Si usted tiene la suerte de compartir vida con un perro se habrá dado cuenta de que siempre hay un juguete que toman como favorito. Bien sea una pelota, un peluche o un trozo de zapatilla, los canes escogen los objetos que más satisfacen sus gustos. Pero, ¿qué sucede si es el dueño el que se disfraza del juguete favorito? La entrenadora de perros Emily Crisp nos ha sacado de dudas publicando un vídeo en Facebook.

En su cuenta de la citada red social, Emily ha sacado la luz las escenas en las que su perro Jolene no puede disimular su alegría cuando un 'juguete favorito gigante' entra en la habitación donde está él. Después de unos segundos de incertidumbre, el can se lanza a los brazos del hombre disfrazado y no para de mover el rabo en señal de felicidad. 

El vídeo se publicó el pasado 28 de octubre y ya acumula más de 17 millones de reproducciones.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios