron recientemente a Italia y que, según alerta la Organización Internacional de Policía Criminal, estarían intentando entrar en otros países europeos. La lista, publicada por el diario británico 'The Guardian' y obra de la secretaría general de Interpol, fue enviada el 29 de noviembre al Ministerio del Interior italiano, que posteriormente la distribuyó entre las agencias antiterroristas europeas.

Todos los sospechosos incluidos en la lista proceden de Túnezel cuarto mayor 'exportador' de yihadistas tras Rusia, Arabia Saudí y Jordania—, y algunos fueron identificados tras entrar en territorio italiano —el documento muestra sus nombres, apellidos y fechas de nacimiento—. Cálculos de Naciones Unidas elevan la cifra de tunecinos que se unieron al 'Estado Islámico' en Irak y Siria hasta los 4.200. Ahora, tras la caída del 'Califato', los gobiernos europeos temen que los antiguos combatientes intenten mantener su 'lucha' en el Viejo Continente.

Si eres un terrorista, si no quieres que te identifiquen, llegar de forma ilegal a Agrigento es la forma más segura de entrar en Europa

A ellos se suman los yihadistas europeos. Tras la caída de Mosul y Raqqa, miles de radicales que dejaron Europa atraídos por las promesas del 'califa' Abu Bakr al Baghdadi huyen a sus países de origen. Entre los 40.000 combatientes extranjeros que viajaron hasta Irak y Siria para unirse a las filas de Daesh durante los tres años de 'Califato', más de 5.000 procedían de países europeos. Francia ha sido el mayor 'exportador' occidental de yihadistas (1.910) y, hasta mediados de 2017, más de 200 habían regresado al país.

Cuatro de los presuntos combatientes de Daesh incluidos en la lista son viejos conocidos de las agencias de inteligencia europeas. Uno de ellos "habría cruzado la frontera entre Italia y Francia para llegar hasta Gard, un departamento en el sur de Francia", advierte Interpol. "Según la información obtenida gracias a la cooperación internacional, los ciudadanos tunecinos están vinculados a Daesh y habrían alcanzado Europa en botes o lanchas no identificadas", añade.

Interpol distribuyó el pasado julio una lista de 173 presuntos miembros de Daesh que habrían sido entrenados para atentar en Europa con el objetivo de vengar las derrotas del grupo terrorista en Oriente Medio. Desde su fracaso en Irak y Siria, Daesh no solo busca alternativas para su supervivencia en el Sahel o en la región de Af-Pak: también intenta cometer atentados de envergadura en Occidente por motivos propagandísticos para mantener el flujo de 'voluntarios' y la financiación. Analistas consultados por El Confidencial coinciden en que cuanto más débiles son los yihadistas en sus feudos tradicionales, más letales se vuelven para mantener vivo el foco de atracción y conseguir financiación.

Se cree que los tunecinos incluidos en la lista llegaron a Sicilia entre julio y octubre de 2017, en botes de pesca o pequeñas embarcaciones que abandonaron en la playa, según un responsable de la lucha antiterrorista en Europa citado por 'The Guardian'. La playa de Torre Salsa, en Agrigento, se ha convertido en uno de los 'puntos calientes' de llegadas de inmigrantes tunecinos. La mayor parte de los atestados botes alcanzan la costa por la noche, en grupos de 20 o 30. Las autoridades, que han bautizado esta práctica como "llegadas fantasma", calculan que más de 3.000 tunecinos han llegado en secreto a la costa de Agrigento desde julio. Las fuerzas de seguridad solo lograron identificar a 400 personas.

Según cifras del Ministerio del Interior italiano, alrededor de 5.500 tunecinos llegaron al país y fueron identificados en 2017 —Roma repatrió a 2.193 mediante dos vuelos a la semana desde Palermo—. Dados los controles y la identificación de inmigrantes, "si eres un terrorista y no quieres que tomen tus huellas dactilares, llegar de forma ilegal a Agrigento es la forma más segura de entrar en Europa", declara Salvatore Vella, fiscal de Agrigento y responsable de las investigaciones, al diario 'The Guardian'.

Un tunecino, Anis Amri, fue el autor del atentado con camión contra un mercadillo navideño de Berlín en diciembre de 2017. Tras el ataque, se dio a la fuga y fue abatido cuatro días después por la policía italiana en Milán. Había entrado en Europa cinco años antes por la isla de Lampedusa.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios