AHORRA 15 EUROS DE MEDIA AL AÑO CON CADA UNA

Tarjetas de puntos: cuando la fidelidad tiene su premio

Cines, restaurantes, seguros, gasolineras... la variedad de tarjetas de puntos es amplia y ya alcanza las 2,2 tarjetas por cliente en España

Foto: Tarjetas de puntos: cuando la fidelidad tiene su premio

Haga el ejercicio. Si abre su cartera lo más probable es que dentro de ella tenga alguna tarjeta cuya utilidad no sea exclusivamente realizar pagos. Tarjetas de puntos, de fidelización, de descuento, o simplemente club… Son muchas las formas de referirse a estos productos cada vez más extendidos entre buena parte de los comercios de mediano y gran tamaño. Tiendas de todos los sectores acuden a ellas, más todavía en tiempos de crisis en los que todo incentivo para estimular el consumo es poco.

Restaurantes, supermercados, gasolineras, cadenas textiles, compañías de seguros, cines… son innumerables los establecimientos que han lanzado su particular tarjeta de puntos. El pasado verano la OCU trataba de cuantificar estos datos. El 60% de los españoles pertenece a un club de clientes (en países como Reino Unido esta cifra alcanza el 67%) y en sus manos tiene una media de 2,2 tarjetas de fidelización (países como Estados Unidos están a la cabeza de este ranking con 3,3 tarjetas por consumidor).

Lo que es una evidencia es el efecto final que estas tarjetas tienen para el bolsillo. Los últimos datos de estas asociaciones apuntan a que el ahorro medio anual por cada una de ellas asciende a algo más de 15 euros, unas cifras que bien merecen ser tenidas en cuenta. Entre las opciones que cuentan con mayor popularidad entre los consumidores destacan algunas de las siguientes tarjetas.

- Supermercados y grandes superficies: Eroski, Mercadona o El Corte Inglés ofrecen servicios de financiación para los clientes con los que pueden fraccionar sus compras, así como efectuar operaciones a crédito. En el caso de otras cadenas como Alcampo, L. Eclerc, Dia o Carrefour las tarjetas ofrecen descuentos en las compras habituales.

En el caso de Dia o Alcampo la tarjeta permite obtener cupones descuento y ofertas que, en algunos casos, llegan a alcanzar el 60% sobre productos concretos. En el caso de Carrefour, además, se devuelve el 4% del gasto en gasolina en estaciones de servicio Cepsa y del propio grupo de alimentación.

- Gasolineras: las estaciones de servicio también son un lugar propicio para que proliferen estos productos. Además de la devolución de parte de la factura que se obtiene con multitud de tarjetas de crédito, las propias gasolineras también ofrecen sus tarjetas descuento. Ejemplo de ello es la tarjeta “Porque tú vuelves” de Cepsa, que devuelve un 5% de cada repostaje en sus gasolineras o la BP Plus.

- Viajes: dentro de este ámbito, Iberia ha sido una de las compañías que más ha apostado por estas tarjetas de fidelización. Los llamados Avios, que vienen a ser la moneda con la que comprar billetes en la aerolínea, han ido adquiriendo tal popularidad hasta el punto de que, a día de hoy, se pueden llegar a comprar.

En esta línea, destacan también las tarjetas de Renfe (Tempo), con la que también se acumulan puntos que después se pueden canjear por viajes y la Bus Plus de Alsa con la que se puede cambiar los billetes sin penalización alguna. Y después de todos estos ejemplos, siempre queda una de las veteranas en esta materia como es Travel Club. Con ella se reciben puntos al comprar en distintos establecimientos y gasolineras que después se pueden canjear por viajes y otros artículos dentro de un catálogo.

- Cadenas textiles: en este caso, la pregunta sería cuál de estas franquicias no tiene su particular tarjeta de puntos. Inditex, Cortefiel, El Corte Inglés, Decathlon en el ámbito deportivo… Todas ellas cuentan con sus respectivos planes de fidelización. Por ejemplo, en el caso de Springfield, una de las franquicias de Cortefiel, devuelve en un cheque el 4% de las compras a partir de 100 euros gastados. Cuando se alcanzan los 150 euros, la devolución se eleva al 6% y a partir de 250 euros al 8%.

En el caso de Inditex, cuenta con la tarjeta Affinity Card para todas sus franquicias. Entre las principales ventajas está la posibilidad de financiar las compras a tres meses sin intereses y a seis meses con un tipo de interés del 1% TAE.

- Restaurantes y cines: algunas de las grandes cadenas de restauración también han apostado por las tarjetas de fidelidad como arma para atraer clientes. Grupo Vips es uno de los jugadores más activos en este ámbito con el lanzamiento continuo de promociones para sus socios. De la misma manera, los afiliados al Club Vips pueden obtener cheques Eurovips conforme vayan utilizando su tarjeta de puntos. Por su parte, otra cadena como Foster’s Hollywood cuenta con su tarjeta Fosterianos con la que se pueden obtener descuentos promocionales.

Incluso los cines también echan mano de las populares tarjetas fidelidad. Conocidas son la llamada Cinesa Card y Movie Yelmo con la que se consigue una rebaja en los precios de las entradas. En el caso de la primera, además de los típicos puntos, los jueves se obtienen entradas a precios reducidos. Para la segunda, se aplica un descuento del 50% en la entrada general los lunes y jueves.

El universo de tarjetas de fidelización es difícilmente ordenable y sigue en plena expansión. Las empresas han encontrado en estos productos un filón para dar algo de brillo a su negocio en tiempos de pocas florituras. El único límite está en el espacio de nuestra cartera. No obstante, incluso este problema ya tiene solución. Recientemente se ha lanzado una aplicación para teléfonos móviles llamada Stocard que se encarga de escanear y almacenar las tarjetas de puntos para que su uso ya no sea una carga ni una cuestión de espacio. 

Finanzas personales
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios