Revuelta castiza contra el cierre de Embassy

  • Pantalla completa
Sirviendo el célebre cóctel de champán
1 de 10
Comparte la fotografía

Sirviendo el célebre cóctel de champán

Parroquianos de charla
2 de 10
Comparte la fotografía

Parroquianos de charla

Camarero del local
3 de 10
Comparte la fotografía

Camarero del local

Barra de Embassy
4 de 10
Comparte la fotografía

Barra de Embassy

Mesas del salón de té
5 de 10
Comparte la fotografía

Mesas del salón de té

Camarera
6 de 10
Comparte la fotografía

Camarera

Entrada del local
7 de 10
Comparte la fotografía

Entrada del local

Una de las puertas de Embassy
8 de 10
Comparte la fotografía

Una de las puertas de Embassy

Señora meditando
9 de 10
Comparte la fotografía

Señora meditando

Lugar: salón de té Embassy, paseo de la Castellana 12. Convocatoria: protesta por el inminente cierre de un café del Madrid de toda la vida. Público potencial: castizos, señoras bien y la crema de la intelectualidad.

Estamos viviendo un 'cafetiricidio' en Madrid. Primero vinieron a por las cafeterías Manila. Luego vinieron a por las cadenas Nebraska y California. Y ahora han echado sus garras sobre la madre de todos los salones de té de la capital —famoso por su tarta de limón, sus sándwiches y su cóctel de champán.

La marea del té contra el cierre de Embassy —a la que se sumaron 'celebrities' como Carmen Lomana y Cósima Ramírez— recurrió a una sofisticada estrategia de protesta: hincharse a merendar... y a beber champaña.

Cultura
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios