Tesla entra en el S&P 500: cinco cosas a tener en cuenta
  1. Mercados
  2. The Wall Street Journal
desembarco con fuerza

Tesla entra en el S&P 500: cinco cosas a tener en cuenta

Los inversores se preparan para grandes fluctuaciones en bolsa y mercados de opciones antes del ingreso del fabricante de coches eléctricos en el índice el próximo lunes

placeholder Foto: Foto: EC.
Foto: EC.

Tesla entrará oficialmente en el índice S&P 500 el lunes, lo que seguramente desencadenaría una tarde frenética en los mercados este viernes.

El fabricante de coches eléctricos será, de lejos, la firma con mayor valor de mercado en entrar en el S&P en la historia, el índice bursátil más supervisado. La inclusión de Tesla provocará que las decenas de fondos indexados que monitorizan el S&P quieran comprar miles de millones de dólares en acciones al precio de cierre de este viernes, en un intento por indexar sus fondos lo mejor posible. Debido al tamaño de la empresa y la volatilidad de sus acciones, puede que el ingreso de Tesla se extienda por el mercado de formas diferentes e impredecibles, apuntan los inversores.

Un portavoz de los índices S&P Dow Jones, que supervisa el S&P 500, afirma que la empresa lo consultó con participantes del mercado y comunicó su entrada al mercado “mucho antes de lo que lo haría en los índices comunes”. Aquí van cinco cuestiones a tener en cuenta:

Foto: (Reuters) Opinión

1. ‘Quadruple witching’

La inclusión de Tesla en el S&P 500 coincide con el ‘quadruple witching’, que tiene lugar cuatro veces al año y se refiere al día en el que opciones y futuros de índices y bolsas vencen de forma simultánea. Tales volúmenes impulsarán la liquidez y seguramente ayudarán a suavizar la entrada de Tesla, según los inversores.

Tesla será la sexta compañía más grande del índice, con un valor de 622.000 millones de dólares, tras haber crecido este año casi un 700%. RBC Capital Markets calcula que cerca del 3% de los 4,7 billones de dólares en activos que rastrean pasivamente el S&P se negociarían este viernes. Eso es más que el triple de la cifra de reequilibrado del S&P en septiembre.

Los inversores declaran que la intensa actividad podría alimentar grandes operaciones en el mercado, ya que las acciones de las empresas del índice tendrán que comprarse y venderse para incluir la ponderación de Tesla en el índice de en torno al 1%. Por ejemplo, el fondo de inversión inmobiliaria Apartment Investment & Management saldrá del índice. RBC calcula que las acciones de empresas como Xerox Holdings, Berkshire Hathaway e Intel podrían recibir presión de ventas, lo que reflejaría cuestiones como las ponderaciones del índice y otros factores.

placeholder El CEO de Tesla, Elon Musk. (EFE)
El CEO de Tesla, Elon Musk. (EFE)

La ascensión de Tesla también afectará al índice S&P Completion, que rastrea todos los valores de EEUU salvo los del S&P 500. Otros índices como el S&P 400 y el S&P 600, que monitorizan empresas de pequeña y mediana capitalización, así como el Nasdaq-100, también reajustarán sus participaciones.

2. Errores de seguimiento

Los fondos de índice que supervisan el S&P 500 tendrían una pequeña oportunidad este viernes para comprar acciones de Tesla. Si acabaron con demasiadas o muy pocas, o no consiguieron el precio de cierre, la diferencia se registrará como algo denominado error de seguimiento, que reflejará la diferencia de precio entre las compras de un fondo y las del índice al que monitoriza. A los gestores de fondos no les gustan tales errores, porque hace más difícil que lleguen a su objetivo.

Los fondos indexados planearon realizar casi todas, si no todas, sus compras de acciones de Tesla en el cierre del viernes para igualar el precio de S&P, según muchos operadores e inversores. Pero las expectativas de una gran demanda podrían dificultarlo, añaden. En las últimas semanas, algunos se han preguntado si habría suficientes vendedores, dada la conocida base de aficionados apasionados de Tesla y la gran cantidad de operaciones de compra que debían realizar los inversores pasivos.

Foto: Elon Musk, fundador de Tesla. (Reuters)

Todo esto podría ocasionar grandes fluctuaciones en las acciones de Tesla. El operador cambiario Nasdaq, donde cotizan las acciones de Tesla, y los reguladores habían debatido si incrementar el límite de precios de los valores para permitir que fluctúen más que el máximo del 10% permitido actualmente antes de que haya una pausa en las negociaciones, afirma una persona familiar con el asunto. Los límites no se han modificado.

3. Cierre de negociaciones

La inclusión de Tesla incrementará la importancia de la subasta de cierre, que determina los precios de cierre de miles de valores. Nasdaq aceptó las denominadas órdenes de cierre del mercado durante el día. A las 15:50 (hora de Nueva York, seis horas más en España), el operador cambiario empezaría a divulgar información sobre desequilibrios del mercado, o una demanda desproporcionada para comprar o vender acciones de Tesla. En ese punto, entrarían en juego los inversores, elevando aún más el techo de un día ya de por sí disparatado.

placeholder Coches de Tesla. (Reuters)
Coches de Tesla. (Reuters)

“Pocos minutos antes del cierre, cuando se presenten las fuentes de los desequilibrios, una serie de algoritmos empezarán a vincular desequilibrios o a posicionar sus operaciones”, dice Shishir Gupta, estratega global de índices en RBC Capital Markets.

4. Mercado de derivados

Los inversores también han analizado cómo la gran inclusión se expandiría al mercado de derivados. Las acciones de Tesla son tres veces más volátiles que las del S&P de este año, registrando de media una fluctuación diaria del 4,1%, frente al 1,4% de las del índice. La volatilidad es un factor clave para los precios de las opciones, lo que significa que la inclusión de Tesla podría influir sobre los precios de los contratos de opciones vinculados al S&P 500 junto a otras actuaciones de derivados, declaran analistas e inversores. Se desconoce el impacto exacto, y dependerá de la volatilidad que conserve Tesla, así como la correlación que tenga con el resto de constituyentes del índice, afirman los inversores.

“Tenemos la entrada de un miembro mucho más volátil -de magnitud considerable- en un índice, y no tenemos pruebas reales de ningún precedente histórico”, declara Cem Karsan, socio director sénior del fondo de cobertura con alta volatilidad Aegea Capital Management, que negocia con opciones de Tesla. “Tienen que afectarse entre ellos”.

5. Otros valores

La inclusión de Tesla también podría originar movimientos en valores de menor capitalización que se podrían vender para hacerle hueco, dicen los inversores. Un estallido de ventas podría conducir a una crisis de liquidez, lo que posiblemente haría caer bruscamente el precio de ciertas acciones.

Tesla entrará oficialmente en el índice S&P 500 el lunes, lo que seguramente desencadenaría una tarde frenética en los mercados este viernes.

S&P 500 Inversores Nasdaq
El redactor recomienda