MOTOR DE 213 CV Y CAMBIO DE 10 MARCHAS

El espectacular pick-up Ford Raptor, el coche que está arrasando en España

Con una estética muy llamativa, el Ford Raptor ofrece unas suspensiones que permiten una conducción muy deportiva o también una off-road más extrema

Foto: El Ford Raptor es el pick-up más radical del mercado tanto por su aspecto como por su comportamiento dinámico.
El Ford Raptor es el pick-up más radical del mercado tanto por su aspecto como por su comportamiento dinámico.

Ford lanza al mercado su modelo Raptor, un pick-up espectacular por su aspecto exterior, con unas sofisticadas suspensiones que le permiten un comportamiento dinámico muy deportivo, y con un potente motor diésel de 213 caballos. Un vehículo que ofrece las posibilidades de un vehículo pick-up por su capacidad de carga y sus opciones todoterreno, pero elevadas a su máxima expresión. Su precio oficial es de 56.250 euros, que con descuentos y sin el pago del impuesto de matriculación se queda en 46.350 euros. Ya están vendidas más de la mitad de las unidades disponibles para España en 2019.

El Raptor es el tope de gama del concepto del vehículo pick-up en Ford. Es un tipo de modelo que normalmente está pensado para un uso profesional, con el que poder llegar a los sitios más difíciles con cargas pesadas. Para este tipo de usuarios, la marca del óvalo tiene el Ranger, que es el modelo más vendido en este segmento en España. Sin embargo, este nuevo Ford Raptor, desarrollado por la división Ford Performance y basado en la misma estructura que el Ranger, aporta muchas novedades importantes, como unas vías ensanchadas, o un frontal muy distinto.

Sin duda, uno de los cambios más notables es el que se refiere a su esquema de suspensiones. El Raptor cuenta con unos sofisticados ejes con muelles y amortiguadores que permiten un comportamiento dinámico excepcional en comparación con el resto de modelos pick-up del mercado, incluyendo también el Ford Ranger. Así lo hemos podido comprobar en la primera toma de contacto con el vehículo por carreteras y pistas en Segovia.

Neumáticos off-road de BF Goodrich.
Neumáticos off-road de BF Goodrich.

Gracias a su eje trasero con muelles y amortiguadores ofrece una dinámica de marcha que nada recuerda al Ranger y al resto de vehículos pick-up del mercado, que llevan siempre un eje trasero de ballestas. En este caso su dinámica de marcha es brutal. Cuando vamos circulando por una pista a bordo de un pick-up y vemos un bache o un agujero, hay que frenar mucho para evitar rebotes, muy incómodos, que pueden ser peligrosos.

En este caso, el Raptor se traga todo lo que haya en el camino. Da igual lo que tengamos por delante, el Raptor absorbe todas las irregularidades sin el menor problema. Y eso, sea cual sea la velocidad a la que lo hagamos. Es más, la sensación que he sacado después de hacer bastantes kilómetros por pistas con el Raptor es que va como si lleváramos un vehículo con suspensión neumática que mantiene la altura de la carrocería sea cual sea el camino por el que circulamos. Pero no tiene este tipo de suspensión tan sofisticada.

El Raptor es, por todo ello, un pickup de altas prestaciones gracias a esas sofisticadas suspensiones pero también a su equipo mecánico. Un motor diésel de 213 caballos combinado con una caja de cambios automática de 10 marchas con levas en el volante, ya deja claro que no es un pick-up más del mercado sino que se trata del rey de los pick-up. Y lo es tanto por su aspecto muy llamativo, como por sus prestaciones muy deportivas y por sus buenas opciones de uso en una conducción off-road extrema.

Su esquema de suspensiones permite un comportamiento excepcional.
Su esquema de suspensiones permite un comportamiento excepcional.

Permite rodar muy deprisa por pistas de manera totalmente segura gracias a este esquema de suspensiones y también a su sistema de tracción. En marcha se puede cambiar de dos a cuatro ruedas motrices, también tiene marchas reductoras, diferencial trasero autoblocante, bloqueo del diferencial central. Con ello, además de ir deprisa por las pistas también se pueden superar zonas muy complicadas, grandes pendientes o inclinaciones sin problemas.

Otro detalle innovador de este Raptor lo encontramos en sus neumáticos. Unos BFGoodrich pensados para superar todo lo que se ponga por delante completan un panorama de un vehículo excepcional, un modelo que enamora a aquellas personas con inquietudes, que buscan algo más que un todocamino premium o un modelo deportivo para llamar la atención. En este caso encontramos un vehículo muy divertido, llamativo, muy eficaz para rodar por tipo de trazados, carretera o por pistas, pero también imparable en condiciones de utilización off-road más extremas siempre que sus dimensiones permitan pasar por donde queremos.

El Raptor tiene un precio para el mercado español de 56.250 euros, pero con la campaña de descuento se queda en 52.000 euros. Este modelo se fabrica en Sudáfrica y está teniendo una gran acogida en los diferentes mercados internacionales, por lo que para el mercado español solo habrá 348 unidades para este año. Y de ellas ya están vendidas las primeras 200 unidades. Un detalle importante es que no es una serie limitada que solo vaya a estar disponible un tiempo, sino que los próximos años seguirán produciéndose más unidades.

Buena calidad percibida en su interior.
Buena calidad percibida en su interior.

Por lo que respecta al Ford Ranger, el modelo pick-up de Ford para los mercados europeos, ha experimentado un notable crecimiento de sus ventas en el mercado español que le ha llevado a ser líder en el segmento. En 2015 se vendieron 1.079 unidades, lo que supuso que uno de cada cinco modelos pick-up vendidos en España ese año correspondiera al modelo de Ford. En 2018 se entregaron 3.522 unidades del Ranger, lo que aumentó su cuota hasta el 33% de este mercado. O lo que es lo mismo, que uno de cada tres modelos pick-up vendidos en España fue un Ford Ranger.

El Ranger se ofrece en su versiones de acceso, los XL y XLT, con un motor diésel de 2 litros que proporciona 170 caballos. Y por encima se completa la gama con una versión de enfoque más lúdico, el Wildtrack, que comparte su motor con la versión Raptor, un propulsor diésel de 213 caballos e igualmente emplea el cambio de 10 marchas.

En cuanto a su equipamiento, el Ranger también ofrece muchas ayudas a la conducción. Entre ellas quizá lo más destacable sea el detector de peatones con frenada automática, limitador de velocidad inteligente con reconocimiento de señales, control de crucero, asistente de mantenimiento de carril, todo ello de serie desde la versión de acceso. También elementos como los faros de Led con luces diurnas o el arranque por botón, son detalles que posicionan al Ford Ranger un escalón por encima de lo que siempre han sido los vehículos pick-up.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios