cómo evitar marearse

¿Te mareas si viajas en coche? Los trucos de la DGT para que no te pase este verano

Para quienes viajen en coche este verano, la DGT ha recordado una serie de pautas que pueden ayudar a niños, jóvenes y otras personas que se mareen a evitar el malestar al viajar

Foto: Los trucos de la DGT para evitar mareos al viajar en coche este verano, (Pexels)
Los trucos de la DGT para evitar mareos al viajar en coche este verano, (Pexels)

Los viajes por carreteras son, para los que están habituados a moverse sobre cuatro ruedas, un disfrute; mientras que para otros pueden suponer más bien un mal rato al no estar habituados, sobre todo, a mantener la compostura al ritmo de las curvas de las distintas vías que recorren la geografía española. Para este último grupo, corren malos tiempos en un verano en el que tras superarse los momentos más críticos de la pandemia del coronavirus probablemente una de las mejores opciones de transporte para pasar unos días de descanso sea en coche, viajes que de ser por la península y elegir un destino rural alejado de las grandes urbes suponen toparse con irregulares carreteras que siguen el curso de la montaña.

[A qué temperatura debes poner el aire acondicionado en el coche]

Quienes se mareen de forma recurrente al ocupar el asiento de un turismo y hacer un viaje por carretera tendrán, de escoger este medio de transporte en las vacaciones postcoronavirus para descubrir lugares del territorio nacional, que aliarse con los consejos que ha dado, por ejemplo, la Dirección General de Tráfico (DGT) para ahorrase el malestar una vez se monten en un coche. De acuerdo con lo que explica Tráfico a través de la revista de la DGT, mujeres embarazadas, niños y jóvenes son los más vulnerables a sufrir mareos, sobre todo cuando viajan en los asientos traseros del vehículo y lo hacen distraídos con pantallas o leyendo un libro. En el caso de los menores, mientras que los bebés de edad más temprana son ajenos a estos problemas, a partir de los tres años sí que se ven afectados los niños por los mareos.

Una de las recomendaciones que propone la DGT para evitar este tipo de incidencias pasa primero por el hecho de que la persona que está al volante del vehículo cuide su estilo de conducción e intente evitar acelerar o frenar de forma brusca al recorrer la carretera, manejando el volante sin dar tirones y priorizando una conducción suave. De lo contrario, se transmitirán movimientos a los pasajeros que no llega a detectar sus cerebros, causándoles síntomas de mareo. Se trata de una respuesta natural del cuerpo que la DGT describe como de "difícil curación", pero para la que sí existen remedios o trucos que alivien los síntomas e, incluso, eviten los mareos.

Busca un punto fijo como aliado

Durante viajes largos en los que se atraviesen vías sinuosas o incluso en atascos, se puede llegar a mostrar síntomas de mareo como malestar general, sudores fríos, palidez, náuseas y bostezos repentinos que pueden acabar en vómito, tal y como recuerdan desde RACE. La prueba de fuego pasa por tratar de mirar hacia delante siempre que el coche esté en movimiento e intentar fijar la vista en algún objeto que forme parte del paisaje o concentrarse directamente en el horizonte. También ayuda intentar evitar mirar a los ojos a la persona con la que se está hablando, de estar conversando con alguien y, en el caso de los adultos, sentarse en el asiento del copiloto.

Además, es clave también asegurarse de que el coche está bien ventilado antes de iniciar el viaje y que el habitáculo esté limpio. Durante el trayecto, hay que intentar que no se acumule excesivo calor o que haya una sensación térmica de mucho frío. Lo ideal es mantener una temperatura entre los 21 y los 23 grados y, al primer síntoma de mareo, bajar la ventanilla para que le dé el aire fresco a la persona que se está mareando, cerrar los ojos e intentar relajarse, o pedirle al menor, en caso de que sea un niño el que se esté encontrando mal, que siga dichas pautas. Intentar dormirse es también buena opción para poner coto al malestar y antes de subirse al coche hay que tener en cuenta que, si se va a comer, lo más recomendable es ingerir alimentos en pequeña cantidad y que no sea una comida copiosa, sin quedarse tampoco con el estómago vacío ya que eso puede incrementar la tendencia a marearse.

Durante el trayecto es importante mantenerse hidratado y puede ser útil hacer más paradas de las estrictamente necesarias para que a la persona que se marea le dé el aire fresco y se pueda refrescar. Asimismo, llevar consigo una bolsa de plástico, toallitas refrescantes y una toalla pueden ser necesarios por si no se puede evitar el vómito. ¿Una última recomendación? El asiento trasero central es el más seguro para viajar y el más recomendado para aquellos viajeros que se mareen, ya que la vista que tienen les facilita fijarse en un elemento del paisaje.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios