Toyota RAV 4 Híbrido: silencio, se rueda
  1. Motor
POTENCIA DE 197 CABALLOS Y CON TRACCIÓN 4X2 O 4X4

Toyota RAV 4 Híbrido: silencio, se rueda

Es un paso más en la apuesta por la tecnología híbrida. Con el plan 660, Toyota prevé lograr en el año 2020 un 6% de cuota de vehículos en el mercado y de ellos, que el 60% sean híbridos

Toyota amplia su gama del todocamino RAV 4 con una versión híbrida que incorpora un cambio automático de variador y un potente grupo motriz de 197 caballos. Ofrece con tracción delantera y un solo motor eléctrico o con tracción 4x4 y dos motores movidos por electricidad. En cuanto a su precio, parte de los 29.950 euros con el descuento promocional de la marca.

La importancia que Toyota le da a los vehículos híbridos queda clara en el plan 660, que prevé lograr en el año 2020 un 6% de cuota de vehículos Toyota en el mercado y de ellos, el 60% de los coches vendidos serán híbridos. De momento, la cuota de híbridos en España cerrará el 2016 con un 40%.

La marca japonesa, gran especialista en el mundo de los vehículos híbridos, ha tardado mucho tiempo en ofrecer en el mercado europeo una variante híbrida de su todocamino de referencia, el RAV 4. Después de probar el vehículo, creo que la espera ha merecido la pena. Y es que ofrece un muy buen comportamiento, con un consumo bastante razonable si tenemos en cuenta el tamaño y el peso del vehículo. El valor de homologación es de 4,9 litros, pero haciendo una conducción normal por carretera se puede bajar con facilidad de los 7 litros. Una cifra buena en un coche grande como este.

Es el primero modelo híbrido que lanza Toyota, pero el grupo japonés ya tiene una gran experiencia en la combinación de este tipo de vehículos con este sistema de motorización en los modelos de Lexus. En concreto con el actual RX450h y con su antecesor el RX400h, pero también con el NX300h, que comparte esquema mecánico con el nuevo RAV-4.

Hemos tenido la oportunidad de realizar una toma de contacto con el nuevo RAV4 hybrid por un recorrido de más de 250 kilómetros entre Madrid y Toledo, en el que hemos podido comprobar el silencio de marcha, la notable mejora en el cambio de marchas y también su funcionamiento en pistas, aunque realmente es un coche más pensado para la carretera que para el campo.

Toyota, sin duda, es un gran especialista en vehículos con este tipo de propulsión y con el mundo del todocamino, en el que también es un gran especialista, no iba a ser menos. Con sus 197 CV de potencia total nos encontramos con un vehículo ágil, dinámico, silencioso, eficaz… y sobre todo de consumo contenido, con un valor homologado de 4,9 litros/100 km, y unas emisiones de CO2 equivalentes de 115 gramos por km.

El sistema híbrido del RAV4 se denomina 'Full Hybrid' y tiene una potencia combinada de 197 CV. Consta de un motor de gasolina de 2.5 litros de 152 CV y otro eléctrico de 143 CV situado en el eje delantero. Esto en el caso de que el RAV que estemos analizando sea el de dos ruedas motrices, porque si hablamos del 4x4, entonces lleva esos dos mismos motores y un tercero de otros 68 caballos que mueve solo las ruedas traseras. Eso sí, ya sea el 4x2 o el 4x4 la potencia máxima es la misma, 197 caballos.

La alternativa 4x4 en el RAV4 no está desarrollada para mejorar sus capacidades off-road, porque no es un vehículo pensado para una utilización muy campera. El objetivo se centra en mejorar la adherencia sobre terrenos con baja adherencia, nieve o arena, pero también para mejorar su capacidad de remolque que llega hasta los 1.650 kilos.

El RAV4 Hybrid proporciona una buena aceleración, con un valor homologado de 0 a 100 km/h en 8,3 segundos. Además, se ha solucionado ese efecto de motor muy ruidoso cuando se intenta acelerar con fuerza que tienen otros modelos de la gama híbrida de Toyota. En este caso, cuando aceleramos fuerte para iniciar un adelantamiento, se produce una mejor aceleración, gracias a su motor más potente, y también se ha reducido notablemente el efecto resbalamiento.

El RAV4 híbrido también incorpora una novedad interesante con el cambio. Mientras que el Prius y otros modelos de la gama híbrida incorporan un cambio de variador constante, que le hace ruidoso y poco eficiente para circular rápido por carretera, en este caso el cambio CVT ha sido modificado y permite una utilización secuencial.

El nuevo, incorpora seis posiciones prefijadas para cuando queremos reducir por algún motivo, en busca de más potencia o para bajar una pendiente pronunciada. El RAV4 no tiene levas en el volante y el manejo de estas posiciones se debe hacer mediante la palanca del cambio automático. Para ello basta con un desplazamiento de la palanca hacia la izquierda y luego hacia arriba o hacia abajo para subir o bajar de marcha.

El nuevo RAV 4 Hybrid cuenta con cuatro modos de conducción. El selector de las diferentes formas de conducir está en una posición muy baja en la consola central y es bastante difícil seleccionarlas. Además, les tengo que decir que hay muy pocas diferencias en su funcionamiento entre cada una de las opciones. Esta son el Standard, una posición Eco para ahorrar al máximo, el modo EV para el uso eléctrico, y también el modo Sport, en busca de un comportamiento más deportivo. En el modo standard funciona realmente bien y los cambios son solo pequeños matices.

El Toyota RAV4 hybrid incluye además múltiples novedades tecnológicas, desde el monitor de visión panorámica que ofrece una imagen de 360 grados para facilitar las maniobras, hasta el dispositivo de alerta de tráfico cruzado posterior , un elemento muy práctico que funciona gracias a un radar posterior con un alcance de hasta 60 metros. Este dispositivo también asiste al detector de ángulo muerto.

En el apartado de seguridad el RAV4 Hybrid puede incluir el 'Toyota Safety Sense' que incluye muchos sistemas de seguridad muy interesantes. Entre ellos el sistema de seguridad precolisión y una función de detección de peatones, el avisador de cambio involuntario de carril, el control de crucero adaptativo, el control inteligente de luces de carretera y el sistema de reconocimiento de señales de tráfico.Este equipamiento de seguridad tan importante está incluido de serie en las versiones más equipadas pero es una opción disponible en toda la gama con un sobreprecio de 1.200 euros.

Este nuevo híbrido de la marca japonesa está disponible con tres niveles de equipamiento, Advance, Feel y Executive, con elementos de serie según acabado como faros y luces diurnas de LED, asistencia al arranque en pendiente (HAC), portón del maletero con apertura y cierre eléctrico, climatizador bizona, cámara de visión trasera o sensores de iluminación y lluvia.

También cuenta con el sistema multimedia Toyota Touch 2, con pantalla táctil multifunción de 7'', equipo de sonido de 6 altavoces con entrada USB y AUX y Bluetooth con audio streaming. Este dispositivo se puede completar con un sistema de navegación (GO).

Una vez introducido el nuevo Hybrid, la marca prevé que esta variante acumule el 80% de las ventas del RAV 4, y de ellas un 60% corresponderán a la versión de dos ruedas motrices. La gama del Toyota RAV4 se completa con el 150D, que monta un nuevo motor turbodiésel 2.0 D-4D de 143 CV, y el 150, que equipa un motor de gasolina de 2.0 litros de cilindrada con la tecnología Valvematic de 151 caballos.

El nuevo Toyota RAV4 Hybrid está a la venta en nuestro país desde 29.890€ o por 275€ al mes con el sistema Pay per Drive, la financiación de pago por uso de Toyota España. Estos son los precios recomendados para la gama RAV4 Hybrid y entre paréntesis el precio con el descuento promocional de la marca aplicado.

Toyota RAV 4 Hybrid 2WD Advance, 30.800 euros (28.890 euros)

Toyota RAV 4 Hybrid 2WD Feel, 35.200 euros (32.990 euros)

Toyota RAV 4 Hybrid 2WD Executive, 38.600 euros (35.990 euros)

Toyota RAV 4 Hybrid 4WD Advance, 33.600 euros (32.890 euros)

Toyota RAV 4 Hybrid 4WD Feel, 38.000 euros (35.990 euros)

Toyota RAV 4 Hybrid 4WD Executive, 41.400 euros (38.990 euros).

Toyota Todocamino Lexus
El redactor recomienda