Conducimos el renovado Suzuki S-Cross, un SUV compacto con buenos argumentos
  1. Motor
  2. Pruebas
Todas las versiones tienen etiqueta Eco

Conducimos el renovado Suzuki S-Cross, un SUV compacto con buenos argumentos

Tres niveles de equipamiento, cambio manual o automático y tracción delantera o total; y en todos los casos con motor de gasolina de 129 CV. Desde 23.545 euros, un SUV a considerar

Foto: El nuevo S-Cross es cómodo y fácil de conducir, aunque al límite balancea. (Suzuki)
El nuevo S-Cross es cómodo y fácil de conducir, aunque al límite balancea. (Suzuki)

Hace pocos días Suzuki desvelaba la actualización del S-Cross (en la carrocería pone realmente 'SX4 S-Cross', pero en España se ha optado por simplificar la denominación) y ya nos hemos situado a sus mandos, pues las primeras unidades llegan a los concesionarios esta semana, con precios que arrancan oficialmente en 28.545 euros, aunque los descuentos los dejan en 23.545 euros como factura base. Porque, según la versión que elijamos, la rebaja por campaña comercial es de 3.600 o 2.400 euros, y a eso podemos añadir otro descuento extra de 1.400 euros por financiación. El resultado, cifras razonables para un SUV de 4,30 metros de largo, motor de 129 CV y etiqueta eco en toda la gama.

placeholder Pasos de rueda cuadrangulares y ópticas traseras más prominentes en el nuevo S-Cross.
Pasos de rueda cuadrangulares y ópticas traseras más prominentes en el nuevo S-Cross.

Gama, por cierto, en la que encontraremos siete versiones, fruto de combinar el motor 1.4T (es el BoosterJet con turbo, inyección directa de gasolina y sistema Mild Hybrid de 48 voltios) con dos tipos de cambio (manual y automático, ambos de seis marchas), dos tipos de tracción (delantera o a las cuatro ruedas AllGrip) y tres niveles de equipamiento: S1, S2 y S3. Aunque si queremos tracción a las cuatro ruedas solo podremos escoger entre S2 y S3, y si preferimos caja automática necesariamente habrá que tragar con el nivel superior S3. Así las cosas, la variante 'top' del S-Cross, con Allgrip, transmisión automática y equipamiento S3 se pone en 35.200 euros, que ahora mismo caen a 31.400 con los descuentos.

placeholder El acabado superior S3 tiene tapicería de cuero y pantalla de 9 pulgadas con navegador.
El acabado superior S3 tiene tapicería de cuero y pantalla de 9 pulgadas con navegador.

Explicada la parte económica, vayamos con el coche, que no es nuevo realmente pero sí cambia bastante en esta segunda actualización. Porque esta generación, nacida en 2013 y fabricada en la planta que la firma nipona tiene en Hungría, fue renovada en profundidad en 2016 y ahora, cinco años más tarde, vuelve a someterse a un 'lifting' general que, a nuestro juicio, le da un aire mucho más SUV, con mayor empaque. Por ejemplo, el capó delantero queda ahora más alto, la parrilla frontal es nueva, los pasos de rueda adoptan una forma cuadrangular y las ópticas traseras sobresalen más de la carrocería, de manera que hay más sensación de volumen. Y eso que no es muy grande, (4,30 metros de largo por 1,79 de ancho y 1,59 de alto), pero por presencia parece ahora más próximo a los que están por arriba (Seat Ateca o Nissan Qashqai, por ejemplo) que a los que están por debajo (Seat Arona, Toyota Yaris Cross o su 'hermano' Vitara).

placeholder Asientos delanteros cómodos y con sujeción. Desde el nivel S2 tienen calefacción en la banqueta.
Asientos delanteros cómodos y con sujeción. Desde el nivel S2 tienen calefacción en la banqueta.

Lógicamente no varía la amplitud interior, con cinco plazas bastante razonables y un maletero de 430 litros que, si ponemos el respaldo trasero en la posición más vertical posible (incómodo entonces para viajar) sube a 440 litros. O 1.230 litros si abatimos por completo la segunda fila. Nadie debe esperar materiales de primera, porque los productos de Suzuki se caracterizan más por robustez que por refinamiento, pero hay calidad, y eso se ve al circular por firmes rotos o incluso por caminos, donde no aparecen ruiditos. Se trata de un habitáculo más pragmático o funcional que lujoso, pues predominan los plásticos duros y solo hay superficies mullidas en pequeñas zonas del salpicadero; pero insistimos en que está realmente bien hecho.

placeholder Detrás el espacio es generoso, y el suelo es casi completamente plano. Pero no hay salidas de aire centrales.
Detrás el espacio es generoso, y el suelo es casi completamente plano. Pero no hay salidas de aire centrales.

Además, la actualización también se ha acordado del interior, pues el nuevo cuadro de instrumentos cuenta con un pequeño display digital central de 4,2 pulgadas, la pantalla central táctil del sistema multimedia es de 7 pulgadas en los acabados S1 y S2, y de 9 pulgadas en el S3, y también se incorpora a la versión superior un nuevo techo panorámico de doble deslizamiento. Nos gusta, por ejemplo, que se han mantenido muchos mandos tradicionales, como botones, pues eso simplifica mucho la conducción desde el primer minuto.

placeholder En la zaga, además de las nuevas ópticas, destaca el alerón rediseñado y el protector inferior plateado.
En la zaga, además de las nuevas ópticas, destaca el alerón rediseñado y el protector inferior plateado.

