El dato de inflación que mira la Fed se dispara a un ritmo no visto desde los 90
  1. Mercados
GANA UN 3,1% EN ABRIL

El dato de inflación que mira la Fed se dispara a un ritmo no visto desde los 90

Después de la revisión estratégica, el banco central liderado por Jerome Powell permite que la inflación se mantenga ligeramente por encima del 2% durante un tiempo

placeholder Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Los precios siguen presionando la narrativa de la Reserva Federal. El índice subyacente de gasto en consumo personal (PCE, por sus siglas en inglés) que publica el departamento de Comercio ha subido un 3,1% en abril en comparación con el año anterior.

Este dato, que no tiene en cuenta los precios de la comida no elaborada o energía, registra así su mayor repunte desde los años 90, poniendo en el foco las decisiones de una Fed que ha subrayado de forma reiterada que el repunte de la inflación es puntual y que de momento se mantiene el rumbo de política monetaria actual.

Foto: EC.

En marzo, este índice había ganado un 1,9% interanual. El de abril, además, no solo fue mucho mayor que el dato anterior, sino que estuvo por encima de las estimaciones del consenso recogidas por 'Financial Times', que apuntaban a un salto del 2,9%.

Unas cifras que están muy por encima del objetivo de evolución de los precios de la Reserva Federal, que tiene como meta un objetivo del 2%, aunque después de la revisión estratégica el banco central liderado por Jerome Powell permite que la inflación se mantenga ligeramente por encima de esta marca de forma puntual.

Además, hay que tener en cuenta que estos números hacen una comparación con la primavera de 2020, momento en el que la sociedad de prácticamente el mundo entero se encontraba confinada.

El auge del gasto de los consumidores, que supone en EEUU dos tercios de la actividad económica, es uno de los factores que apuntan a una aceleración del crecimiento.

Los economistas esperan que el elevado porcentaje de vacunados en el país, ya más del 50% de la población adulta, así como el final de las restricciones en comercios impuestas por la pandemia y el estímulo fiscal lanzado por el presidente Joe Biden lleven este año a la economía de EEUU a un crecimiento superior al 6%, algo no visto desde la década de 1980.

Biden ha propuesto un plan de infraestructuras de 1,7 billones de dólares destinado a la creación de puestos de trabajo y la modernización de la avejentada red de transporte del país.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Inflación Reserva Federal
El redactor recomienda