Esta imponente columna de humo sale de una planta de papel que está ardiendo. Ocurre en Nueva Jersey. Y si nos acercamos, vemos la voracidad de unas llamas que consumen buena parte de la infraestructura y apenas respetan su esqueleto. Este era el panorama que se encontraban quienes circulaban por los alrededores: lenguas de fuego imbatibles que amenazan con saltar a los edificios aledaños y con invadir la carretera. Los casi cien bomberos se resisten a la virulencia del fuego y a una nube de humo cegadora que ha obligado a recurrir incluso a tres grandes grúas para sofocar el incendio desde las alturas. Pero no lo tienen nada fácil. El viento y el frío son un enemigo. Porque propaga las llamas y congela al instante el agua que usan para apagarlas. Agua que se ha transformado en hielo y que deja estas imágenes. La prueba del temporal de frío y nieve que está afectando al Medio Oeste de los Estados Unidos.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios