LLEGAN 400 MESTA FUSIÓN A FRANCIA

Ya está aquí el superradar, el cazador de multas que detecta cualquier infracción

Se trata de la máquina más perfecta creada hasta ahora para cazar infracciones en la carretera: y es que el control de velocidad es solo una de las cosas que puede hacer este radar

Foto: Los Mesta Fusión ya son el 'gran hermano' de la carretera, el ojo que todo lo ve. (CC)
Los Mesta Fusión ya son el 'gran hermano' de la carretera, el ojo que todo lo ve. (CC)

Los radares son uno de los enemigos más temidos del conductor al que le gusta circular por encima de los límites de velocidad máximos con su vehículo. Hay muchos tipos de cinemómetros, como pueden ser los móviles, los de cascada, los veloláser, el Pegasus o, incluso, los de cartón. Pero el que hasta ahora poco se conocía es el Mesta Fusión, también conocido como el superradar: el cazador de multas que es capaz de detectar (casi) cualquier infracción que se cometa.

Francia acaba de anunciar que ha comprado 400 de estos radares para ponerlos a funcionar en sus carreteras, siendo uno de los elementos más completos y con mayor capacidad para analizar infinidad de situaciones al volante que son capaces de controlar centenares de variables al mismo tiempo. Solo un simple dato de lo que es capaz de hacer: puede controlar hasta 32 coches por segundo en un abanico de ocho carriles en ambos sentidos.

En muchas ocasiones, el gran secreto del radar radica en su capacidad para estar oculto y, así, 'cazar' desprevenidos a los conductores más despistados, consignando la consiguiente multa. Sin embargo, los superradares no pueden pasar desapercibidos: son enormes torres, que miden cerca de cuatro metros, que se instalan en los laterales de la carretera, desde donde son capaces de ser el ojo que todo lo ve para evitar infracciones al volante.

Y es que el control de velocidad es la menor de las funciones para la que está pensado, pues el nuevo sistema de control de las carreteras diseñado por Morpho es el más completo que se conoce hasta el momento. No solo es capaz de controlar varias decenas de vehículos en un rango de acción de casi 200 metros, sino que su principal virtud es que es capaz de discernir entre diversos tipos de infracciones, localizarlas y sancionarlas con el castigo pertinente.

De esta manera, no solo es capaz de controlar la velocidad, sino que puede interpretar qué tipo de vehículo es y qué límite tiene por ley, si puede circular en caso de que haya protocolo anticontaminación, si tiene el seguro en vigor y ha pasado la ITV... O incluso variables relacionadas con el comportamiento del conductor, como si respeta la distancia de seguridad, si utiliza los intermitentes, si lleva puesto el cinturón de seguridad o si utiliza el teléfono móvil al volante.

Los Mesta Fusión, espectaculares ordenadores de última generación que son capaces de medir infinidad de variables en las carreteras, llevan a prueba varios años, especialmente en lugares como Dubái, donde llevan un tiempo ajustando sus sistemas. Sus diseñadores consideran que ya están listos para salir al mercado y, así, Francia ha anunciado que va a comprar 400 de ellos, que estarán listos en sus carreteras en los próximos meses.

De momento, no hay ningún motivo para pensar que puedan llegar a España en un corto periodo de tiempo, pero el país vecino pondrá a funcionar una importante cantidad de ellos para comprobar si consigue reducir el número de víctimas en sus carreteras. En caso de tener éxito, no sería extraño pensar que en un futuro próximo pudiéramos ver en nuestras carreteras los superradares, el 'gran hermano' de la circulación que es capaz de detectar todo tipo de infracciones.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios