SEMANA DE LA MOVILIDAD HASTA EL 22 DE SEPTIEMBRE

Se buscan alternativas al coche particular en el centro de las ciudades

El transporte público, la bicicleta, la moto, los desplazamientos andando o el coche eléctrico

Foto: Se buscan alternativas al coche particular en el centro de las ciudades

La Semana Europea de la Movilidad (SEM), coordinada por el ministerio de agricultura, alimentación y medioambiente, es una campaña de concienciación dirigida a sensibilizar, tanto a los responsables políticos como a los ciudadanos, sobre las consecuencias negativas que tiene el uso irracional del coche en las ciudades. Por ello, entre el 16 y el 22 de septiembre se celebra todos los años a nivel europeo esta actividad.

El objetivo es demostrar los problemas que para la salud pública y para el medio ambiente tiene el uso irracional de los vehículos de motor en el centro de las ciudades y los beneficios del uso de modos alternativos de transporte más sostenibles como el transporte público, la bicicleta y los viajes a pie. Está iniciativa surgió en Europa en 1999 y a partir del año 2000 contó con el apoyo de la Comisión Europea.

Dentro de esta iniciativa, el día 22 de septiembre se celebra además el evento ¡La ciudad, sin mi coche!, el origen de esta iniciativa europea, que pretende encontrar nuevas soluciones a los problemas asociados al aumento del tráfico en las ciudades.

La utilización del coche en el centro de las grandes ciudades es un problema que se debe solucionar de manera consensuada. Las alternativas son claras, el uso del transporte público, que debe ser también racionalizado y mejorado, y el empleo de otros modos alternativos de transporte, como el uso de la bicicleta o el hacer algunos desplazamientos andando. Pero hay otra alternativa interesante que sirve para reducir notablemente los atascos y con ello también la contaminación, como es el uso de la moto.

Por ello, Anesdor, la Asociación Nacional de Empresas del Sector de Dos Ruedas, asegura en un vídeo informativo lanzado con motivo de la Semana Europea de la Movilidad que las congestiones de tráfico suponen la pérdida de 5.500 millones de euros y de 420 millones de horas al año a los ciudadanos españoles.

Desde el punto de vista medioambiental, el vehículo ligero contamina menos. Según un estudio del Ayuntamiento de Madrid, con la sustitución de un 9% del actual parque de coches por motos se conseguiría una reducción de un 4% de las emisiones totales de óxido de nitrógeno y de un 7,3% de las de dióxido de nitrógeno.

El vehículo ligero reduce asimismo el tiempo de desplazamiento entre un 50 y un 70% en comparación a un turismo, y permite también una mayor fluidez del tráfico, ya que ocupa tres veces menos espacio que un coche en circulación y registra un alto índice de ocupación. Y no hay que olvidar que el 45% de los habitantes de ciudades con más de 20.000 habitantes asegura tener problemas de movilidad.

Otra alternativa para reducir la contaminación creada por el tráfico en el centro de las ciudades es el uso del vehículo eléctrico. Es una alternativa que en España no ha llegado a cuajar por la falta de infraestructuras necesarias para el despliegue de este medio de transporte cero emisiones en su utilización.

Sin embargo, esta es una buena alternativa que cuenta con el apoyo de muchos países. En el Salón de Fráncfort la apuesta por este tipo de coches ha sido muy fuerte. El presidente del grupo Volkswagen, Martin Winterkorn, ha anunciado una fuerte ofensiva para ampliar su oferta de este tipo de coches, tanto 100% eléctricos como híbridos enchufables. El grupo va a lanzar 20 nuevos modelos hasta 2020 que se sumarán a los 10 ya disponibles. Y lo mismo ha hecho BMW, mostrando en Francfort 3 nuevos modelos híbridos enchufables. Mercedes tiene previsto lanzar otros siete modelos de este tipo en los próximos dos años.

Hay muchas medidas que se pueden tomar para hacer más habitables las ciudades, pero es la Administración la que debe marcar las vías para conseguirlo. Los ciudadanos que viven en las ciudades dormitorio necesitan alguna forma de llegar a la ciudad que no suponga horas de desplazamientos. Los aparcamientos disuasorios en la entrada de la ciudad, los carriles bici para desplazarse por el centro y el empleo de vehículos eléctricos para reducir drásticamente la contaminación son buenas alternativas. Pero todas requieren de la implicación de la Administración, ya sea del Gobierno central, de las autonomías o de los ayuntamientos.
Motor
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios