La verdadera razón por la que los alemanes meten sus DNI en el microondas
  1. Mundo
tres segundos son suficientes

La verdadera razón por la que los alemanes meten sus DNI en el microondas

No quieren reventarlos como una palomita ni calentarlos para que su plástico sea más agradable al tacto. El motivo es otro mucho más serio

placeholder Foto: Los alemanes meten sus documentos de identidad en el microondas (captura de YouTube)
Los alemanes meten sus documentos de identidad en el microondas (captura de YouTube)

Los alemanes no bromean cuando se trata de privacidad. Después de que se conociera que la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos había interceptado llamadas en el país de los 'länder', las ventas de máquinas de escribiraumentaron hasta cifras que hacía muchos años no se registraban. La razón fue, al parecer, que la población consideraba más seguro el envío de cartas por vía postal que el uso de la bandeja de email. Al margen de esta curiosa anécdota, la obsesión por la seguridad ha dado un paso más allá e incluso se ha instalado dentro de su propio territorio.

El pasado jueves, un hombre de 29 años fue detenido en el aeropuerto de Frankfurt cuando la Policía se percató de que había modificado su 'Personalausweis' –el equivalente al DNI español– para que no se pudiera leer el código que lleva implementado. Según el atestado de los agentes, el protagonista estaba convencido de que su privacidad podía ser violada a través del chip que desde 2010 incorporan estos documentos de identidad. Para evitarlo, había metido la tarjeta en el microondas 'quemarndo' así sus circuitos.

La práctica se está extendiento. De hecho, es fácil encontrar en YouTube tutoriales para impedir el correcto funcionamiento de los DNI. Lejos de contar con la desaprobación de los usuarios, en los comentarios a estas grabaciones pueden leerse textos a favor de la quema de chips y así malograr un supuesto espionaje.

Las autoridades alemanas sabían del rechazo que iba a propiciar la implantación de estos dispositivos en los documentos de identidad incluso antes de que la medida se hiciera efectiva. El mismo año que se decidió seguir adelante con la idea, una encuesta del Gobierno dejó claro que se tardaría diez años en establecer el nuevo tipo de DNI. No todo el mundo estaría dispuesto a usar este dispositivo electrónico para identificarse a través de Internet o realizar determinadas operaciones bancarias. Cuatro años más tarde, en 2014, otro sondeo reveló que casi el 40% de los alemanes veían como una amenaza el abandono del papel a favor de la digitalización.

Markwart Faussner, impulsor de la idea de poner una plaza en honor a Edward Snowden en la ciudad de Dresde, explicaba este recelo como una cuestión histórica. “Los alemanes han sido objeto de espionaje a lo largo del siglo XX. Después de la era nazi, el servicio de inteligencia de la antigua Alemania del Este vigilaba a la mayoría de los ciudadanos del país. Cuando cayó el Muro de Berlín, los alemanes del Este se enteraron de que habían sido espiados durante décadas. Por tanto, todavía existe una sospecha profundamente arraigada sobre las autoridades estatales de Alemania”, dijo.

Privacidad Seguridad Noticias de Alemania Caso Edward Snowden Espionaje DNI electrónico YouTube
El redactor recomienda