Máquinas del pasado: las primeras versiones de los inventos que utilizamos hoy

  • Pantalla completa
Lavadora Thor
1 de 11
Comparte la fotografía

Lavadora Thor

La lavadora Thor fue la primer máquina eléctrica para el lavado de ropa que se vendió comercialmente en Estados Unidos. Se trataba de un cilindro que rotaba, y en su interior una serie de placas iba moviendo la ropa. Tras 8 rotaciones en una dirección, el cilindro comenzaba a rotar hacia el otro lado, con la idea de que las prendas no se apelmazasen. Se anunció masivamente en EEUU a partir de 1908.

Secador en 1928
2 de 11
Comparte la fotografía

Secador en 1928

En 890, el estilista francés Alexandre-Ferdinand Godefroy diseñó un aparato que combinaba un asiento con una capucha conectada a una estufa de gas. Su idea era que el cliente se sentase bajo la capucha y, a mano, se enviase aire caliente desde la estufa hacia su cabeza. Su idea se copió por todo el mundo, pero tenía varios problemas: estos sistemas eran pesados, a veces el aire llegaba solo un poco más caliente que la temperatura de la habitación y cuando no, eran comunes las quemaduras. La versión de la fotografía es de 1928, cuando el sistema ya se había refinado (un poco).
Planchas de hierro caliente
3 de 11
Comparte la fotografía

Planchas de hierro caliente

En el siglo IV a.C. los griegos ya utilizaban una barra de hierro caliente para planchar la ropa de lino, con un sistema parecido al del amasado del pan. Esta versión, algo más avanzada, se corresponde a las planchas que se usaban en Europa en el siglo XV, que tenían dos versiones: las de las familias ricas, que tenían un compartimento que se llenaba con carbón o un ladrillo previamente calentados, y las de las pobres, que eran más sencillas y se tenían que calentar continuamente en el fuego para proseguir con la tarea.
El avión de los hermanos Wright
4 de 11
Comparte la fotografía

El avión de los hermanos Wright

Wilbur Wright hace girar el avión que él y su hermano Orville consiguieron hacer volar, después de años de prueba, en 1903, dando comienzo a la historia de la aviación.
Sputnik 1
5 de 11
Comparte la fotografía

Sputnik 1

El Sputnik 1, lanzado por la URSS el 4 de octubre de 1957, fue el primer satélite artificial lanzado por el ser humano para orbitar en torno a la Tierra. Se trataba de una bola metálica de 58 centímetros de diámetro con 4 antenas de radio. El éxito de esta misión pilló por sorpresa a los estadounidenses, que tuvieron que acelerar sus esfuerzos en la carrera espacial.
El primer reloj
6 de 11
Comparte la fotografía

El primer reloj

Los relojeros fueron durante siglos auténticos sabios multidisciplinares. Es difícil determinar cuál fue el primer reloj portátil, antecesor de los de bolsillo y los de muñeca, pero este es el primero del que se tiene noticia, datado en 1530. En sus orígenes no se trataba tanto de que diesen la hora con precisión, sino que sirviesen como joyas y ornamentos.
El primer teléfono
7 de 11
Comparte la fotografía

El primer teléfono

En 1876, el inmigrante escocés Alexander Graham Bell consigue la primera patente estadounidense para un teléfono, un aparato que permitía hablar con otra persona a través de la distancia. En esta foto, Bell acababa de instalar el primer teléfono de Nueva York para hablar con Chicago.
El telescopio de Galileo
8 de 11
Comparte la fotografía

El telescopio de Galileo

En 1609, el astrónomo y científico italiano Galileo Galilei muestra el primer telescopio registrado, que había construido siguiendo las ideas y el modelo de otro aparato anterior, se cree que inventado por el fabricante de lentes alemán Hans Lippeshey en 1592. Pero fue Galileo quien le dio fama, especialmente al utilizarlo para observar cuatro de las lunas de Júpiter orbitando en torno a este planeta.
Osborne 1, el primer ordenador portátil
9 de 11
Comparte la fotografía

Osborne 1, el primer ordenador portátil

Era grande, pesado, y tenía una diminuta pantalla de 5 pulgadas, menor que la de muchos móviles hoy en día. Aún así, el Osborne 1 fue el primer ordenador portátil producido de forma masiva. Estuvo inspirado por el Xerox NoteTaker, el primer ordenador portátil que nunca llegó a entrar en producción, pero del que se construyeron 10 prototipos.
El coche eléctrico de Edison
10 de 11
Comparte la fotografía

El coche eléctrico de Edison

Los modernos coches eléctricos que hoy queremos que pueblen nuestras ciudades tuvieron sus primeras versiones a finales del siglo XIX, y hasta Thomas Edison, prolífico inventor, diseñó uno. Edison tenía, junto a Henry Ford, un proyecto para lanzar al mercado un coche eléctrico asequible a principios del siglo XX.

La lavadora, el secador, los relojes, el teléfono... son objetos cotidianos a los que nos hemos acostumbrado y que hoy damos por descontado. Pero un día, algunos hace décadas, otros hace siglos, fueron una novedad que comenzó estando al alcance de unos pocos afortunados y que se fueron haciendo populares poco a poco.

Versiones aquellas que, además, se parecían muy poco a los que conocemos. Revisándolas hoy parecen cualquier otra cosa menos los aparatos a los que estamos acostumbrados. Estso son algunos aparatos que usas todos los días, en su versión original. 

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios