CON NUEVA VERSIÓN HÍBRIDA DE 48 VOLTIOS

Mercedes completa su nueva Clase C con las variantes Coupé y Cabrio

Ambos modelos se estrenan en el Salón de Nueva York. También llegan las versiones firmadas por AMG para estas carrocerías, con tres opciones de motor con 390, 476 o 510 caballos

Solo unas semanas después de la presentación de los nuevos Clase C berlina y familiar, la marca de la estrella muestra nuevas versiones del modelo de referencia de Mercedes. Se trata de las versiones de dos puertas, las variantes Coupé y Cabrio. Además, llegan también las nuevas variantes AMG para estos dos modelos, los C43 y C63. Ambos modelos se estrenan en el Salón de Nueva York.

Dos de los puntos clave que ofrecen los nuevos modelos son su puesto de conducción completamente digital con las dos grandes pantallas del cuadro de instrumentos y de la pantalla de la consola central unidas y configurables. También ofrecen un nuevo tren de rodaje Dynamic Body Control que permite por un lado un comportamiento más deportivo que el de su antecesor, pero al mismo tiempo ofreciendo un mayor confort para los ocupantes. Otra novedad importante es la implementación de nuevos motores de cuatro cilindros, algunos de ellos equipados con la tecnología EQ Boost por lo que emplean una batería de 48 voltios, con un sistema de hibridación.

En la fecha de introducción en el mercado, en el próximo mes de julio, estarán disponibles ambas carrocerías, Coupé y Cabrio con tres opciones de motor. El motor de acceso será el 200 de gasolina, un propulsor de solo 1,5 litros de cilindrada y cuatro cilindros, combinado con un motor eléctrico. El motor térmico proporciona 184 caballos. El nuevo C200 homologa un consumo que parte de los 6,1 litros.

Interior del nuevo Clase C Cabrio.
Interior del nuevo Clase C Cabrio.

La combinación del sistema de 48 voltios con EQ Boost permite implementar funciones adicionales que contribuyen a reducir el consumo y ofrecer una respuesta más rápida. Al acelerar, la función EQ Boost puede apoyar al motor de gasolina con 14 CV adicionales, con lo que se reduce el tiempo de respuesta del turbo. Y al decelerar, el propio alternador recupera energía y recarga la batería. Otras ventajas son el modo de planeo con motor apagado y la recuperación de la energía de frenado con parada inteligente del motor mientras el vehículo prosigue la marcha sin propulsión.

La otra opción es el propulsor diesel del C220d, un motor de cuatro cilindros y dos litros de capacidad cuya potencia es de 194 caballos. Quizá lo mejor es que ofrece un par de 400 Nm que están disponibles desde las 1.600 rpm. Es un motor de última generación cuyo consumo homologado según el nuevo ciclo es de 4,6 litros.

En cuanto a las versiones más deportivas, las firmadas por AMG, cuentan con tres alternativas, la pequeña del C43 con un propulsor de seis cilindros en V con 3 litros de cilindrada, que proporciona 390 caballos. Y por encima las variantes C63 AMG con un motor V8 biturbo disponible con dos potencias diferentes, el de acceso con 476 CV y por encima el C63S cuya potencia alcanza los 510 caballos.

Comenzando por el pequeño, el C43, los técnicos de la marca han aplicado numerosas medidas para mejorar la dinámica del vehículo. Entre ellas un motor más potente, con 23 CV más que su antecesor y también con más par disponible desde solo 2.000 vueltas. Gracias a todo ello el nuevo modelo acelera de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos en el caso del Coupé y en 4,8 segundos en el Cabrio. Pero si lo que se busca de verdad son prestaciones, entonces la opción es el C63.

Nuevo derivabrisas delantero.
Nuevo derivabrisas delantero.

Estas versiones aportan no solo un potente motor V8, sino también un gran dinamismo de conducción y un equipamiento específico inspirado en el mundo del automovilismo. Este modelo ofrece ahora un dinamismo aún más acusado y un equipamiento interior más moderno, con muchas opciones de personalización en las cuatro versiones de la carrocería: berlina, familiar, cupé o cabrio.

Además de su potente motor incorpora el cambio automático de 9 marchas con embrague húmedo desarrollado específicamente para estos modelos de AMG. Si la versión C43 tiene su velocidad limitada electrónicamente en 250 km/h, en este caso este límite se sitúa en los 290 km/h. Para ofrecer un mayor placer al volante, se han definido nuevos programas de conducción que permiten sacar el máximo partido de su motor V8.

Estéticamente, estas versiones C63 se diferencian por su calandra del radiador específica de AMG que subraya la identidad de la marca y acentúa su presencia. Y por su puesto en el interior, la gran novedad de la nueva Clase C llega también a estas versiones con un cuadro de instrumentos completamente digital formado por las dos grandes pantallas.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios