Es noticia
Menú
Volkswagen T-Cross, el todocamino de acceso a la gama
  1. Motor
SE FABRICARÁ EN LA PLANTA DE NAVARRA

Volkswagen T-Cross, el todocamino de acceso a la gama

El T-Cross se presentará oficialmente este otoño, con la tecnología más avanzada y las ventas comenzarán a principios de 2019

Foto: El nuevo Volkswagen T-Cross emplea la misma plataforma del Polo, la MQB-A0.
El nuevo Volkswagen T-Cross emplea la misma plataforma del Polo, la MQB-A0.

Volkswagen amplía su ofensiva en el terreno de los vehículos todocamino con la llegada del nuevo T-Cross, un modelo basado en la plataforma del nuevo Polo, cuyas ventas se iniciarán a principios del 2019. Será el modelo de acceso a este nuevo tipo de vehículos más altos y con ciertas posibilidades camperas, y la gran noticia es que el coche se fabricará en la planta de Landaben (Navarra).

Tal y como estaba previsto, el siguiente modelo de la gama todocamino de Volkswagen, tras el T-Roc basado en el Golf y lanzado hace unos meses, será el T-Cross. Este nuevo modelo se sitúa como el vehículo de acceso a esta gama, con unas dimensiones similares a las del Seat Arona, con el que comparte plataforma. Ya hay luz verde para que la producción de este modelo se haga en la planta española de la marca en Landaben.

Este nuevo modelo tiene unas dimensiones contenidas, de 4,107 metros, lo que hace que sea un modelo ideal para moverse en el tráfico urbano, pero gracias a su buena distancia entre ejes y sobre todo a su anchura de vías sea un coche muy seguro también para poder hacer muchos kilómetros por carretera. Por su mayor altura libre al suelo respecto al Polo, también permite algunas salidas fuera del asfalto. Pero sobre todo, ofrece una posición de los asientos más alta y una notable mejora en el acceso al interior del vehículo.

El nuevo T-Cross, del que pueden ver algunas imágenes aún con su camuflaje, tiene un diseño llamativo, cuenta con tracción delantera, y destaca por su buena funcionalidad, gracias a un habitáculo bastante generoso para sus dimensiones exteriores. Para mejorar su versatilidad, la fila trasera de asientos se desplaza longitudinalmente, lo que permite aumentar el espacio para las piernas o el volumen del maletero, según las necesidades. El maletero puede tener entre 385 y 445 litros de capacidad, lo que le sitúa como el mejor de su segmento. Este sistema será de serie en toda la gama.

placeholder Imagen del nuevo T-Cross aún camuflado.
Imagen del nuevo T-Cross aún camuflado.

El T-Cross también va a ofrecer muchas posibilidades de personalización, una de las demandas de la gente joven a la que va dirigido este modelo. Este nuevo modelo destaca por la incorporación de la tecnología más avanzada, con sistemas de ayuda a la conducción como el control de crucero adaptativo, el asistente de mantenimiento de carril o la frenada de emergencia. También incluye el asistente de salida del aparcamiento (advierte de vehículos que se aproximan desde la parte lateral trasera), el sistema de detección de peatones y la protección proactiva de los ocupantes que reacciona antes de un accidente cerrando las ventanillas y el techo corredizo, pretensando los cinturones de seguridad y estableciendo la adecuada presión de frenado.

Con sus dimensiones, de 4.107 mm de longitud y una altura de 1.558 mm, el nuevo T-Cross es más grande que un Polo. Sin embargo, el T-Cross y el Polo se integran en el mismo segmento: A0. Por su parte el Golf y el nuevo T-Roc pertenecen al segmento A. Con ello, lo que busca la marca alemana con estos nuevos lanzamientos es duplicar la oferta de vehículos en cada segmento de mercado. Esta fragmentación hace más variada la oferta y confiere más emoción a la movilidad.

El T-Cross es un todocamino práctico y desenfadado a la vez, se conduce de manera sencilla e intuitiva y ofrece un gran nivel de seguridad. El T-Cross, equipa ruedas de hasta 18 pulgadas, y ofrece tres motorizaciones de gasolina de la familia TSI. Se trata de los propulsores de 95, 115 y 150 caballos, este último con tecnología de desconexión de cilindros. También se ofrecerán versiones diesel, con el motor de 95 caballos, y más adelante una variante de gas natural comprimido, GNC.

El estreno mundial del T-Cross, el quinto modelo de su gama todocamino, tendrá lugar en otoño. Se unirá desde principios del próximo año a los modelos T-Roc, Tiguan, Tiguan Allspace de siete plazas y al recién lanzado Touareg. Se completa así una amplia gama de cinco modelos todocamino, que en el 2020 se verá ampliada con el lanzamiento previsto del primer todocamino 100% eléctrico de la marca, el I.D. Crozz. Y para completar aún más su oferta, lanzará dos versiones eléctricas exclusivas para el mercado chino

El nuevo T-Cross también es importante porque se fabrica en la planta española de Landaben, en Navarra. La multinacional alemana va a invertir en esta factoría más de 1.000 millones de euros para la puesta en marcha de la producción de este nuevo modelo hasta 2019. Esto permitirá aumentar la plantilla de la factoría en un 10%, creando una carga adicional de trabajo. La producción, que en 2017 alcanzó los 244.000 vehículos del Polo crecerá hasta las 350.000 unidades en 2019 y afianza el futuro de la factoría española.

Volkswagen amplía su ofensiva en el terreno de los vehículos todocamino con la llegada del nuevo T-Cross, un modelo basado en la plataforma del nuevo Polo, cuyas ventas se iniciarán a principios del 2019. Será el modelo de acceso a este nuevo tipo de vehículos más altos y con ciertas posibilidades camperas, y la gran noticia es que el coche se fabricará en la planta de Landaben (Navarra).

Todocamino
El redactor recomienda