horizonte para salir a bolsa

EVO Banco se apoya en Apollo para doblar sus activos en un plazo de cinco años

La entidad se ha marcado como objetivo llegar a los 5.000 millones en cinco años, reto que tiene como puente de plata las filiales de crédito de su dueño

Foto: EVO Banco se apoya en Apollo para doblar sus activos en un plazo de cinco años

Crecer, crecer y crecer. Es la máxima que impera en la primera fila directiva de EVO Banco, entidad nacida dentro del seno de las antiguas cajas gallegas y que desde hace dos años es propiedad de Apollo.

Antes de hacerse con este banco, única operación junto a la privatización parcial de Bankia que por el momento ha reportado algún ingreso a las arcas públicas, el fondo estadounidense también se había hecho con Finanmadrid, actual Fracciona y antigua división de crédito al consumo de Bankia, y Abant Tarjeta, que incluye la división de tarjetas de crédito de Bank of América en España.

Un objetivo prioritario para la entidad dirigida por Enrique Tellado es ganar tamaño vía adquisición de deuda, eso sí, sana, porque la entidad puede presumir de tener una morosidad prácticamente nula, hasta el punto de que actualmente apenas es del 0,29%.

Y para conseguir cuadrar este círculo el banco tiene como principal apoyo a su propio dueño, Apollo, con el que cerró, el pasado viernes, la compra de Fracciona, una operación que le inyecta un volumen de 350 millones de euros y una base de 132.000 clientes.

Se trata de un primer paso para alcanzar el objetivo de sumar 5.000 millones en activos en cinco añoa, un ambicioso reto que supone doblar los 2.356 millones que declaraba la entidad a cierre de junio, es decir, justo antes de adquirir Fracciona.

Un movimiento similar con Avant Tarjeta encaja en la estrategia del banco, ya que la otra filial de Apollo está especializada en la gestión de tarjetas de crédito y de préstamos personales.

Llegar a 600.000 clientes en 2015

El objetivo de la entidad es que este aumento de la cartera vaya acompañado de un incremento de la base de clientes, que prevé elevar hasta el entorno de los 400.000 este año y hasta los 600.000 a cierre del próximo, según fuentes conocedoras.

Además del impulso que logre con adquisiciones como la de Fracciona o la posible de Avant Tarjeta, EVO aspira a repetir el éxito de su Cuenta Inteligente con los nuevos productos que va lanzando y siempre bajo la premisa de un producto por negocio.

Así, ahora está centrado en potenciar la Hipoteca Inteligente cuyos principales atractivos son la política "sin comisiones ni cláusula suelo", además de que ajusta automáticamente a la baja su diferencial de interés -que de media se sitúa en el 2,10%- cuando el Euribor ascienda en más de 200 puntos.

Para finales de año, la entidad confía en tener lista su tercera gran apuesta en lo que a producto se refiere, un fondo de inversión con el que intentará también ir fidelizando a los clientes con la venta cruzada de productos.

Consciente de que el escenario de bajos tipos de interés le obliga a compensar con tamaño y crédito el capital que consume el depósito de su Cuenta Inteligente, EVO continuará con la política de rebajar la rentabilidad hasta el entorno del 1,3%, cifra que, no obstante, seguirá estando por encima de la media del mercado.

Si logra todos estos objetivos, la entidad confía en crear un millar de empleos y estar lista para salir a bolsa en un plazo de cinco años, aunque sea con una desinversión parcial, momento en el que Apollo recuperaría la inversión realizada ya no sólo en la entidad, sino también en Fracciona y, si como se espera se repite el ejemplo, en Avant Tarjeta.

Inversión
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios