El último value de Prisa: Bestinver y AzValor asumen pérdidas mientras Cobas aguanta
  1. Mercados
SE DESPLOMA UN 48% SOLO EN 2020

El último value de Prisa: Bestinver y AzValor asumen pérdidas mientras Cobas aguanta

En el último mes, la mediática acumula un alza de casi el 90%, impulsada por el acuerdo de refinanciación que ha cerrado este jueves

placeholder Foto: Sede del Grupo Prisa. (EFE)
Sede del Grupo Prisa. (EFE)

Las gestoras de valor desisten de otra posición en su cartera. Se trata de Prisa, que si ya antes del coronavirus vivía momentos difíciles en bolsa, con la pandemia parece haberse despedido definitivamente de una recuperación fácil en el mercado. Tanto Bestinver como AzValor liquidaron en el tercer trimestre sus inversiones, asumiendo por ello pérdidas en sus carteras ibéricas, según ha quedado registrado en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) este noviembre. Sin embargo, hay un ‘value’ que resiste todavía en el valor y que, tras las subidas de la refinanciación, se encuentra en una posición algo más ventajosa: Cobas.

El grupo mediático acumula una caída de más del 48% en un año que ha puesto en cuestión varias veces su viabilidad, con una reducción de capital en mayo, tensiones en la junta de junio y, ahora, una refinanciación de la deuda. Esta última operación, de hecho, ha entrado como una bocanada de aire fresco en la cotización de Prisa, que, junto con las subidas de ayer jueves, ya acumula un alza de casi el 90% en el último mes. No obstante, los 74 céntimos por acción a los que cotiza siguen todavía lejos de los máximos de 1,43 euros que alcanzó en 2019 (por no hablar de los niveles por encima de los tres euros que ha perdido en menos de cinco años).

Foto: Sede del Grupo Prisa. (EFE)

Tanto Bestinver como AzValor se han ido de Prisa con fuertes pérdidas para sus clientes. La gestora de Acciona entró en la ampliación de capital del segundo trimestre de 2019 cuando la acción rondaba algo más del euro y medio, con una posición del 2,57% de la cartera. El entonces director de Inversiones, Beltrán de la Lastra, explicó en aquel momento su interés por el negocio de Santillana (cuyas operativas en España han sido ahora vendidas) y por un nivel de deuda que en aquella época consideraba “aceptable”.

Por su parte, AzValor entró en el primer trimestre de 2018, justo cuando la cotizada se encontraba en otra reestructuración, con la venta de Media Capital pendiente y con la salida de la dirección de Juan Luis Cebrián. Invirtiendo casi un 4,9% de su cartera ibérica en la mediática, la gestora de los ex Bestinver ‘pilló’ entonces el valor en un precio de en torno a los dos euros por acción. Con la salida del valor este verano, los gestores reconocieron que la compañía se había visto ahogada por "elementos negativos temporales como el covid-19 y otros permanentes", por lo que la gestora había decidido vender para comprar en otras empresas (también en apuros) como Indra.

En cambio, el historial de Cobas en la mediática es mucho más corto, con Prisa pesando un 0,77% de la cartera. Mientras las otras dos firmas asumieron pérdidas en el tercer trimestre, fuentes de Cobas afirman que la gestora sigue invertida en Prisa, habiéndose beneficiado de las subidas de las últimas semanas. El fondo capitaneado por Francisco García Paramés entró en el trimestre de la hecatombe ‘coronavírica’ de este 2020, momento en el que Prisa se desplomó casi un 60% en una semana. "Creemos que a largo plazo esta crisis podría ayudar a acelerar la concentración del mercado, a una mayor eficiencia en costes y a que se acelere la transición digital", explicó entonces García Paramés. No es la primera vez que Cobas pone su confianza en el sector mediático, ya que la gestora es accionista relevante en Vocento desde 2017.

En los últimos años, las gestoras de la filosofía 'value' en España se han encontrado con varios casos que no les han salido como hubieran querido

La filosofía ‘value’ busca invertir en empresas que pasen por un mal momento y que estén baratas en bolsa pero que, según estimen los gestores, tengan potencial de recuperarse y mejorar. En este contexto, en los últimos años, las gestoras de esta filosofía en España se han encontrado con varios casos que les han salido ‘rana’ a muchas de ellas, sobre todo porque dado el reducido tamaño del mercado español, las firmas de valor suelen tener unas carteras ibéricas bastante parecidas entre sí. Ejemplos claros de ello fueron OHL o Duro Felguera en 2019.

El ‘track record’ de estas tres gestoras, por ejemplo, no pasa por un buen momento. AzValor Iberia acumula un desplome anualizado del 19% en los últimos tres años, mientras que Cobas Iberia se deja otro 17% anualizado en el mismo periodo, seguida de Bestinver, que pierde un 10%, según datos de Morningstar.

Los inversores no parecen contentos con estos números. En lo que va de 2020, Bestinver, AzValor y Cobas han registrado reembolsos netos por 139 millones de euros, 75 millones de euros y 40 millones de euros, respectivamente, según datos de Inverco. Cierto, ha sido un año complicado, pero tampoco el 2019, un periodo de bonanza en los mercados, sonrió a los 'value' de la vieja guardia: Bestinver vio salir 47 millones de euros, Azvalor otros 89 millones de euros y Cobas otros 37 millones de euros, según las cifras de la patronal a cierre del ejercicio. Las gestoras insisten en pedir paciencia y recuerdan a menudo a sus clientes que la inversión de valor es largoplacista y tarda tiempo en dar sus frutos.

Noticias del Grupo Prisa
El redactor recomienda