México dinamita los 'margin call' de OHL... con Abertis también al filo de la navaja
  1. Mercados
  2. Inversión
la caída en bolsa hace saltar las alarmas

México dinamita los 'margin call' de OHL... con Abertis también al filo de la navaja

Las grabaciones sobre presuntos sobornos en México han desplomado la cotización de la constructora y han puesto en jaque todo el castillo de naipes que tiene construido sobre ella Grupo Villar Mir

Foto: Juan Miguel Villar Mir, presidente de OHL. (EFE)
Juan Miguel Villar Mir, presidente de OHL. (EFE)

Un 30%. Ésta es la caída que arrastra la cotización de OHL desde que estalló en México el escándalo de las grabaciones sobre presuntos sobornos por parte de la empresa española a responsables públicos aztecas. Un desplome que pone en jaque no sólo la salud bursátil de la constructora, sino toda la estructura financiera tejida por Grupo Villar Mir (GVM) en torno a su filial estrella.

El emporio de Juan Miguel Villar Mir tiene construida gran parte de su participación sobre créditos y derivados que tienen como garantía las propias acciones de la compañía de infraestructuras, unos colaterales que se han venido abajo y que, para colmo de males, han coincidido en el tiempo con la pérdida de fuelle de otra participación del hólding familiar, Abertis.

La concesionaria catalana acumula una caída del 5,8% desde principios de año, hasta situarse en los 14,54 euros por título en que cerró ayer. Este importe es inferior a los 15,105 euros por título a partir de los cuáles saltan los margin calls correspondientes a la participación del 13,93% que tiene OHL en Abertis, un importe que, no obstante, debe ajustarse al reparto de una acción por cada 20 con la que todos los años remunera a sus accionistas la compañía dirigida por Francisco Reynés, lo que rebaja el código rojo hasta el entorno de los 14,35 euros por acción, nivel muy próximo a la cotización actual del grupo catalán.

Donde ya ha tenido que poner garantías adicionales la constructora ha sido en OHL México, cuyo desplome desde la filtración de las grabaciones asciende ya al 38%, caída que su matriz española ha tenido que contrarrestar aportando otro 9,28% de su participación como prenda adicional, lo que eleva hasta el 33,53% el porcentaje de la filial azteca que está pignorado, más de la mitad del 56,19% que tiene en total OHL.

La constructora ha tenido que poner garantías adicionales en OHL México, cuyo desplome desde la filtración de las grabaciones asciende ya al 38%

La última carta de este castillo de naipes que se ha visto arrastrada es la propia hipoteca que tiene levantada Grupo Villar Mir sobre la constructora española, donde controla un 58% del capital entre participación directa y derivados.

Ya el año pasado, el hólding de Villar Mir tuvo que sentarse a negociar con su banca acreedora ante la fuerte caída que sufrió OHL en bolsa en el segundo semestre del año, y que le llevó a vender varios activos inmobiliarios en Miami, un prepaid put de Santander y acciones de OHL, según reconoció el propio grupo en una presentación a analistas, lo que le permitió reducir en 161,2 millones de euros su deuda y rebajar al entorno de los 17,39 euros por título el margin call de la constructora.

Tres meses después, al cierre del primer trimestre de 2015, GVM volvió a rebajar esta línea roja hasta los 16,49 euros por título, nivel que OHL perdió el pasado 2 de junio, debido al desplome que arrastra el valor desde el estallido del escándalo de México, lo que invita a pensar que la hólding ha realizado aportaciones en efectivo para cubrir este desequilibrio, ya que ésta su política habitual.

Además, durante todo este ejercicio la compañía ha continuado negociando con sus entidades acreedores la estructura de sus compromisos financieros y, por ejemplo, ha amortizado de manera anticipada todos los margin loans previstos para este ejercicio, excepto 4,5 millones que tiene con BNP Paribas.

Grupo Villar Mir ha vendido activos inmobiliarios en Miami y un 'prepaid put' de Santander para tratar de contrarrestar la fuerte caída de OHL en bolsa

Otro ejemplo de este ejercicio constante de acomodar sus préstamos ante la caída en bolsa de los colaterales fue el acuerdo sellado con UBS en abril, por el cual, la financiación ligada al 13,93% que tiene OHL de Abertis se dividió en dos partes: 875 millones, correspondientes al 11,425% de la concesionaria, que sí está ligado al citado margin call, y otros 273 millones de deuda sin recurso a tres años y desligado de la evolución en bolsa de la empresa catalana.

Sin embargo, todo este nuevo ajuste puede ser insuficiente si continúa el castigo tanto de Abertis como de OHL en bolsa, y si el escándalo de México sigue dando negativas sorpresas a la empresas española. Un escenario que, de producirse, GVM afrontaría aportanto dinero para compensar las caídas del título en el parqué, garantías cuya política consiste en liberar cuando la acción se recupera.

México Noticias Grupo Villar Mir Juan Miguel Villar Mir UBS Miami
El redactor recomienda