sigue la suspensión

¿Qué hace falta para que Carbures pueda volver a cotizar en el MAB?

El MAB ha pedido ya a la compañía varias aclaraciones, tras las dudas publicadas ayer por su auditor, y hasta que no las aclare, no volverá a cotizar en el parqué

Foto: ¿Qué hace falta para que Carbures pueda volver a cotizar en el MAB?

Es la pregunta que se hacen ahora mismo los miles de accionistas de Carbures. Y la respuesta no es otra que información, más información, aclaraciones sobre qué ha ocurrido en la compañía y por qué su auditor, PwC, ha puesto ahora en duda las cuentas de los últimos dos años, cuando era esta misma firma de servicios profesionales la que censó los resultados de esos ejercicios.

De hecho, el MAB ha pedido varias aclaraciones a raíz del Hecho Relevante enviado ayer por la compañía y que fue el detonante de que se suspendiera de negociación. Hasta que éstas no satisfagan al supervisor, Carbures no volverá a cotizar.

Desde la compañía aseguran que en un plazo máximo de dos días habrán aclarado todas las dudas. El problema es que llueve sobre mojado, y no sólo por el escándalo de Gowex o las dudas que existen sobre Ebioss, entre otros valores del MAB, sino porque hace más de una semana que se esperaban los estados financieros consolidados y auditados de Carbures, y todavía no están.

El pasado 30 de septiembre, fecha límite, la compañía se limitó a presentar un resumen de once folios, ni rastro de la auditoría semestral que había encargado a PwC por primera vez en su historia. A diferencia de lo que ocurre en el Mercado Continuo, el MAB no exige un reporte semestral tipificado conforme a las NIIF, pero, como la voluntad de Carbures era salir a la bolsa de los mayores, decidió auditarlos. Y ha sido ese análisis el que ha hecho saltar todas las alarmas.

Tras este golpe, la primera duda que deberá aclararse es si las entidades que Carbures denomina su 'cluster' tecnológico son realmente empresas terceras o no. La diferencia es crucial, porque si no lo son, la compañía va a tener que desconsolidarse hasta 11,5 millones de facturación y 9 millones de beneficio operativo bruto, ya que las operaciones realizadas para el propio activo no pueden considerarse ingresos y deben desconsolidarse, como se ha visto en Ebioss.

Otro punto en entredicho son los 19,6 millones que la compañía se apunta como ingresos del primer semetre procedentes del contrato que firmó con la empresa Shenyang Hengrui&Exp. Trade, por un periodo de cinco años y por un importe total son 97 millones de dólares (76,7 millones de euros).

Éste es otro pecado capital de las empresas del MAB y uno de los motivos que llevan a que se estén poniendo en duda la cuentas de muchas de estas empresas: cómo se están activando estos ingresos, el ritmo al que se van reconociendo y si cumplen realmente la casuística contable que lo permite.

El tercero es descartar si al auditor le siguen quedando más dudas respecto a la compañía y su perímetro de consolidación... y si no ve más nubarrones en el horizontes. Mientras que estos puntos no se aclaren, Carbures seguirá suspendida.

Inversión
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios