Es noticia
Menú
Comisiones, rentabilidad, descuentos… qué le ofrece su banco por domiciliar la nómina
  1. Mercados
  2. Finanzas personales
UNO DE LOS PRINCIPALES OBJETIVOS COMERCIALES

Comisiones, rentabilidad, descuentos… qué le ofrece su banco por domiciliar la nómina

Captación de clientes... a ser posible con nómina. Es uno de los principales objetivos comerciales de las entidades, que ofrecen distintas ventajas por ello

Foto:

Es el objetivo número uno de las entidades bancarias. El punto marcado en rojo dentro de los objetivos comerciales de los principales bancos. Captar nuevos clientes y hacerse, principalmente, con aquellos que cuentan con ingresos recurrentes mes tras mes a través de las llamadas cuentas nómina. Estos productos suelen ser la mejor puerta de entrada para conseguir que el banco de turno le exima de las comisiones más habituales, así como para que le proporcione tarjetas de crédito y/o débito gratuitas. Pero no son las únicas ventajas. La nómina es una de las mejores bazas del cliente para obtener condiciones más ventajosas en su entidad.

La domiciliación de nómina es la condición necesaria que piden los bancos para que los clientes puedan disponer de una cuenta en la entidad que no le cobre comisiones por administración y mantenimiento. En algunos casos, cuando el cliente llega con su nómina bajo el brazo al banco pasa a formar parte de un programa sin comisiones de la propia entidad: en el caso de BBVA, “Adiós Comisiones”; en el de Santander, “Queremos ser tu banco”; o en el de Bankia, “Sin comisiones”.

Este suele ser el principal reclamo y uno de los argumentos más valorados por los clientes. No en vano, el coste en términos de comisiones de una cuenta corriente con la que operar y domiciliar recibos suele oscilar entre los 26 y los 45 euros, según el último informe elaborado por el portal de ahorro Fintonic. A ello suelen unirse los gastos derivados de la renovación de las tarjetas de débito y/o crédito. En este punto, siempre depende de qué tipo de tarjeta contrate el cliente (por ejemplo, una clase oro lleva acarreados mayores requisitos) pero, en caso de que opte por una tarjeta básica, si domicilia la nómina puede utilizarlas de forma gratuita en la mayoría de los casos.

Cada entidad tiene su propia filosofía a la hora de premiar a los clientes que deciden establecer un vínculo con ellas. Hasta hace poco tiempo, el premio venía a través de regalos en especie. Hoy, los grandes bancos sólo apelan al bolsillo con las ventajas antes mencionadas. En el caso de Banco Santander, el programa “Queremos ser tu Banco” se activa cuando el cliente cuenta con una nómina superior a 600 euros y le exime de pagar por el mantenimiento de la cuenta, por las transferencias online, por su tarjeta de débito o por la emisión y negociación de cheques.

En el caso de BBVA, el programa “Adiós Comisiones” ofrece las mismas características y permite al cliente elegir si quiere disponer de forma gratuita de una tarjeta de crédito o de débito. Para acogerse a este plan debe tener ingresos mínimos de 600 euros y utilizar su tarjeta al menos siete veces en cuatro meses o realizar cinco cargos en cuenta en ese periodo. En Bankia, además de lo anterior, ofrece un seguro gratuito de accidentes y posibilidad de contratar en condiciones ventajosas el crédito “Puedes más” a pagar en un máximo de ocho años. Actualmente, esta entidad ofrece seis meses de prueba de estas ventajas a sus clientes como campaña promocional. Para beneficiarse de estas ventajas, además de la nómina el cliente debe contar con un seguro en la entidad cuya prima anual sea superior a 125 euros, un plan de pensiones con un saldo de más de 3.000 euros, una tarjeta de crédito con doce operaciones al año o los recibos domiciliados, en el caso de clientes mayores de 65 años.

El reclamo principal que hace Bankinter en su cuenta nómina es la rentabilidad. El del banco liderado por María Dolores Dancausa es el producto que ofrece mayor rendimiento de todo el mercado al remunerar a sus clientes con una rentabilidad del 5% TAE durante el primer año y un rendimiento del 2% TAE durante el segundo. En los dos primeros ejercicios, el interés global de esta cuenta asciende al 3,50% sobre un importe máximo a remunerar de 5.000 euros con liquidación semestral de intereses. Esta cuenta tampoco tiene comisiones y ofrece una tarjeta de débito gratis.

Por su parte, ING Direct dispone de una cuenta nómina que no tiene recargo alguno, ofrece tarjetas de crédito y débito gratuitas y permite ahorrar un 3% en gasolineras Galp y Shell. En el caso de Evo Banco, su producto estrella es la Cuenta Inteligente, un producto que consiste en dos cuentas conectadas entre sí (una corriente para la operativa diaria remunerada al 0,5% TAE y otra a plazo al 1,50% TAE para el ahorro). Todos los días 15 de cada mes el saldo que exceda de 3.000 euros se traspasa automáticamente a la cuenta a plazo y los clientes pueden disponer gratis de dos tarjetas, una de débito y otra de crédito, con las que pueden sacar dinero sin comisión en cualquier cajero del mundo.

En el caso de Banco Popular y Banco Sabadell, una de las grandes bazas de estas entidades es que devuelven parte de los recibos básicos domiciliados en las cuentas. Según el estudio de Fintonic, esta es una de las ventajas más valoradas por los clientes que, en los últimos años, se han acostumbrado a vaivenes en las facturas de electricidad o gas. En el caso de Banco Popular, ofrece a través de Oficina Directa una cuenta nómina que devuelve el 2% de los recibos para nóminas superiores a mil euros y da un descuento del 2% en gasolineras. Estas ventajas vienen acompañadas de las habituales exenciones de comisiones y de la posibilidad de realizar cuatro transferencias al mes gratis.

Otra de las ventajas que se obtienen al domiciliar la nómina es la posibilidad de contratar productos de ahorro o inversión en condiciones preferentes. Entre los más habituales se encuentran algunos depósitos a plazo fijo. Es el caso de Banco Santander y su Depósito Fidelidad a un año, que eleva su rendimiento del 0,54% al 0,74% TAE a quien haya domiciliado su nómina.

Similar es la situación en BBVA o Bankinter. En el caso de la entidad vasca, el Depósito Tranquilidad a 13 meses está dirigido a nuevos clientes con vinculación y remunera a un 1,75% TAE (frente al 1% del cliente raso) a quienes cumplan los requisitos del programa "Adiós Comisiones". En Bankinter su depósito más habitual a 13 meses ofrece un 1,3% TAE al público en general, que se amplía al 2% en caso de que se realice una domiciliación.

En el caso de Bankia, también permite contratar a aquellos clientes que hayan domiciliado su nómina una hipoteca bonificada o préstamos con financiación en condiciones especiales para inversiones en productos de la entidad.

Es el objetivo número uno de las entidades bancarias. El punto marcado en rojo dentro de los objetivos comerciales de los principales bancos. Captar nuevos clientes y hacerse, principalmente, con aquellos que cuentan con ingresos recurrentes mes tras mes a través de las llamadas cuentas nómina. Estos productos suelen ser la mejor puerta de entrada para conseguir que el banco de turno le exima de las comisiones más habituales, así como para que le proporcione tarjetas de crédito y/o débito gratuitas. Pero no son las únicas ventajas. La nómina es una de las mejores bazas del cliente para obtener condiciones más ventajosas en su entidad.

Rentabilidad Finanzas