Desde 16.000 euros

Suzuki Ignis, libertad para moverse por ciudad y en el campo

Emplea un pequeño de motor de 83 caballos, tracción 4x4 y control de descenso para las aventuras de fin de semana

Nuestra prueba de esta semana corresponde al Suzuki Ignis, un vehículo del segmento todocamino, de dimensiones muy reducidas con solo 3,70 m de longitud y también con un pequeño motor de 83 caballos. Pese a todos estos datos, es un buen todocamino, de cuatro plazas y que ofrece buenas posibilidades de utilización fuera del asfalto gracias a su tracción 4x4 o su control de descenso, pero sobre todo a su ligereza, menos de mil kilos. A todo ello añade su etiqueta Eco por el sistema mild hybtrid que emplea.

Suzuki es un gran especialista en la producción de vehículos pequeños y también lo es en lo que a modelos todoterreno se refiere. El Suzuki Ignis es la perfecta combinación de ambos conceptos para ofrecer un vehículo que casi no tiene rivales. Es de aspecto moderno y se integra perfectamente en el concepto del todocamino tan buscado en estos momentos.

Se puede considerar como una reinvención de un modelo mítico cómo fue el SJ 410 a principios de los años 80. Aquel coche era un todoterreno, con caja Transfer y marchas reductoras, que gracias a sus dimensiones era capaz de superar cualquier obstáculo. Fue el modelo que, gracias a su precio muy ajustado, se convirtió en el primer paso de los que querían una conducción off-road de verdad y asequible.

Solo dos plazas traseras, pero bastante amplias.
Solo dos plazas traseras, pero bastante amplias.

El Ignis es el sucesor, teniendo en cuenta lo que ha evolucionado el mercado del automóvil en todos estos años, y sobre todo el concepto del vehículo todoterreno, que ha dejado buena parte de su hueco a un coche mejor para circular por carretera pero también algo más limitado en el campo. Y este Ignis me parece la evolución lógica de aquel SJ 410 y sus posteriores versiones, SJ 413 o Samurai.

Este nuevo modelo, el Suzuki Ignis, tiene una estética llamativa por la forma de su parte trasera, por su frontal e incluso por sus dimensiones. Porque es un coche alto pero también bastante corto y estrecho, lo que le hace diferente. Pero está muy bien pensado. La parte trasera tiene una ventanilla más pequeña y un triángulo posterior, lo que permite que ese cristal de las puertas traseras llegue hasta abajo cuando se quiere abrir la ventanilla, algo que no ocurre en muchos de sus rivales.

Su interior es muy espartano, muy sencillo, pero tiene todo lo necesario para hacer de este coche pequeño y barato una interesante alternativa. Está homologado para cuatro plazas y la verdad es que no cabrían bien cinco personas dentro. Pero esas dos plazas traseras son suficientemente anchas y, sobre todo, tienen una cota de altura más que razonable.

Aunque lo mejor del Ignis, sin duda, es su comportamiento dinámico. En ese sentido, es un vehículo que recuerda mucho al concepto del SJ 410. Tiene un motor de gasolina de 1,2 litros que se estira muy bien hasta arriba del cuentavueltas y que ofrece mucho brío. Pero su potencia es bastante limitada, lo que hace que tengamos que ir muy pendientes del cambio, que es manual de cinco marchas.

Sistema mild hybrid y 4x4
Sistema mild hybrid y 4x4

No es un coche pensado para hacer viajes largos, Eso está claro. En una carretera normal si permite circular a 120 km/h sin demasiados problemas. Pero si llegan cuestas habrá que ir muy pendiente del cambio para quitar una marcha y conseguir no perder empuje. Esa limitación de potencia, al mismo tiempo, le hace muy divertido, porque obliga a ir siempre en la marcha adecuada. Además permite una conducción deportiva, con la sensación de ir muy deprisa, pero sin superar los límites legales. Y eso es reconfortante.

Pero este coche destaca porque es un todocamino realmente campero. Tiene unas ruedas muy estrechas, lo que facilita su evolución en terrenos complicados. También ayuda su altura libre al suelo, de 18 cm, que es bastante razonable para la utilización de este vehículo. Pero sobre todo cuenta con un eficaz control de descenso que siempre se agradece cuando nos hemos metido en algún lío con el coche.

También ofrece una tecla para poder hacer conducción más off-road. Por supuesto, no es algo parecido a un selector de tipos de terreno que llevan los modelos de Land Rover o de Jeep, ni nada parecido, ya que no podemos olvidar que es un coche muy barato. Pero adaptar los sistemas de control del vehículo a esta conducción campera es muy interesante.

Por supuesto cuenta con tracción a las cuatro ruedas, muy evolucionada con respecto a la de aquel SJ 410. El modelo de los años 80 no tenía un diferencial central para permitir circular con las cuatro ruedas permanentemente, salvo que fuera un terreno deslizante. En este caso del Ignis si tenemos un diferencial viscoso que es el que se encarga de permitir la tracción a las cuatro ruedas permanente sin limitaciones.

Frontal llamativo
Frontal llamativo

A todos estos valores añade otro importante, su etiqueta Eco. Y es que gracias a su sistema mild hybrid permite hacer una conducción más ecológica en ciudad y gracias a sus dimensiones y su etiqueta poder evolucionar con mayor libertad dentro de la ciudad. Los usuarios también agradecerán ese asiento más alto y ese acceso facilitado a su interior.

El Ignis es un vehículo sencillo, muy fácil de conducir y sin complicaciones tecnológicas, pero también tiene un precio muy ajustado. Si lo que se busca es un vehículo para poder hacer algo de campo en una zona rural, esta puede ser una muy buena opción sin tener que recurrir a un todoterreno de verdad, un vehículo pesado de consumo elevado con tracción a las cuatro ruedas y con marchas reductoras. Y si queremos un coche alto para la ciudad, el Ignis con tracción 4x4 y sistema mild hybrid cumple a la perfección.

Ficha técnica

Motor: 4 cilindros en línea

Potencia máxima: 83 CV a 6.000 rpm

Par máximo: 107 Nm desde 2.800 rpm

Cilindrada: 1.197 cc

Combustible: gasolina

Velocidad máxima: 165 km/h

Aceleración de 0 a 100 km/h, 12,8 segundos

Caja de cambios: manual de 5 marchas.

Tracción: 4x4

Consumo homologado WLTP en ciclo combinado: 5,4 litros

Dimensiones (longitud/anchura/altura), 3,70 x 1,69 x 1,60

Capacidad maletero: desde 245 litros.

Peso en vacío: 985 kg.

Precio: 16.000 euros.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios