atención al ratio call/put

Cuando la burbuja se convierte en globo… las señales que muestran el exceso de euforia

Las acciones están en niveles extremadamente altos y ya hay varios indicadores que avisan de que pueden avecinarse curvas en los mercados

Foto: Cuando la burbuja se convierte en globo… las señales que muestran el exceso de euforia

Mientras los activos globales bajo gestión en España siguen incrementándose de forma notable, marcando nuevos máximos cuatrimestrales, los mercados de acciones continúan en niveles extremadamente altos.

Esa persistente entrada de dinero, unida a la idea de que hay que estar comprado sea como sea y hasta “el tope” (palabras de un reconocido gestor internacional), está activando muchas y variadas señales de alerta. Es cierto que el mercado es alcista y que, como buen inversor disciplinado, hay que ponerse el paracaídas pero no activarlo antes de tiempo. Pero ese optimismo no debe tornarse en contra y no hay que dejarse llevar por la alegría característica de estos momentos terminales del mercado.

Así las cosas, uno de los indicadores que se ha unido a un Margin Debt disparado, al VIX en mínimos, al alza de los tipos de largo plazo... es el ratio Call/Put del ISE.

Esa persistente entrada de dinero, unida a la idea de que hay que estar comprado sea como sea y hasta “el tope”, está activando muchas señales de alerta

Este indicador nos da una lectura en función de la apertura de posiciones largas (call) o posiciones cortas (put) en el mercado americano. En función de que los inversores sean más alcistas o más bajistas, se obtendrá ese dato numérico que podremos graficar y estudiar. Lo interesante es que se analiza sólo lo que hacen los inversores finales y se excluyen las operaciones de creadores de mercado y compañías financieras. De este modo, este indicador alertará sobre excesos de sentimiento en el corto plazo.

El siguiente gráfico nos muestra la evolución del ratio Call/Put y vemos cómo el último valor alcanzado es de 228 puntos. Esto significa que se está comprando el doble de posiciones alcistas que de bajistas. Analizando el pasado, vemos cómo valores por encima de 180 han provocado, en un 75% de los casos, caídas posteriores del S&P 500 en el corto plazo.

Utilizado como un ratio de signo contrario cuando se alcanzan los extremos, el hecho de tocar el máximo de los últimos seis años nos puede estar diciendo que estamos ante un momento de euforia típica que lleva a caídas considerables de precios.

Además, en esa misma línea de indicadores contrarios está el último informe mensual (BAML) de sentimiento de mercado de los gestores de fondos de inversión globales. Estos gestionan más de 600 billones de dólares, y actualmente el estudio indica que están largos en acciones, cerca de máximos históricos. Tanto en el 2006, como en 2010 y 2011, esos niveles supusieron caídas posteriores. El sentimiento de los gestores de fondos está en niveles máximos desde 2014, pero este mes ha alcanzado su máximo nivel, ya por encima del que tenía hace cinco años.

Lo dicho, el mercado puede seguir en estos niveles elevados pero, cada vez, el entorno se vuelve más optimista y se ven signos claros de euforia que desencadenan las caídas posteriores. Yo le llamo ya la “burbuja de todo” y todo inversor debe extremar la cautela. Como reconoce Warren Buffett, el inversor acaba por ser no disciplinado y es cuando él aprovecha para sacarnos los cuartos. 

Inversión
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios