Mini Cooper SE, el coche urbano para las ciudades modernas
  1. Motor
PRUEBA MINI COOPER SE

Mini Cooper SE, el coche urbano para las ciudades modernas

Combina deportividad por su motor de 184 CV con una batería muy pequeña que le limita al entorno urbano y periurbano

placeholder Foto: Mini Cooper SE un coche eléctrico ideal para moverse con clase y sin emisiones por la ciudad
Mini Cooper SE un coche eléctrico ideal para moverse con clase y sin emisiones por la ciudad

El Mini representa desde mediados del siglo XX el concepto del vehículo urbano por excelencia, un coche dimensiones compactas pero que al mismo tiempo por sus potentes mecánicas ofrece en las versiones modernas una filosofía de conducción muy deportiva. Sobre ese enfoque tradicional de Mini, la marca británica lanzó al mercado el año pasado una variante 100 % eléctrica que mantiene la filosofía de ser un modelo de enfoque urbano, al que se añade su característica de ser cero emisiones en su utilización. Un modelo ideal para la ciudad también por su etiqueta. En este enlace pueden ver las fotos de la prueba

El coche eléctrico de baterías tiene una limitación clara con la autonomía de utilización. Si queremos tener un coche que haga muchos kilómetros sin tener que recargar, necesitaremos a cambio unas baterías muy pesadas. Esto encarecerá tanto el precio como el consumo del vehículo. Por ello, si buscamos un coche eléctrico hay que decidir muy bien el tipo de vehículo que necesitamos exactamente y su rango de utilización. Es la única manera de acertar con el coche a comprar.

En este sentido, Mini ha apostado por hacer un coche eléctrico urbano y, aunque por la potencia de su motor podría rodar con agilidad por carretera, la realidad es que su batería le limita en ese tipo de desplazamientos. En realidad, el Mini Cooper SE, como se denomina esta versión 100% eléctrica, tiene una batería muy pequeña, de solo 29 kWh. Tampoco ofrece la posibilidad de recargar en un cargador de alta potencia, ya que su límite de recarga con corriente continua está en 50 kW.

placeholder Puesto de conducción diferente, con la personalidad de los Mini.
Puesto de conducción diferente, con la personalidad de los Mini.

Es decir, que se trata de un coche muy racional y de una apuesta muy clara de la marca Mini por el coche eléctrico para la ciudad de cara a este segundo paso de la electrificación de la marca tras el Countryman y su variante híbrida enchufable. En el caso del Cooper SE tenemos un motor de 184 caballos que puede mover con mucha alegría el vehículo, que permitiría circular con agilidad por carretera, pero que por su batería se ve limitado más hacia la ciudad.

Eso sí, para moverse en ciudad es un rey por sus dimensiones contenidas, características del modelo en esta versión más tradicional de 3 puertas, única en la que se ofrece esta versión eléctrica. A ello se añade ese potente motor, y sobre todo esa entrega de par inmediata tras acelerar, que hace que su conducción en ciudad sea muy agradable.

Foto: El nuevo MIni incluye ahora un frontal renovado y luces de LED de serie en toda la gama.

Pero otra cosa distinta es si queremos circular por carretera y sobre todo si queremos hacer muchos kilómetros en este tipo de trazado. Les voy a contar mi experiencia del primer día que utilicé el coche para hacer esta prueba. Salida a las 9:30 de la mañana de mi casa y al cabo de los primeros 20 km por carretera, circulando a una velocidad bastante moderada, a unos100 km/h y sin presionar con fuerza el acelerador. En este recorrido el consumo, o mejor la autonomía, bajó de 165 km que tenía al salir de casa a 130 km al llegar a la M 30. Si hay que hacer bastantes kilómetros por carretera, este Mini puede resultar un poco agobiante.

placeholder Bajo el piso del maletero hay un hueco específico para llevar el cable eléctrico.
Bajo el piso del maletero hay un hueco específico para llevar el cable eléctrico.

Pero tras este difícil comienzo las cosas empezaron a mejorar, ya que circulando por la M 30 más despacio y con bastante tráfico recorrí 15 km y no solo no gasté autonomía sino que la recuperé, llegando a mi destino en el centro de Madrid con 140 km de autonomía. Es decir, 35 kilómetros reales recorridos, unos cinco en el centro de la ciudad y "solo" había gastado 25 km de autonomía.

