Es noticia
Menú
Bayer encadena varias victorias judiciales por Roundup, el herbicida vinculado al cáncer
  1. Mercados
  2. The Wall Street Journal
Ganar juicios equivale a inversión

Bayer encadena varias victorias judiciales por Roundup, el herbicida vinculado al cáncer

El propietario del herbicida ha ganado recientemente cinco casos consecutivos, después de que varios jurados considerasen que su producto era responsable de varios casos de cáncer

Foto: EC.
EC.
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Bayer AG lleva una racha de victorias en los casos restantes contra su herbicida Roundup, un cambio después de que varios jurados lo consideraran responsable de causar cáncer y la empresa reservara unos 16.000 millones de dólares para alcanzar acuerdos.

El pasado mes de septiembre, un jurado de Saint Louis falló a favor de Bayer en un juicio en el que estaban implicados varios demandantes, lo que supuso la quinta victoria consecutiva de la empresa en su intento de abordar decenas de miles de demandas sin resolver en las que se alegaba que Roundup, el herbicida más utilizado del mundo, había causado que propietarios de viviendas, paisajistas y agricultores enfermasen de cáncer.

Foto: (Reuters)

Bayer sostiene que el uso de Roundup es seguro y ha citado las revisiones regulatorias de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos y otros reguladores que han determinado que no es cancerígeno. La compañía alemana perdió tres juicios entre 2018 y 2019 presentados por usuarios de Roundup que decían que el producto les había causado cáncer y que la empresa no había advertido adecuadamente sobre el peligro que suponía usarlo.

El director ejecutivo de Bayer, Werner Baumann, afirmó en una entrevista reciente que las victorias que ha conseguido la compañía este último año en juicios en una variedad de jurisdicciones cambian las tornas a favor de Bayer.

"Hemos ajustado nuestra estrategia de defensa", afirma Baumann. "Es un ajuste de nuestra línea de argumentación".

"Hemos ajustado nuestra estrategia de defensa. Es un ajuste de nuestra línea de argumentación"

Bayer perdió el primer juicio sobre el supuesto riesgo de cáncer de Roundup en agosto de 2018, poco después de que la compañía completara su adquisición de 63.000 millones de dólares de Monsanto, la empresa que desarrolló tanto Roundup como cultivos de ingeniería genética diseñados para resistir el herbicida. La incertidumbre sobre si deberá asumir la responsabilidad y los crecientes costes legales ha enfurecido a los inversores y ha pesado en el precio de las acciones de Bayer, que ha caído aproximadamente un 50% desde principios de agosto de 2018.

En junio, la Corte Suprema de Estados Unidos se negó a escuchar una apelación de Bayer que podría haber bloqueado gran parte del litigio.

Según la empresa, han resuelto alrededor de 108.000 de las 141.000 reclamaciones totales ligadas a Roundup. Los analistas jurídicos afirman que la serie de victorias recientes de la empresa en los juicios fortalece la posición de Bayer a la hora de resolver los miles de casos que quedan.

Foto: Ramón Sánchez en su farmacia de Alcalá de Henares. (G.M.)

El reciente éxito de Bayer en los juicios se debe a que se ha centrado en la cuestión científica de si Roundup causa cáncer y ha proporcionado datos más sólidos a los jurados, según afirman los abogados de los demandantes y los analistas jurídicos. Según estos últimos, la empresa también ha sido más agresiva al atacar los argumentos de los demandantes sobre el uso individual del producto.

En seis de sus ocho juicios, Bayer ha intentado que los jueces aprueben juicios divididos centrados inicialmente en la ciencia. Si los jurados determinan que Roundup puede causar cáncer, sopesarían a continuación las alegaciones sobre la responsabilidad de la empresa. Los jueces han aprobado la división en dos casos, y Bayer ganó uno de ellos.

En los otros casos, la empresa ha argumentado que la conducta de los empleados, como los correos electrónicos que, según los abogados de los demandantes, muestran la resistencia de la empresa a realizar más estudios científicos, no sirve como prueba porque, para empezar, el producto no causa cáncer, según explica Jim Orr, cuya empresa y abogados adjuntos representan a miles de demandantes.

Foto: Botes de Roundup en un supermercado (Reuters)

"Están tratando de separar las cuestiones", expone Orr, cuya empresa perdió un caso de Roundup en Oregón en junio. "No importan todas las cosas malas que dijeron en los correos electrónicos y la actitud aparentemente insensible". Explica además que el argumento de Bayer se beneficia de las repetidas instancias en que los reguladores estadounidenses y europeos han dictaminado que el glifosato, el ingrediente activo de Roundup, no causa cáncer.

Según una portavoz de Bayer, la ciencia es fundamental en todos sus juicios por Roundup, y los jurados han concluido que la empresa no es responsable de las lesiones de los demandantes en los casos recientes.

Después de pasar por más de media docena de juicios, Bayer también ha tenido más tiempo para cuestionar a los testigos expertos presentados por los demandantes y contrarrestar su testimonio por medio de expertos de la propia empresa que sean más atractivos para un jurado que los expertos anteriores, opina Majed Nachawati, un abogado con sede en Dallas que representa a unos 5.000 demandantes.

"Es parte de su estrategia general para conseguir que la gente del jurado se identifique con ellos"

Uno de esos expertos es Cristian Tomasetti, matemático y ex profesor asociado de oncología y bioestadística en la Universidad Johns Hopkins, quien afirma que alrededor del 96% de las mutaciones encontradas en el linfoma no Hodgkin son atribuibles a errores de replicación aleatorios que ocurren naturalmente. Tomasetti ha declarado en tres de las cinco victorias de Bayer, y su investigación fue citada por los abogados de Bayer en las otras dos vistas.

"Es parte de su estrategia general para conseguir que la gente del jurado se identifique con ellos", dijo el Sr. Nachawati. "Se le da bien hablar y tiene carisma, funciona".

Según una portavoz de Bayer, el testimonio de Tomasetti refuerza su argumento en el juicio de que la mayoría de los casos de linfoma no Hodgkin se producen espontáneamente, y que Roundup no es responsable.

Tomasetti ha declarado en tres de las cinco victorias de Bayer, y su investigación fue citada por los abogados de Bayer en otras dos vistas

El Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer de la Organización Mundial de la Salud (IARC, por sus siglas en inglés) criticó en 2015 la investigación de Tomasetti, afirmando que atribuir ampliamente el cáncer a la "mala suerte" desviaría los esfuerzos para identificar las causas de la enfermedad y prevenirla, entre otros. Tomasetti ha afirmado no estar de acuerdo con la IARC y que su análisis posterior demostró que sus críticas científicas eran incorrectas, y que gran parte del campo epidemiológico acepta sus conclusiones.

Nachawati espera que los demandantes pierdan un puñado de casos más, a medida que hacen sus propios ajustes para refutar mejor los argumentos de la empresa y de Tomasetti.

Algunas de las primeras derrotas de Bayer en los juicios se produjeron en jurisdicciones difíciles, como San Francisco, explica Tom Claps, analista jurídico de Susquehanna Financial Group. Añade que Bayer tampoco utilizó a los empleados como testigos en los primeros juicios, lo que les perjudicó ante el jurado, dijo. Por ejemplo, la empleada de Bayer Donna Farmer ya ha declarado en persona sobre la investigación de la empresa acerca de Roundup en tres de sus victorias.

Foto: Pastillas de hidrocodona en una farmacia (Reuters)

Según Claps, las recientes victorias de la empresa le dan más margen mientras sigue negociando acuerdos para los miles de demandas por Roundup que aún no se han resuelto. Las victorias también dan a sus inversores más confianza en que el dinero que la empresa ya ha reservado será suficiente, añade.

"Ha dado a muchos inversores la confianza de que pueden superar Roundup y seguir adelante", afirma Claps.

*Contenido con licencia de 'The Wall Street Journal'.

Bayer AG lleva una racha de victorias en los casos restantes contra su herbicida Roundup, un cambio después de que varios jurados lo consideraran responsable de causar cáncer y la empresa reservara unos 16.000 millones de dólares para alcanzar acuerdos.

Cáncer Acciones Inversores
El redactor recomienda