Es noticia
Menú
El negocio de Padre Pío: 120 millones de euros y más visitantes que Lourdes
  1. Mundo
SÓLO EL VATICANO RECIBE MÁS FIELES

El negocio de Padre Pío: 120 millones de euros y más visitantes que Lourdes

Un monje capuchino de larga barba blanca se ha convertido en una mina para los vecinos de San Giovanni Rotondo, una pequeña ciudad de la región

Foto: El negocio de Padre Pío: 120 millones de euros y más visitantes que Lourdes
El negocio de Padre Pío: 120 millones de euros y más visitantes que Lourdes

Un monje capuchino de larga barba blanca se ha convertido en una mina para los vecinos de San Giovanni Rotondo, una pequeña ciudad de la región sureña de Puglia, en Italia. Si se cumplen las previsiones de la revista italiana Economy, esta localidad superará pronto en número de peregrinos a Lourdes y se colocará en segunda posición en la lista de lugares religiosos más visitados, sólo por detrás del Vaticano. Esta gran afluencia de visitantes lleva de la mano un espléndido negocio, valorado en 120 millones de euros anuales.

Según la citada publicación, nueve millones de personas viajarán cada año a San Giovanni Rotondo para venerar el cuerpo de San Pío de Pietralcina, más conocido como Padre Pío, cuyo santuario está ubicado en esta localidad. Desde hace dos semanas, el cuerpo de Padre Pío, uno de los santos más célebres de la historia reciente de la Iglesia, se encuentra expuesto al público, lo que ha multiplicado el número de devotos visitantes. La demanda ha sido tan grande que los responsables del santuario han tenido que prorrogar el plazo inicial y ampliar hasta septiembre de 2009 el tiempo que el cadáver de Padre Pío será expuesto en su urna de cristal.

En San Giovanni Rotondo “el 80 por ciento de los ciudadanos trabaja en el turismo religioso”, dice Economy. Es tal la expectación que levanta Padre Pío entre los católicos de Italia y de otros países que las 9.000 camas de los 98 hoteles y pensiones estarán ocupadas por los peregrinos durante los próximos meses. Igual de boyante es la situación de los 132 bares y 110 restaurantes y pizzerías, donde es harto difícil encontrar una mesa libre. Las tiendas de imágenes religiosas, estampas y camisetas también hacen su agosto, vendiendo figuras de vírgenes por hasta 600 euros y rosarios que alcanzan los 100.

Los negocios asociados al santo han saltado hasta los medios de comunicación. Los monjes han impulsado Tele Radio Padre Pío, que emite por satélite y en Internet durante 24 horas los pensamientos del capuchino, sus milagros y, por supuesto, llamamientos a los fieles para que hagan donativos. El imperio mediático también incluye dos periódicos y decenas de biografías y libros dedicados al santo, cuyos derechos de autor generan unas ganancias de 25 millones de euros anuales.

Es igualmente rentable asociar el nombre de Padre Pío y su divino perfil a los productos típicos de la zona. Los dueños de la fábrica de aceite del pueblo decidieron bautizar su producto con el nombre del santo y han visto multiplicadas sus ganancias. Al calor del dinero seguro, también ha aflorado en San Giovanni Rotondo un bingo, que hace las delicias de los fieles cuando terminan de visitar el convento donde está expuesto San Pío de Pietralcina. Algunos fieles, según cuentan, piden incluso al santo que les eche una mano para poder cantar bingo.

Un monje capuchino de larga barba blanca se ha convertido en una mina para los vecinos de San Giovanni Rotondo, una pequeña ciudad de la región sureña de Puglia, en Italia. Si se cumplen las previsiones de la revista italiana Economy, esta localidad superará pronto en número de peregrinos a Lourdes y se colocará en segunda posición en la lista de lugares religiosos más visitados, sólo por detrás del Vaticano. Esta gran afluencia de visitantes lleva de la mano un espléndido negocio, valorado en 120 millones de euros anuales.