¿Invertir en bolsa o tapar agujeros? Qué hacer con el dinero del Gordo si te toca
  1. Mercados
finect

¿Invertir en bolsa o tapar agujeros? Qué hacer con el dinero del Gordo si te toca

"Un tercio para realizar tus proyectos más anhelados, otro para cancelar tus deudas y ayudar a quien lo necesite, y otro para asesorarte profesionalmente y ahorrar"

placeholder Foto: Foto: EFE.
Foto: EFE.

Pongámonos en situación: este próximo 22 de diciembre estás tranquilamente trabajando, con la tele o la radio de fondo, y de pronto un niño de San Ildefonso canta el número del décimo que has comprado... Además de alegrarte mucho y lanzar un buen grito para celebrarlo, ¿qué sería mejor hacer? ¿Conviene invertir ese dinero o mejor reducir deuda? ¿Cuánto riesgo asumir con la inversión?

El consejo más repetido por los asesores financieros sería dividir el premio en varias partes. Hay que tener en cuenta que la primera ya ni la vemos, porque se la queda Hacienda. Hasta 40.000 euros no debemos pagar nada, pero a partir de ahí compartimos un 20% del premio con el fisco. Por lo tanto, si teníamos un décimo, el premio de 400.000 euros quedará reducido a 328.000 euros.

Foto: Asturias lleva 12 años sin oler el Gordo, aunque lo ha hecho en nueve ocasiones (EFE)

Con esta cantidad que llega a tus manos, lo primero es intentar mantener la cabeza fría. "Al recibir el dinero, mi recomendación es que estemos unos meses sin consumir ni invertirlo, tiempo que servirá a su vez para hacer un ejercicio de autorreflexión sobre cuáles son los objetivos vitales que me marco", explica Cristina Estalella, asesora financiera de Abante Asesores y ganadora de Asesor Top 2020.

Una vez pensado qué queremos hacer, los asesores aconsejan dividirlo en tres partes: "Un tercio para realizar tus proyectos más anhelados, otro para cancelar tus deudas y ayudar a quien consideres que lo necesita, y otro para asesorarte profesionalmente y ahorrar, invirtiendo de forma equilibrada y prudente", explica Lucien Nelson, asesor financiero en Santalucía Vida y Pensiones.

Caprichos, ponernos un límite del 10%

En el primero de los bloques, deberíamos incluir lo que destinemos a celebrar la fortuna de haber sido premiados. ¿Cuánto? En una encuesta que hemos realizado desde Finect los usuarios han dicho un 10%, que está bien, en la línea de lo que recomiendan los asesores. Es decir, unos 3.300 euros para los premiados con el Gordo en un décimo.

Pero realmente lo importante es que tomemos una decisión sobre ese ‘presupuesto’, es decir, que antes de empezar a gastar pongamos un límite, porque con las celebraciones enseguida se disparan los gastos más allá de lo que podamos pensar. "Hay que procurar no dejarse llevar por el consumismo y tener presente cuál es nuestro objetivo de inversión y nuestra situación patrimonial", considera Julián Aniel-Quiroga, asesor financiero en Atl Capital y también Finect Asesor Top 2020.

Reducir deuda… si estás pagando muchos intereses

El segundo de los bloques sería reducir deuda. ¿Cuánto? Aquí dependerá mucho de los créditos y los intereses que estemos pagando. Por ejemplo, hay muchos consumidores con condiciones de financiación muy buenas gracias a los tipos bajos. Muchos hipotecados a tipo variable, por ejemplo, con la caída del euríbor hasta el -0,5% apenas están pagando dinero en intereses. Pero otros están pagando diferenciales mayores y tipos fijos por encima del 3%.

La regla de oro aquí es reducir al máximo los intereses que estemos pagando. Lo podemos hacer de dos formas, negociando con el banco para que nos bajen el tipo del crédito, ahora que tenemos la sartén por el mango por tener tanta liquidez en la cuenta. O, directamente, amortizando una buena parte de la deuda, para que los intereses que pagamos sean mucho menores. Ahora bien, pero para quienes no están pagando apenas intereses, quizá la inversión pueda ser una mejor opción. Igual para aquellos que no tengan deudas.

Inversión: empezar poco a poco

Aunque las rentabilidades esperadas de los mercados resulten menores que en el pasado, una cartera mixta tendría ahora una esperanza de rentabilidad a largo plazo del 2,5%-3% y cercana al 5% destinando la mayor parte de la cartera a renta variable, según los modelos de valoración estadísticos como los de Nordea o JPMorgan AM. Unas cifras que suenan bien cuando la alternativa de los depósitos es cero o incluso una comisión y, sobre todo, cuando nuestro punto de partida para invertir son cantidades como 100.000 o 200.000 euros.

Claro, con un precio a pagar, que es la volatilidad. Es decir, las fluctuaciones de los precios y el impacto en nuestras emociones de poder sufrir caídas temporales de hasta el 40% en unas semanas, como pasó en febrero y marzo. Dicho de otra manera, que si invertimos 200.000 euros del premio, podamos ver que su valor cae hasta los 120.000 euros en una mala racha de mercado, 80.000 euros a bajo. Y por eso mucha gente prefiere quedarse en liquidez en las cuentas corrientes o depósitos. ¿Qué hacer?

Para los no convencidos, los asesores financieros recomiendan ir paso a paso, asumiendo riesgo según nos vayamos familiarizando con la inversión. "Empezar es el paso más complicado, porque o no tenemos conocimientos o no sabemos cómo hacerlo, por lo que hay que comenzar poco a poco, haciendo aportaciones periódicas todos los meses y después, cuando ya veamos cómo funciona, invertir una mayor cantidad", explica Borja Nieto, cofundador de Micappital y también Asesor Top 2020.

"Empezar es el paso más complicado, porque no tenemos conocimientos, por lo que hay que comenzar poco a poco"

En su opinión, "los fondos de inversión son lo mejor, porque con no mucho conocimiento y eligiendo bien, puedes conseguir una buena rentabilidad, pero siempre con esa premisa de iniciarse poco a poco y no meter todo de golpe". Otra alternativa sería el inmobiliario, comprar un piso o un local para alquilar. Pero aquí hay que tener en cuenta que no podremos tener tanta diversificación y que la crisis económica ofrece tanto ventajas como inconvenientes: por un lado, se puede acceder a mejores precios; pero por otro, si es para alquilarlo y obtener rentas, la situación se antoja mucho más complicada.

Por último, los asesores también recomiendan estirar el premio tomando buenas decisiones para la renta del próximo año. Por ejemplo, este año todavía están en vigor las desgravaciones por hasta 8.000 euros por la inversión en planes de pensiones (que el año próximo bajarán a 2.000 euros) y, si queremos ser generosos y compartir el premio, la donación a ONGs también nos puede suponer un buen ahorro en la declaración del próximo año.

¿Cuánto puedo ganar invirtiendo a largo plazo?

Deudas Crisis Lotería
El redactor recomienda