Con esta experiencia les quiero explicar que la utilización de este coche eléctrico es perfecta en ciudad donde el consumo es realmente bajo, pero que si hay que rodar por carretera, y sobre todo si queremos hacerlo un poco deprisa, entonces no será nuestro coche para todos los dias.

Carga rápida

El sistema de recarga es muy sencillo, se conecta normalmente en un enchufe convencional de la casa y si es de 3,7 kW en unas cinco o seis horas estará cargado. La carga máxima en corriente alterna es de 11 kW que es lo que proporciona un wallbox, mientras que, como les comentaba al principio, en un punto de carga rápida de corriente continua se limita a 50 kW, aunque el punto tenga más potencia y solo cargará a 50 kW. Pero dado que su batería es pequeña se cargará muy rápido. Es una ventaja de un coche con batería pequeña, que de la misma forma que se descarga rápido, también se vuelve a cargar rápidamente.

En la conducción es un coche muy fácil para usar en el tráfico urbano. Tiene un sistema para aumentar o reducir el grado de regeneración de electricidad en la batería. En condiciones normales, por defecto, se incluye la máxima regeneración posible mientras que con una tecla situada junto al botón de arranque podremos seleccionar un grado de regeneración menor.

placeholder De los cuatro modos de conducción disponibles el Green  es el más ahorrador, ideal para cuando la batería se nos agota.
De los cuatro modos de conducción disponibles el Green es el más ahorrador, ideal para cuando la batería se nos agota.

La máxima regeneración es la ideal para utilizar en ciudad y la gestión del sistema eléctrico permite recargar bastante energía en el uso regular, en cada pendiente o semáforo. Sin embargo, para circular por carretera lo normal es que sea más interesante utilizar el modo de baja regeneración para no tener que ir permanentemente acelerando y levantando el pie del acelerador. Esta conducción en carretera resulta bastante cansada, hay que ir muy pendiente, y por ello es mejor activar en carretera el modo de baja regeneración.

También ofrece diferentes modos de conducción, para adaptarse a los estados de ánimo o las necesidades de su conductor. El Sport, como no podía faltar en un coche como el Mini con ese toque deportivo que tiene en su ADN. Los otros modos son suaves, Mild, un modo eco que en Mini denominan Green y una opción aún más ecológica, Green+. En esta última se reduce aún más el consumo y es la ideal para cuando nos estamos quedando sin batería y solo queremos llegar a nuestro destino y enchufar la recarga.

Cuatro tallas

Más allá de estas diferencias en la conducción, el Mini Cooper SE es exactamente el mismo que el resto de la gama. Pero esta versión eléctrica es exclusiva, al menos por el momento de la variante 3 puertas. Su equipamiento es muy completo aunque se ofrecen cuatro variantes de acabado diferentes, con una denominación muy divertida. Los diferentes acabados son como las tallas de ropa, S, M, L y XL con una diferencia de precios entre la más sencilla y la tope de gama de unos 7.000 euros y con un escalonado intermedio entre cada una de ellas.

Pero su equipamiento desde el básico es muy completo e incluye sistemas de ayuda a la conducción, pantalla en la consola central, navegador y un cuadro de instrumentos pequeño pero muy bien situado en el centro del volante que permite tener los datos fundamentales entre los que sin duda la autonomía es la clave en un modelo como este que, como en todos los eléctricos, si se para tendremos que llamar una grúa.

Ficha Mini Cooper SE

Motor: eléctrico

Potencia máxima: 184 CV

Par máximo: 271 Nm

Tensión nominal: 350 V

Batería: iones de litio

Capacidad : 29 kWh

Carga máxima en CC: 50 kW

Carga máxima en CA: 11 kW

Velocidad máxima: 150 km/h

Aceleración de 0 a 100 km/h, 7,3 segundos 

Caja de cambios: no tiene  

Tracción: Delantera  

Consumos homologado WLTP en ciclo combinado 15,5 kWh a los 100 km

Dimensiones (longitud/anchura/altura), 3,85 x 1,73 x 1,43

Capacidad maletero: 211 litros.  

Peso en vacío: 1.420 kg.

Precio: desde 33.450 euros.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Coches
El redactor recomienda