Las obras de construcción de la Sagrada Familia entran en la recta final con el levantamiento de la Torre de Jesucristo, que se empezará a alzar el próximo mes de octubre y que, con una altura de 172,5 metros, será el edificio más alto de Barcelona, cuando acabe de erigirse en 2022.

El arquitecto director del templo de la Sagrada Familia, Jordi Faulí, ha explicado hoy durante la presentación del estado de las obras de la Sagrada Familia que la "previsión es que la construcción de la torre, que culminará el alzamiento de las seis torres centrales, acabe en 2022 con la coronación de la cruz".

La torre, que contará con doce niveles, tendrá un primer espacio interior de 60 metros de altura, donde se ubicará una escalera de caracol de piedra y cuyo centro permitirá el paso de un ascensor "con estructura mínima y cierre de cristal, que permitirá admirar el interior de la torre", cuyo recorrido total, desde el nivel del suelo hasta un mirador, será de 144 metros, ha explicado Faulí.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios