Amorim, el rey del corcho se pasa a la moda

Américo Ferreira de Amorim (Mozelos, Portugal, 1934), el Rey del Corcho, se ha pasado a la moda. El empresario más rico de Portugal (tiene una fortuna

Foto: Amorim, el rey del corcho se pasa a la moda
Amorim, el rey del corcho se pasa a la moda

Américo Ferreira de Amorim (Mozelos, Portugal, 1934), el Rey del Corcho, se ha pasado a la moda. El empresario más rico de Portugal (tiene una fortuna superior a 7.000 millones de dólares), comenzó en el mundo del corcho y los últimos 38 años ha tocado varios sectores. El último, el de la moda: el pasado 4 de agosto adquirió el 25% de la firma de moda Tom Ford.

En 1970, fundó junto a sus hermanos el Grupo Amorim, del que es presidente, para dedicarse a la industria del corcho. Actualmente, el grupo realiza importantes inversiones en los sectores de hidrocarburos, inmobiliario, turístico y financiero y desarrolla su actividad en más de 30 países.

El empresario portugués también tiene su nombre escrito en el mundo de la banca. Es uno de los principales accionistas del BIC (Banco Internacional de Crédito), la tercera mayor institución bancaria de Angola. En España, es conocida su participación en Banco Popular, donde es el tercer mayor accionista con el 7,82% (aunque fuentes cercanas al mercado afirman que podría tener cerca del 10%).

Vigila muy de cerca al banco español porque para él es una inversión interesante. Cuando Trinitario Casanova puso a la venta su 3,5% en junio, el empresario luso estuvo mantuvo conversaciones para adquirir su participación o parte de ella. Sin embargo, las negociaciones no llegaron a buen puerto.

Por otro lado, el Rey del Corcho es accionista de la petrolera portuguesa Galp, donde controla el 33,34% del capital a través de su empresa Amorim Energía. ENI y la Caixa Geral de Depósitos son las otras dos compañías con mayor participación. El acuerdo, con validez hasta el 2010, supuso para Grupo Amorim convertirse en el referente de la compañía y pieza básica para su gestión.

Desde su entrada en la compañía hace tres años, la petrolera está realizando importantes estrategias de expansión dentro del país y es el punto referencia para las gasolineras lusas. Actualemente, Galp está en condiciones de competir con las firmas españoles del sector en un futuro mercado ibérico.

Ahora, Americo Amorim no ha podido resistirse al mundo de la moda y el lujo. Hace dos semanas adquirió el 25% del capital de la firma de moda de lujo estadounidense Tom Ford, que tiene proyectos de expansión para otros países.

Este nuevo negocio supone un proyecto a largo plazo y cabe la posibilidad de sacar a bolsa la marca en un plazo de entre cinco y siete años. La entrada de Amorim es el punto de partida del plan de expansión de la marca, que actualmente sólo tiene tres tiendas, en Nueva York, Zurich y Milán.

Junto a Amorim, la empresa tiene dos socios más: el propio diseñador Tom Ford y el ex presidente de Gucci, Domenico de Sole. Los tres quieren que, en siete años, Tom Ford International tenga franquicias en Europa, Estados Unidos y Asia, en ciudades como Moscú, Hong Kong, Pekín, Dubai y Qatar.

Amorim entra en este negocio por el desarrollo económico del continente asiático. El propio empresario afirmó el pasado febrero que el crecimiento económico de India y China les convierte en un mercado propicio para productos de lujo y dentro de poco aumentarán su demanda.

Como anécdota, destacar que Américo Amorim es cónsul de honor de Hungría en Portugal e incluso la embajada del país centro europeo lleva su nombre, Edificio Amorim.

Finanzas personales
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios