CÓMO ganó EL reconocimiento internacional

De los abusos, a la mafia: las cinco batallas más encarnizadas del Papa Francisco

Su impacto ha ido más allá de los templos: la ola de estima entre la opinión mundial lo ha convertido en el gran líder espiritual contemporáneo. ¿Por qué?

Foto: El Papa Francisco saluda a los peregrinos a su llegada a la Plaza de San Pedro, en el Vaticano (Reuters).
El Papa Francisco saluda a los peregrinos a su llegada a la Plaza de San Pedro, en el Vaticano (Reuters).

En los dieciséis meses que lleva al timón de la barca de Pedro, Jorge Mario Bergoglio la ha devuelto el orgullo de su fe a los más de 1.200 millones de personas que forman parte de la Iglesia católica. Su impacto ha ido más allá de los templos: la ola de simpatía y estima entre la opinión pública mundial lo ha convertido en el gran líder espiritual contemporáneo.

Francisco ha conseguido este éxito no sólo por medio de la espontaneidad, un estilo cercano y la insistencia en señalar que el amor y la misericordia de Dios son los pilares del cristianismo. También ha emprendido cinco guerras que le han granjeado el respeto internacional. Y eso que cuatro de ellas están aún abiertas y en la quinta parece derrotado. Éstas son sus batallas personales:

1.- LOS ABUSOS A MENORES

El Papa Bergoglio ha aplicado la ‘tolerancia cero’ frente a los casos de pederastia en el clero. Han sido varios los prelados apartados o desposeídos de su condición sacerdotal por su implicación en casos de abusos sexualesEl Papa Bergoglio ha seguido el camino marcado por Benedicto XVI aplicando la “tolerancia cero” frente a los casos de pederastia en el clero. Para conseguir librar a la Iglesia de esta lacra ha creado una comisión pontificia dedicada a la prevención, de la que forma parte una víctima y cuya presidencia recae en el cardenal Séan O'Malley, con gran experiencia en el tratamiento de este problema.

El pasado lunes, Francisco celebró una misa con seis víctimas de abusos en la que criticó a los miembros de la jerarquía eclesiástica que miraron hacia otro lado frente a la pederastia. “Pido humildemente perdón”, dijo en su homilía. El Pontífice ha acompañado sus palabras de acciones. Han sido varios los prelados apartados o desposeídos de su condición sacerdotal por su implicación en casos de abusos sexuales. El último, el exnuncio apostólico (embajador de la Santa Sede) en la República Dominicana, Jozef Wesolowski.

2.- LA MAFIA, UNA "ADORACIÓN" DEL MAL

“Los mafiosos no están en comunión con Dios: están excomulgados”. Fueron las palabras del Pontífice el 21 de junio durante su visita a la región sureña de Calabria, donde impera la 'Ndrangheta, la más poderosa de las mafias italianas. Él la consideró una “adoración del mal” dedicada a “despreciar el bien común”.

Nunca un obispo de Roma se había pronunciado de forma tan dura contra las organizaciones mafiosas, advirtiendo además que ni los eclesiásticos ni los fieles deben tener relación alguna con ellas. Su condena provocó que alrededor de 200 miembros de la 'Ndrangheta encarcelados se nieguen a a ir a misa. Piden que Francisco vaya a verles a prisión para explicarles en persona cuál es ahora su situación en la Iglesia.

El Papa Francisco durante la misa de Pentecostés  en la Basílica de San Pedro (Reuters).
El Papa Francisco durante la misa de Pentecostés en la Basílica de San Pedro (Reuters).

3.- LAS FINANZAS

Transparencia: es lo que el Papa quiere para todas las actividades financieras de la Santa Sede. Muy consciente del daño que han hecho a la Iglesia los escándalos en este campo, cambió el organigrama vaticano para acabar con el descontrol anterior. Para ello creó el ministerio de Economía de la Santa Sede y comenzó una profunda reforma aún no terminada del Instituto para las Obras de Religión (IOR).

Su condena provocó que alrededor de 200 miembros de la 'Ndrangheta encarcelados se nieguen a a ir a misa. Piden que Francisco vaya a verles a prisión para explicarles en persona cuál es ahora su situación en la IglesiaLa banca vaticana tiene ahora un nuevo presidente, el francés Jean-Baptiste de Franssu, y ha dejado de tener relación con 3.000 clientes no relacionados directamente con la Santa Sede. Así cumplirá con lo que el Papa desea para el IOR: que esté sólo al servicio de los intereses de la Iglesia. Buena parte de la reforma ha sido confiada a comisiones externas y a consultoras internacionales de prestigio. A la reorganización en las cuestiones le seguirá la del resto de ministerios del Vaticano, para lo que tendrá que superar las reticencias de una parte de la Curia romana.

4.- LA FAMILIA

La experiencia como pastor de Bergoglio le ha hecho tener bien claro que muchos de los alejados de la Iglesia tomaron este camino como reacción a la doctrina católica frente a temas como los anticonceptivos, el aborto, el divorcio, la homosexualidad o las relaciones prematrimoniales. Para actualizar la respuesta eclesiástica ha convocado dos asambleas de obispos en octubre de este año y de 2015.

Antes, palpó la opinión de los fieles de todo el orbe católico con un cuestionario abierto en el que podían expresarse libremente sobre estas cuestiones. La iniciativa fue un éxito. No se esperan cambios doctrinales, pero sí una mayor misericordia y una mejor respuesta por parte de la Iglesia. Marca el camino a seguir su actitud ante los homosexuales: “Si una persona es gay, busca al Señor y tiene buena voluntad, ¿quién soy yo para juzgarlo?”.

El Papa Francisco durante una ceremonia en Jerusalén junto a Simón Peres (Reuters).
El Papa Francisco durante una ceremonia en Jerusalén junto a Simón Peres (Reuters).

5.- ORIENTE MEDIO: LA GUERRA ETERNA

Francisco sabe que el conflicto palestino-israelí es la madre de todas las guerras recientes en Oriente Medio, por lo que ha hecho todo lo que está en su mano para que los contendientes retomaran las negociaciones. Con ese objetivo peregrinó a Tierra Santa y organizó luego una histórica jornada de oración por la paz en el Vaticano, en la que participaron los presidentes de Israel y Palestina, Simón Peres y Mahmud Abás, respectivamente. No hay más que echar un vistazo a la situación en Gaza y Jerusalén para comprobar que los frutos de este esfuerzo hasta ahora no han sido los esperados.

Tampoco han tenido éxito sus continuos llamamientos para que cesen las hostilidades en Siria. El pasado otoño, cuando parecía inminente la intervención de Estados Unidos y Francia, el Papa presidió una vigilia de oración y ayuno que, según la Santa Sede, ayudó a que finalmente no se produjeran bombardeos occidentales. También se pedía el establecimiento de una negociación que propiciara el fin de la guerra civil siria, lo que aún no se ha conseguido.

Mundo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
12 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios