Las malas caras del Madrid tras la derrota ante el Tottenham

  • Pantalla completa
Malas caras en el Madrid
1 de 16
Comparte la fotografía

Malas caras en el Madrid

Cristiano Ronaldo anotó
2 de 16
Comparte la fotografía

Cristiano Ronaldo anotó

Dele Alli tras una ocasión
3 de 16
Comparte la fotografía

Dele Alli tras una ocasión

Dele Alli celebrando su tanto
4 de 16
Comparte la fotografía

Dele Alli celebrando su tanto

Gol del Tottenham
5 de 16
Comparte la fotografía

Gol del Tottenham

Casilla, en su cuarto partido de Champions
6 de 16
Comparte la fotografía

Casilla, en su cuarto partido de Champions

Eriksen celebrando un gol
7 de 16
Comparte la fotografía

Eriksen celebrando un gol

Marcelo, al suelo
8 de 16
Comparte la fotografía

Marcelo, al suelo

Cuatro veces sacó de centro el Madrid
9 de 16
Comparte la fotografía

Cuatro veces sacó de centro el Madrid

El resultado de Wembley
10 de 16
Comparte la fotografía

El resultado de Wembley

El único tanto madridista de la noche
11 de 16
Comparte la fotografía

El único tanto madridista de la noche

Isco, uno de los destacados de las últimas semanas en el Madrid
12 de 16
Comparte la fotografía

Isco, uno de los destacados de las últimas semanas en el Madrid

Deportividad en los banquillos
13 de 16
Comparte la fotografía

Deportividad en los banquillos

Ramos se encaró con Dembele
14 de 16
Comparte la fotografía

Ramos se encaró con Dembele

 Zidane dando indicaciones
15 de 16
Comparte la fotografía

Zidane dando indicaciones

Las caras de hastío se manifestaron en los jugadores del Real Madrid tras caer derrotados por 3-1 en Wembley frente al Tottenham. En Inglaterra no funcionó casi nadie de los merengues. Puede que sea el físico, puede que sea una razón táctica, puede que sea motivacional. Lo que ocurre es que el Madrid tocó fondo y a partir de ahora solo debe ir a mejor, porque peor no se puede hacer. Venía de hacer el partido más flojo de la era Zidane en Girona y, cuando parecía difícil empeorar, lo consiguió no sin esforzarse para ello, que hacerlo mal no es fácil.

El Tottenham no es perfecto. Si lo fuera, lideraría con holgura la Premier League, como hace el Manchester City (lo más cercano ahora mismo a la perfección). No lo hace. Es tercero a ocho del líder, como el Madrid. Ha fallado en cuatro encuentros, y seamos serios, tiene sus defectos. ¿Qué ocurre? Que el Madrid ha permitido que ninguno de ellos salga a relucir en noventa minutos. ¿En qué es superior el Tottenham al Real Madrid? En la portería y en la punta de ataque, como mucho.

Champions
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios