Este fin de semana todas las miradas se han dirigido hacia Florida, Estados Unidos. El estado recibía al huracán Irma bajo vientos de 200 km/hora y categoría cuatro, un nivel por debajo de la máxima. La dorada playa de Miami Beach ha cambiado las riadas de turistas por auténticos ríos de agua engullendo sus calles.Las imágenes más impactantes se encuentran en Brickell, el distrito financiero de Miami, que quedó sumergido por el desbordamiento del río. Estas imágenes a las que Sinfiltros.com ha accedido en exclusiva fueron grabadas desde un piso 45 en el 'downtown'.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios