EN NOVIEMBRE LLEGARÁ LA VERSION 100% ELECTRICA

Hyundai lanza el Ioniq Híbrido, por un futuro más ecológico

Este nuevo modelo tiene un motor de gasolina de 105 CV y otro eléctrico de 43 CV, lo que le permite un consumo homologado de 3,4 litros. Lo mejor, su cambio de doble embrague

Hyundai pone en marcha la primera fase de su proceso de electrificación del automóvil con un interesante vehículo híbrido, el Hyundai Ioniq, un coche de 141 caballos de potencia combinada, muy ágil en ciudad y en carretera, pero que destaca por un consumo homologado de solo 3,4 litros. Su cambio de doble embrague es clave en su buen funcionamiento.

Está claro que los automóviles suponen un problema para la contaminación en las ciudades, pero no es menos cierto que ahora ya hay soluciones mucho más ecológicas que las de un diesel o un gasolina. Esto hace que el coche pueda seguir asegurando la movilidad en las ciudades pero reduciendo drásticamente la contaminación. Y el mejor ejemplo es este Hyundai Ioniq, que de momento ya está a la venta en una interesante versión híbrida. Dentro de dos meses ampliará su oferta con una versión 100% eléctrica. Y por si esto fuera poco, en primavera llegará la variante híbrida enchufable, quizá la más interesante de las tres en estos momentos.

El Ioniq es un vehículo del segmento compacto aunque con una forma un poco especial con un tercer volumen del maletero pero algo más corto que en las berlinas. Ofrece cinco plazas y un maletero más que suficiente, de 550 litros. La razón de toda esta capacidad es que el pack de las baterías va situado bajo el asiento trasero. Con ello se consigue no quitar volumen al maletero y, sobre todo, rebajar la altura del centro de gravedad.

Sistema híbrido
Sistema híbrido

Y su comportamiento es muy bueno, por este motivo, pero sobre todo por el empleo de un eficaz sistema multibrazo en el eje trasero, que ha sido posible gracias al posicionamiento de las baterías. Y también a unas suspensiones muy bien ajustadas que permiten un buen funcionamiento en carretera, incluso rodando deprisa, sin poner en riesgo el confort para sus ocupantes.

Su motor de gasolina es un 1.6 con ciclo Atkinson de 105 caballos, que está asociado con un eléctrico de 43,5 caballos. Y el resultado es un vehículo con una potencia máxima combinada de 141 caballos. Lo mejor es que su cambio es un automático de doble embrague que se adapta perfectamente a las necesidades de un híbrido como este.

Un cambio de doble embrague es muy bueno, quizá el mejor en estos momentos, pero su punto débil es en el momento del arranque en el que resulta poco suave y, lo más importante, gasta mucho embrague en esa fase. El Hyundai Ioniq arranca siempre en modo eléctrico, por lo que se evita el único problema de este tipo de cambios. Y la suavidad de marcha de los vehículos híbridos permite reducir una marcha de este cambio, de las siete habituales a solo seis marchas, lo que permite hacer un cambio más pequeño y ligero.

Llantas de 15 o 17'
Llantas de 15 o 17'

El conductor se encuentra con un coche que siempre responde ante la más mínima presión sobre el acelerador, ya sea con el motor eléctrico o con el de gasolina. Su funcionamiento es suave y progresivo cuando circulamos por ciudad con suavidad, pero que saca su garra cuando queremos pisar con fuerza el acelerador. Entonces reduce automáticamente varias marchas para sacar el máximo rendimiento del motor, como pudimos comprobar en la primera toma de contacto con el coche realizada en la provincia de Ciudad Real.

El vehículo no ofrece diferentes modos de conducción, como ocurre con otros híbridos competidores. Aquí solo hay el modo híbrido, lo que le hace muy sencillo de utilizar. Eso sí, el cambio ofrece tres opciones de uso que hacen el comportamiento muy diferente. En el modo normal el coche busca siempre el máximo de eficiencia y en cuanto es posible apaga el motor de gasolina. Y siempre que sea posible usa la electricidad para funcionar.

En el modo sport, el motor de gasolina no se apaga nunca, siempre está funcionando cuando vamos en marcha, y cuando no hace falta para proporcionar par a la transmisión lo que hace es recargar las baterías. Y luego está el modo manual en el que es el conductor el que decide cuando quiere cambiar de una marcha a otra. Eso sí, no hay levas, ya que no es un coche pensado para hacer una conducción deportiva, y de ahí esta ausencia.

El funcionamiento del sistema híbrido es perfecto. En las cifras homologadas su autonomía en modo eléctrico es de solo 2 kilómetros, pero lo bueno es que en el momento que no hace falta el motor de gasolina, éste se apaga de forma casi inmediata. Y haciendo una conducción suave, sin pisar con fuerza el acelerador, podremos estar en poco más de 4,0 litros de consumo en ciudad.

Este Ioniq híbrido es solo el primer paso en la electrificación de la gama de Hyundai, que promete mucho en los próximos meses. Este es el coche perfecto para personas que se mueven mucho por ciudad, lo mismo que la versión eléctrica que llegará en noviembre.

La variante híbrida
La variante híbrida

En cuanto al híbrido enchufable, que llegará en primavera, es el coche perfecto para los que normalmente no hacen más de 50 kilómetros diarios pero que no quieren verse limitados por ese rango de utilización. Y sobre todo, en un momento en el que los ayuntamientos anuncian restricciones al tráfico movido por combustibles fósiles, esta es la alternativa perfecta porque permite hacer hasta 50 km en modo solo eléctrico. Y una vez conectado el motor de gasolina permite hacer más de 500 kilómetros adicionales.

La filial española hace unas previsiones poco arriesgadas de ventas para un vehículo tan interesante como este, con una cifra de entre 1.000 y 1.500 unidades anuales desde 2017. Pero es importante que es un segmento nuevo para Hyundai, y que en principio no se va a hacer ningún esfuerzo específico para el sector del taxi. Es decir, que el coche va destinado en un principio solo a particulares y a empresas.

Hay un detalle importante en relación con la garantía del vehículo. De serie, todos los Ioniq tienen 5 años de garantía sin límite de kilómetros. Por su parte, la baterías, el elemento clave de los vehículos híbridos, tienen una garantía de 8 años o de 200.000 kilómetros.

El nuevo Ioniq tiene una campaña de descuento de 1.800 euros lineal para toda la gama a los que hay que sumar otros 1.200 euros si se financia la compra del vehículo. De momento, los precios recomendados para este modelo, sin incluir estos descuentos, son los siguientes:

Hyundai Ioniq Klass, 23.900 euros

Hyundai Ioniq Klass + Navegador, 24.750 euros

Hyundai Ioniq Tecno, 26.900 euros

Hyundai Ioniq Style, 29.900 euros.
Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios