Tal día como hoy, hace diez años, se estrellaba un avión de Spanair con destino a Gran Canaria nada más despegar del aeropuerto Madrid-Barajas. Murieron 154 personas y 18 resultaron heridas. 

Las causas fueron fallos técnicos y humanos. Según concluía el informe final, los pilotos no desplegaron los aleroes que ayudan a elevarse al avión y no funcionó la alarma encargada de avertir a la tripulación de los errores. 

Pero los supervivientes y los familiares de las víctimas siguen sin aceptar la versión oficial y confían en que se depuren responsabilidades con la comisión de investigación que llegó al Congreso el pasado mes de junio. 

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios