Después de un vuelo de 16 horas, el oso panda Bei Bei ya ha llegado a su destino. Estos eran sus últimos momentos en el zoológico de Washington, Estados Unidos.

Allí le introdujeron en una caja de grandes dimensiones y le llevaron hasta el aeropuerto para embarcarlo en este avión. El gobierno chino exige que los pandas cedidos vuelvan al país a los cuatro años, para poder reproducirse.

Después de un mes de preparativos y despedidas, Bei Bei está ya allí, donde se reencontrará con sus padres.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios