Al menos diez personas han muerto en un tiroteo registrado en un centro comercial de Múnich (sur de Alemania). Entre ellos estaría el autor de los disparos, que se habría suicidado. 

El atentado se produce en un momento en el que el sur de Alemania ya se hallaba en estado de alarma, después de que el pasado día 18 un adolescente refugiado agrediera a varias personas con un hacha en un tren de cercanías.