Y el equipamiento de serie ya es rico desde el nivel básico S1, que tiene llantas de aleación, faros LED, la citada pantalla de 7 pulgadas, cámara trasera, control de velocidad adaptativo o aire acondicionado. A lo anterior el S2 añade arranque sin llave, asientos delanteros calefactables, retrovisores plegables eléctricamente, climatizador automático, limpiaparabrisas con sensor de lluvia, alerta de riesgo en los ángulos muertos y sensores de aparcamiento, mientras que el S3 suma, por ejemplo, llantas de aleación pulidas, tapicería de cuero, techo acristalado eléctrico y la pantalla de 9 pulgadas con navegación, integración de Apple Carplay y cámara de 360 grados.

placeholder Pantalla central táctil de 9 pulgadas. En los dos acabados inferiores es de 7 pulgadas.
Pantalla central táctil de 9 pulgadas. En los dos acabados inferiores es de 7 pulgadas.

En lo que no hay novedades es en el capítulo mecánico, protagonizado por el motor 1.4T BoosterJet de gasolina con turbo, inyección directa, 129 CV de potencia y 235 Nm de par máximo, mecánica incorporada en 2020 y que recibe la etiqueta eco por su hibridación suave Mild Hibrid de 48 voltios, que se sirve de un motorcito eléctrico de 13,6 CV para apoyar al de gasolina en diversas situaciones, rebajando de paso el consumo. Así, la versión manual con tracción delantera homologa una media de 5,3 l/100 km, que suben a 5,8 l/100 km con el cambio automático. Y si optamos por un S-Cross AllGrip de tracción total (a partir del 1 de enero pagará un 4,75% de impuesto de matriculación), gasto medio de 5,9 l/100 km si es manual y 6,1 si es automático.

Sencillez y comodidad

Para nuestro primer test por carreteras madrileñas y abulenses nos ponemos al volante de un AllGrip con cambio manual. Es de esos coches en los que te subes y en pocos segundos ya puedes emprender la marcha, porque todo es intuitivo y fácil, sin engorros tecnológicos. Buena postura general, visibilidad correcta en todas direcciones... Empezamos a circular por un tramo de asfalto muy deteriorado y descubrimos una primera cualidad, que es su confort de suspensión, pues filtra bien los baches, los pavimentos rugosos y esos resaltes de todo tipo (algún día a alguien se le ocurrirá por fin que cumplan una homologación) que encontramos en calles y carreteras. Después, ya en una vía de curvas medias y lentas, veremos que el conjunto muelle/amortiguador es suave, lo que genera balanceos de carrocería algo más marcados de lo habitual, pero el compromiso comodidad/eficacia nos parece más que respetable, porque el límite de seguridad es alto y aunque el conjunto oscila un poco más de la cuenta, va por su sitio.

placeholder La instrumentación tiene ahora un display central de 4,2 pulgadas que ofrece diversas informaciones.
La instrumentación tiene ahora un display central de 4,2 pulgadas que ofrece diversas informaciones.

Y otro tanto sucede con los frenos, que cumplen por potencia y resistencia a los tratos intensos; e incluso a los muy intensos. Es un SUV familiar, perfecto para la dualidad entre uso en ciudad y salidas interurbanas, pero permite atacar una zona de montaña con garantías. Porque ahí, además, veremos que el motor mueve bien al S-Cross, que es bastante ligero. Y no hablamos solo de prestaciones puras, donde cumple pero no brilla (acelera de 0 a 100 km/h en 9,5 segundos si se trata de versiones de tracción delantera, y en 10,2 segundos con tracción 4WD AllGrip), sino también de agrado, porque si dejas caer el motor mucho de vueltas (a 1.200 rpm, por ejemplo), al acelerar gana velocidad sin titubeos, con bastante progresividad, incluso cuesta arriba.

placeholder El capó delantero va más elevado y la parrilla es nueva. El S-Cross tiene más empaque que antes.
El capó delantero va más elevado y la parrilla es nueva. El S-Cross tiene más empaque que antes.

Quizás el cambio manual podría ser un poco más suave y tener unos recorridos más cortos entre marchas, pero quizás nosotros también ejecutamos una conducción algo más 'alegre' de lo normal en un recorrido realmente sinuoso y con una orografía compleja. Y completamos nuestra primera prueba del actualizado S-Cross con una breve escapada 'off road', donde los 175 milímetros de distancia al suelo nos permitieron movernos con ciertas garantías por pistas en relativo buen estado. Para retos más duros, en terrenos más irregulares, quizás esa distancia se quede algo justa; pero el S-Cross cumple bien como 'chico para todo', pues tiene unas medidas suficientemente compactas para moverse por la ciudad, cuenta con argumentos considerables de cara a usos familiares y viajes por carretera, y no defrauda en campo, especialmente si cuenta con tracción total, toda una garantía frente a los inviernos más duros, pues el sistema AllGrip integra un mando que permite al conductor elegir entre cuatro programas: Auto, Sport, Snow y Lock, este último ideado para repartir de forma permanente la potencia entre las cuatro ruedas.

Todocamino Gasolina Japón Ecología Desarrollo sostenible
El redactor recomienda