Los héroes de Mánchester: un 'ángel' llamado Paula, dos mendigos y varios taxistas
  1. Mundo
el terrorista suicida ya ha sido identificado

Los héroes de Mánchester: un 'ángel' llamado Paula, dos mendigos y varios taxistas

De una situación tan trágica en ocasiones surgen historias de solidaridad, y eso mismo es lo que ha ocurrido tras el atentado que se ha cobrado la vida de 22 personas

Foto: Son Stephen Jones y Chris Parker, los dos mendigos que ayudaron durante el atentado.
Son Stephen Jones y Chris Parker, los dos mendigos que ayudaron durante el atentado.

Poco a poco, Mánchester va recuperando la normalidad, y, en gran parte, varios héroes anónimos han tenido mucho que ver en ello. De una situación tan trágica en ocasiones surgen historias de solidaridad, y eso mismo es lo que ha ocurrido tras el atentado que se ha cobrado la vida de 22 personas, entre ellas varios niños y adolescentes.

[Todo lo que se sabe sobre el atentado en Mánchester]

Una de esas historias la ha protagonizado Chris Parker, un mendigo de 33 años que estaba en el vestíbulo de la estación Victoria, muy cerca del Manchester Arena, en el momento de la explosión. Debido al concierto, decidió pasar la noche en esta zona, por si alguno de los asistentes decidía darle una limosna. "Escuché un explosión y al segundo solo se veía humo y se escuchaban gritos", ha contado al diario británico 'Metro'. "Vi a una niña que no tenía piernas". Gracias a él, varias personas han podido salvar sus vidas debido a su rápida actuación. Eso sí, se lleva en la memoria la imagen de esa niña y la de una mujer de unos 60 años que murió en sus brazos.

Lo mismo hizo Son Stephen Jones, otro mendigo de Mánchester. Dormía en una calle cercana cuando escuchó la explosión. "Ir a ayudar es puro instinto", ha explicado a la cadena ITV. "Eran todos niños. No paraban de gritar y sangrar", ha dicho.

[UK blinda Buckingham, embajadas y Westminster ante el riesgo de otro atentado]

Llevó a 50 niños a un hotel cercano

En el concierto había decenas de niños. Ariana Grande es un ídolo de masas para los adolescentes. En el momento del atentado, varios de ellos huyeron despavoridos, asustados. Y fue ella quien les ayudó. Se trata de Paula Robinson, a la que muchos ya llaman el 'ángel de Mánchester'. Estaba en la estación Victoria cuando vio salir corriendo a muchos jóvenes. Ella misma se acercó a ellos, los tranquilizó y les llevó a un hotel cercano al estadio. En total, rescató a 50 personas y después publicó su número de teléfono en las redes sociales para que los padres que estuvieran preocupados por sus hijos se pusieran en contacto con ella.

Por último, también varios taxistas ofrecieron sus servicios de manera gratuita a aquellos que lo necesitaban. Trasladaron a heridos a hospitales y a familias enteras que querían huir cuanto antes del lugar. Todos ellos héroes anónimos que han demostrado que, a veces, la generosidad mueve montañas.

Atentado Mánchester Manchester Ariana Grande Terrorismo Estado Islámico Reino Unido
El redactor recomienda