La importancia del reposacabezas

Las recomendaciones de la DGT para evitar el temido latigazo cervical

La DGT sigue alertando a los conductores la importancia de mantener una postura adecuada en el coche y llevar bien colocados tanto el cinturón como el reposacabezas durante la conducción

Foto: Siempre se debe tener bien abrochado el cinturón y colocado el reposacabezas a la medida exacta. (Foto:Pixabay)
Siempre se debe tener bien abrochado el cinturón y colocado el reposacabezas a la medida exacta. (Foto:Pixabay)

La Dirección General de Tráfico (DGT) sigue alertando a los conductores a través de su cuenta oficial de Twitter la importancia de estar bien colocado en el coche (evitarás el famoso efecto submarino) y llevar bien colocados tanto el cinturón como el reposacabezas durante la conducción. Dos elementos de seguridad aún más importantes durante estos días de estado de alarma a causa de la crisis del coronavirus.

"El cinturón de seguridad es el mejor seguro de vida, aunque forma parte de un conjunto que incluye airbag y reposacabezas. Recuerda que estos últimos pueden evitarte el 'latigazo cervical' en caso de colisión". Y es que en el caso del reposacabezas, es una de las partes más obviadas por los conducotres. Muchos lo ven como una parte del asiento que únicamente ayuda a adoptar una postura cómoda mientras se conduce, pero esta es una visión errónea, ya que su utilidad va mucho más allá y está muy relacionada con la seguridad del conductor. Un mal gesto que puede acabar provocando desde lesiones leves a graves como un esguince cervical o incluso tetraplejia.

La DGT lo evidencia a través de un vídeo explicativo en el que, entre otras cosas, pueden verse algunas de las consecuencias y movimientos de nuestro cuerpo en caso de accidente y diferenciándolos según se trate de un choque frontal o por detrás.

En el caso de la colisón frontal, la cabeza sufre dos movimientos consecutivos. El primero de ellos hacia abajo (hiperflexión) y el segundo hacia atrás (hiperextensión). Por otro lado, si el golpe llega por detrás, será justo a la inversa. En ambos casos es de vital importancia contar con la garantía de seguridad que puede dar el cinturón de seguridad o el airbag, pero también el reposacabezas deberá estar bien colocado, con el fin de limitar el movimiento excesivo del cuello y evitar el temido 'latigazo cervical'.

Cómo evitarlo

  • El reposacabezas tendrá que estar situado a unos 4 centímetros de la cabeza.
  • La altura deberá estar bloqueada de manera que el centro de gravedad (la altura de los ojos) coincida con la parte resistente del reposacabezas. Una posición más baja podría agravar las lesiones.
  • Debe quedar bloqueado.
  • El ángulo de inclinación del respaldo del asiento no debe superar los 25 grados.
  • Antes de arrancar no olvide abrocharse el cinturón.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios