La CE pide a España que evite recortes de impuestos que pongan en riesgo la solidez presupuestaria

La Comisión Europea reclamó hoy a España que, en el actual contexto de ralentización económica, evite recortes de impuestos o aumentos del gasto

La Comisión Europea reclamó hoy a España que, en el actual contexto de ralentización económica, evite recortes de impuestos o aumentos del gasto que puedan poner en riesgo el equilibrio presupuestario. El mensaje del Ejecutivo comunitario llega en plena batalla de ofertas electorales de reducciones de impuestos del PSOE y del PP de cara a los comicios del 9 de marzo.

Bruselas pidió además al Gobierno que prosiga las reformas del sistema de pensiones para contener el efecto del envejecimiento de la población en el aumento del gasto público y reclamó aumentar las inversiones en I+D para impulsar la productividad y favorecer así un "ajuste suave de la economía".

Estas recomendaciones aparecen en la evaluación realizada por la Comisión del programa de estabilidad de España para el periodo 2007-2010. En ella se señala que la posición presupuestaria española es "sólida" gracias al superávit -que en 2007 superó el 2% y para 2008 y los años siguientes está previsto que baje al 1,2%-, y a la reducción de la deuda.

El comisario de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, felicitó a España por "mantener objetivos ambiciosos pese a la ralentización del crecimiento económico". Aseguró además que "los elevados superávit presupuestarios y el bajo nivel de endeudamiento ofrecen un margen de seguridad frente al posible descenso de los ingresos tributarios como consecuencia del actual ajuste del sector inmobiliario".

No obstante, ante esta ralentización del sector inmobiliario y, por ende, de la economía, la Comisión alertó de que "es esencial analizar atentamente los efectos de los recortes impositivos y/o del aumento del gasto, a fin de conservar una situación presupuestaria sólida y garantizar la sostenibilidad a largo plazo de la hacienda pública".

El Ejecutivo comunitario reclamó además "estimular el gasto dirigido a aumentar la productividad, como es el gasto en I+D, en infraestructura y en educación", con el objetivo de "favorecer un ajuste suave de la economía frente a los desequilibrios exteriores, la contracción del sector inmobiliario y el actual diferencial de inflación con la zona euro".

La Comisión destacó como elemento positivo que el plan de estabilidad de España prevé que el nivel de endeudamiento se sitúe en el 30% en 2010 frente al 36% de 2007 y casi el 60% a principios de la presente década.

Previsiones económicas demasiado optimistas

El Ejecutivo comunitario considera demasiado optimista la previsión de crecimiento del Gobierno para 2008, que es del 3,1%. "En 2008, las presiones inflacionistas, las menores expectativas de crecimiento y la evolución del sector de la vivienda pesarán en la renta disponible y apuntan a un menor crecimiento del PIB que el que prevé el programa", destacó.

La Comisión se mostró además más pesimista que el Gobierno sobre la evolución del sector de la construcción. Mientras que el programa prevé una "desaceleración de la inversión en vivienda" las previsiones de Bruselas apuntan a una "contracción del sector, que empezará ya en 2008, y que implicará un estancamiento de la inversión total en 2009".

Fondos de inversión
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios